Sanidad El presidente de la Junta de Castilla y León, Alfonso Fernández Mañueco, reclamó hoy a las confesiones religiosas, entre ellas a la jerarquía de la Iglesia Católica, que adopten medidas sobre las entradas y salidas de los lugares de culto por ser “especialmente peligrosas” para que se produzcan contagitos de COVID-19.Fernández Mañueco compareció por videoconferencia horas después de conocerse el auto del Tribunal Supremo que suspende el adelanto del toque de queda a las 20 horas en la Comunidad, vigente desde hace un mes.En ese sentido, el presidente de la Junta informó de conversaciones con la jerarquía católica para que se cumplan las normas dictadas y para adaptar los lugares de culto a las prescripciones de las autoridades sanitarias.Además, sobre el aforo de los lugares de culto, fijado en 25 personas y que la ‘popular’ Pilar del Olmo, exconsejera de la Junta, solicitó modificar este martes, Fernández Mañueco indicó que su compañera de partido no se había dirigido a él y que estaría pendiente del móvil.Al respecto, el jefe del Ejecutivo autonómico abogó por esperar a que se pronuncie el Tribunal Supremo sobre la restricción en el aforo de los lugares de culto.

Mañueco reclama control sobre las entradas y salidas de lugares de culto por ser “peligrosas” para los contagios de COVID-19

16 febrero, 2021 18:33

El presidente de la Junta de Castilla y León, Alfonso Fernández Mañueco, reclamó hoy a las confesiones religiosas, entre ellas a la jerarquía de la Iglesia Católica, que adopten medidas sobre las entradas y salidas de los lugares de culto por ser “especialmente peligrosas” para que se produzcan contagitos de COVID-19.

Fernández Mañueco compareció por videoconferencia horas después de conocerse el auto del Tribunal Supremo que suspende el adelanto del toque de queda a las 20 horas en la Comunidad, vigente desde hace un mes.

En ese sentido, el presidente de la Junta informó de conversaciones con la jerarquía católica para que se cumplan las normas dictadas y para adaptar los lugares de culto a las prescripciones de las autoridades sanitarias.

Además, sobre el aforo de los lugares de culto, fijado en 25 personas y que la ‘popular’ Pilar del Olmo, exconsejera de la Junta, solicitó modificar este martes, Fernández Mañueco indicó que su compañera de partido no se había dirigido a él y que estaría pendiente del móvil.

Al respecto, el jefe del Ejecutivo autonómico abogó por esperar a que se pronuncie el Tribunal Supremo sobre la restricción en el aforo de los lugares de culto. Así, aseguró que tomarán las decisiones pertinentes pensando en la protección de las personas y añadió que la Junta no busca impedir el ejercicio del la libertad religiosa, que recordó es un derecho fundamental, pero recordó que se sitúa “por debajo” del derecho a la vida, el “más importante de todos”, que agregó inspira la doctrina constitucional.

Asimismo, Fernández Mañueco destacó que la Comunidad fue en la segunda ola “la más generosa o una de las más generosa” en los aforos en los lugares de culto. “Hay que recordar esto”, dijo porque a determinados estamentos “esto se les olvida”. “Fuimos de los más generosos, en aquel momento nadie lo dijo”, repitió.

En estos momentos, el presidente de la Junta defendió que han tomado las decisiones sobre los aforos teniendo en cuenta la subida “de manera vertiginosa” de la incidencia, con un crecimiento del 150 por ciento. Además, apuntó que existe “evidencia científica” que en determinados lugares, como los de culto, se producen los contagios “de manera mayor”.