Este pasado domingo Rocío Carrasco (43 años) desveló en su serie documental Rocío: contar la verdad para seguir viva cómo fue el proceso de adopción de sus hermanos, Gloria Camila (25)José Fernando (28), en el año 1999. Sin duda, uno de los episodios más esperados y complicados para la familia, pues pública y notoria es la nula relación que existe entre los hermanos en la actualidad. En el especial, Carrasco ha asegurado algo desconocido hasta la fecha: el papel importante que ella jugó en ese proceso de adopción. 

Noticias relacionadas

"Yo estaba encantada con los niños. Por edad, mi madre y José Ortega Cano (67) si no hubiesen contado con nadie que les respaldara, por la edad no hubiesen podido adoptar a los niños. Hacía falta la firma de alguien para que en caso de que a ellos les sucediera algo, los niños iban a quedar debidamente atendidos, esa persona que firma soy yo", ha aseverado Rocío. No obstante, pese a la buena sintonía inicial, lo cierto es que algo debió pasar para que el contacto se perdiera y se quebrara para siempre. Ahora bien, mucho se está hablando estos días sobre Rocío Flores (24) y su estado anímico en medio de las impactantes revelaciones de su madre, pero ¿cómo se encuentra Gloria Camila? 

Rocío y Fidel, junto a Ortega Cano y sus hijos, Gloria Camila y José Fernando. Gtres

JALEOS tiene la respuesta. Gloria se encuentra refugiada por completo en su trabajo como actriz en la serie de TVE, Dos vidas, donde interpreta el papel de Cloe, una joven de dieciocho años que ha tenido que dejar la ciudad y mudarse a un pueblo a causa de la crisis. Según la información que maneja en exclusiva este medio, a través de fuentes de total solvencia, en los rodajes de esta ficción reina un silencio sepulcral con respecto al escándalo de la docuserie de Rocío Carrasco. Nada se nombra sobre esta cuestión en presencia de Gloria Camila, ni esta hace referencia alguna al especial que se está emitiendo en Mediaset.

Gloria, que según se apunta es "súper maja" con todo el equipo de grabación y con sus compañeros intérpretes, guarda un bonito recuerdo de sus padres en la pantalla de su teléfono móvil, como se desliza a este medio. Camila tiene una fotografía de Rocío Jurado y José Ortega Cano, en la pantalla de su móvil. No cabe duda que de esta forma la joven tiene muy presente a sus progenitores y, muy en concreto, a su madre, fallecida en 2006. Un detalle, el de la imagen de su teléfono, muy significativo y que cobra un especial cariz en estos momentos en los que los cimientos de la familia se han visto zarandeados por el testimonio de Rocío Carrasco. 

José Fernando y Gloria Camila, en una de sus imágenes más recientes. RRSS

Sea como fuere, pese a ese silencio sepulcral que se respira en el entorno profesional de Gloria Camila, lo cierto es que la joven no tiene que estar atravesando un buen momento, sobre todo al ver cómo dos de las personas más importantes de su vida, Rocío Flores y su padre, Ortega Cano, están en la diana mediática y sufriendo directamente la consecuencias de la serie documental de Carrasco. Por su parte, Gloria ha sostenido en el tiempo que no mantiene ninguna relación con su hermana, ni buena ni mala. A principios de 2020 Gloria Camila dijo en el plató de Volverte a ver, de Telecinco, que la relación con su hermana Rocío era "inexistente". "Yo habría tenido una conversación con ella hace años, pero ya no porque tengo mi vida", declaró ante Carlos Sobera (60), el presentador del programa. "Si hay que tenerla la tendré, pero no espero ese día", aclaró, y aprovechó la ocasión para explicar cómo se llevaban hace años. "Cuando yo era pequeña la relación era buena. No sé qué pudo pasar para que, de repente, desapareciese", añadió. De momento, Rocío Carrasco no ha abordado esta cuestión en el documental, pero sí existen datos en la hemeroteca televisiva y de la prensa del corazón. En 2011, después de que Ortega Cano sufriera aquel trágico accidente de coche, Rocío Carrasco hizo una promesa ante los medios: "No les faltará de nada y estarán bien atendidos".

Extremo que su propia hermana se encargó de desmentir. "¿Qué hermana? ¿Con la que llevo tres años sin hablar?", espetó el día de su cumpleaños, abriendo públicamente una brecha insalvable. Los periodistas bien informados fechan el arranque de sus tiranteces tras la muerte de Rocío Jurado en 2006. Todos los miembros convinieron en respetar las últimas voluntades, pero fue inevitable poner el acento en la falta de equidad en el reparto: Rocío era nombrada heredera universal y, de acuerdo con los tiempos, se distanció de su familia. 

También de sus hermanos. A ellos, Jurado 'solo' les dejó la legítima. Se pensó que los pequeños ya disfrutarían, además, de la herencia futura de su padre, Ortega Cano. La herencia los distanció aún más, si bien su relación fraternal nunca fue del todo fluida. Hay quien apunta a la diferencia de edad, pese a que los hermanos estaban bajo la tutela de Rocío. En este punto, cabe puntualizar que la legítima se obtuvo de la venta del chalé que la cantante poseía en La Moraleja. Esta casa se vendió por tres millones de euros. Uno para cada hijo. Pero no se cubría la totalidad, en detrimento de Gloria y José Fernando. El abismo entre los hermanos se hacía más grande. 

José Ortega Cano y Rocío Jurado junto a sus hijos en 2002. Gtres

"La adolescencia de Gloria también fue complicada, aunque nada comparado con lo que está pasando José Fernando. Rocío creyó que la responsabilidad de encauzar a los niños en la vida era de su padre y ella, como hermana, no estaba dispuesta a hacerse cargo de ellos", explicó una fuente a Vanitatis hace unos años. En esa línea, el periodista Antonio Rossi aseguró: "Rocío nunca se ha sentido vinculada a esos niños. En el momento en el que llegan a España, ella ya tenía una familia. No vivía con su madre ni con el marido de esta, Ortega". 

Otra de las 'excusas' que habría dado Rocío Carrasco es que el impulsor de la adopción de Gloria y José Fernando habría sido el diestro, más que su propia madre. "Tras el fallecimiento de su padre y la enfermedad de su madre, que fueron casi cuatro años, ella no tenía contacto con esos niños", añadió Rossi. Por tanto, no eran  "responsabilidad suya" y "ya tenían un padre". Otras versiones e informaciones, en cambio, han desmentido la versión de Antonio Rossi, sin desvelar, eso sí, qué fue, pues, lo que dinamitó toda relación. 

[Más información: Rocío Carrasco y sus hermanos 'olvidados', Gloria Camila y José Fernando: qué calla de ellos y qué contará]