Eddie Redmayne en la premiere de la película.

Eddie Redmayne en la premiere de la película. EFE

Cine Entrevista

Eddie Redmayne: “Dumbledore es gay, y su historia de amor será la más profunda”

Noticias relacionadas

La saga de Harry Potter convirtió a J.K. Rowling en una de las escritoras más influyentes de las últimas décadas. Su saga sobre un mago adolescente que no encajaba sirvió de inspiración a muchos chavales, y reconectó a una generación con el hábito de la lectura. De repente, chicos y chicas de menos de 15 años hacían cola en las librerías para comprar la nueva entrega de su serie favorita.

Luego llegaron las películas y el fenómeno se multiplicó. Todo lo que tocara a Hogwarts se volvía un éxito, así que desde Warner Bros tuvieron claro que había que continuar con la franquicia. Cogieron un apéndice publicado por Rowling llamado Animales fantásticos y dónde encontrarlos y lo convirtieron en la precuela de Harry Potter.

Lo novedoso en aquella película es que Rowling asumió las labores de guionista, así que todo lo que saliera en los filmes serían sus aportaciones a la saga. Ahora se estrena la segunda parte, Los crímenes de Grindelwald, en la que nos encontramos con un viejo conocido, Albus Dumbledor, y a su archienemigo (y algo más que eso), Grindelwald, interpretado por Johnny Depp, que continúa con su labor de acabar con los 'no magos'.

Tráiler de Los crímenes de Grindelwald.

La posición de Rowling en la industria le ha permitido alzar la voz contra el brexit, Donald Trump, o para hacer declaraciones sorprendentes sobre sus personajes. Ella fue la que sin ningún tapujo dijo que Dumbledore era gay, y que siempre le había concebido así aunque no hubiera pruebas explícitas en las primeras películas. Por ello, el tráiler de este filme, en el que el mago (ahora interpretado por Jude Law) miraba el espejo que muestra lo que uno más desea y aparecía Grindelwald hicieron sospechar que Los crímenes de Grindelwald empezaría a explotar la primera relación homosexual de la franquicia.

A pesar de que no haya ninguna mención, el subtexto de la historia de amor entre ambos personajes está ahí, y el propio Eddie Redmayne -que da vida al protagonista Newt Scamander-, que ha venido a España a presentar el filme, lo confirma. “Sabemos que Dumbledore es gay. J.K. Rowling ha hablado de ello explícitamente, y creo que es lo correcto para alguien que cuenta historias, y más si va a tener cinco películas para hacerlo, que se tome la paciencia que necesita en cada casos. En esta película no ves un beso de Grindelwald y Dumbledore, pero ves una pista de toda la intimidad que había entre ellos, y para mí no hay duda sobre eso. Hay un momento en el que se dice: erais como hermanos, y Jude Law contesta: no, éramos más que eso, y para mí eso lo dice todo. En las otras historias de amor hay flirteo, hay algo divertido, pero esto es más profundo, tiene más raíces, y creo que va a ser la historia de amor más profunda y fuerte de todas”, dice el actor preguntado por EL ESPAÑOL.

Eddie Redmayne en una imagen de la película.

Eddie Redmayne en una imagen de la película. EFE

El discurso político de Rowling contra Trump y el auge de la extrema derecha tambiéne está en Los crímenes de Grindelwald. La mejor escena del filme es un discurso de Johnny Depp que perfectamente podría haber dicho Trump o Le Pen. Habla del odio y el miedo hacia lo diferente, de estar por encima de los demás, algo que para Callum Turner, que interpreta al hermano de Newt Scamander, cree que es “el arte reflejando lo que sucede en la vida”. “Todos tenemos que ser responsables de lo que está ocurriendo y reflejar la sociedad. Es una película inclusiva, hay un personaje gay… y el filme es in espejo para todo el mundo, y creo que esto va a ir a más, la saga va a seguir contando lo que pasa en la sociedad”, ha dicho en Madrid.

Para Redmayne esto es parte de la grandeza de J.K. Rowling, capac de “darte una especie de abrazo mágico increíble que te sumerge en su mundo, pero al mismo tiempo, porque por eso es una de las grandes artistas del siglo XXI, tiene una antena que capta con sensibilidad lo que sucede en el mundo”. “Creo que recae en los artistas como ella la responsabilidad de luchar contra estas cosas, y de poner un espejo delante nuestro para mostrarnos dónde nos encontramos, y no sólo ahora. La película también habla de nuestra historia, y de cómo debemos aprender de ella. Voldemort era aterrador, pero Grindelwald tiene encanto, es seductor, te atrae, te intoxica, y eso lo hace más siniestro”, zanja el ganador del Oscar por La teoría del todo.

La nueva de saga de Harry Potter acaba de empezar, y todavía tienen tres películas para seguir explorando su discurso político e inclusivo, quizás incluso de una manera más explícita. El cine de entretenimiento también muestra su compromiso, aunque sea a través de un espejo mágico.