La princesa Leonor a su llegada a la Santa Cueva de Covadonga.

La princesa Leonor a su llegada a la Santa Cueva de Covadonga. Gtres

Casas Reales VISITA OFICIAL

La princesa Leonor ejerce por primera vez como heredera de la Corona en Covadonga

Este sábado Asturias tiene mucho que celebrar. Se cumple el primer centenario de la coronación de la Virgen de Covadonga, también el del Parque Nacional de la Montaña de Covadonga (o Picos de Europa) y los 1.300 años desde el origen del Reino de Asturias, pero a todo ello este 8 de septiembre se le suma la primera visita oficial de la princesa Leonor a la tierra que le otorga su título real. A sus 12 años, la primogénita de los reyes Felipe (50) y Letizia (45) se acaba de estrenar en su 'mandato' y en sus pasos hacia la herencia del trono.

Fue el pasado mes de junio cuando se anunció que el nombre de la princesa y el de su hermana, la infanta Sofía (11), aparecerían en la agenda real para este sábado. Los asturianos esperaban esta cita con especial ilusión y lo han demostrado. Las calles de Covadonga y los alrededores de la Basílica se han llenado de gente, de curiosos y de cientos de personas con la bandera de Asturias y de España para recibir con cariño a 'su' princesa.

Llegaban con 25 minutos de retraso. La princesa ha lucido un vestido blanco, mientras su hermana vestía de rosa y su madre, la reina Letizia, de rojo. La esposa de Felipe VI miraba atentamente a su hija mayor para buscar su mirada como intentando tranquilizarla ante su día clave. Tras sonreír a su madre, la princesa se ha dirigido hasta el lado de su padre y allí no ha dudado en ponerse junto a él para la foto -para ser la primera- y después le ha agarrado la mano al monarca para caminar hacia el interior de la cueva.

El primer acto institucional oficial de Leonor ha comenzado visitando la Santa Cueva a las 12:10 horas. Allí permanece 'La Santina', la Virgen de Covadonga, la más querida por los asturianos, que esperaba a la princesa con un mantón rojo de terciopelo y detalles dorados. En el mismo lugar se encuentra la tumba del rey Pelayo, personalidad que representa la Reconquista cristiana iniciada en la zona astur.

Dentro de la cueva se han presentado ante la Virgen. Cuando el obispo ha mencionado el nombre de cada uno de los miembros reales, al llegar el turno de nombrar a la infanta Sofía, la reina Letizia ha tenido un tierno gesto hacia ella tocando su pelo y su espalda en señal de cariño.

El obispo ha entregado a los reyes una medalla conmemorativa por el centenario de la Coronación de 'La Santina'. La princesa y la infanta también han recibido sendos obsequios: dos pequeñas medallas en oro dorado y oro blanco con la imagen de la Virgen, con piedras preciosas incrustadas y la Cruz de la Victoria en su reverso.

La princesa Leonor inaugura su agenda como heredera del trono de España

Tan solo 10 minutos después han abandonado el lugar. Al dirigirse al coche, los asturianos que se agolpaban frente a ellos gritaban: "¡Queremos saludarle! ¡Queremos saludarle!", a lo que los cuatro respondieron agitando sus manos justo antes de meterse en el vehículo camino a su próximo destino.

A continuación ha tenido lugar una misa solemne de unos 50 minutos -que ha comenzado media hora más tarde de los prevista- en la Basílica de Covadonga. Justo después las reyes y sus hijas han presidido el acto en la explanada de la Basílica en la que han saludado a las autoridades presentes. Lo hacían mientras los curiosos coreaban "¡Viva España!".

Al término del acto, los cuatro se han acercado hasta la zona en la que aguardaban los curiosos paisanos para saludarles. Las dos menores han sido las más aclamadas y ellas han respondido dando la mano a todo aquel que se lo pidiera. Tras esta cita han visitado el Museo de Covadonga.

Por la tarde, los cuatro miembros de la Familia Real visitarán el lago Enol, el más grande de Asturias. Sobre las 18 horas Leonor inaugurará el Mirador de La Princesa, en honor a ella como recuerdo de la especial visita de este sábado.