Sociedad

Un torbellino vallisoletano: así ha llegado Javier a la gran final de MasterChef Junior

18 enero, 2021 19:58

Hace algo más de un mes NoticiasCyL Valladolid charlaba con Javier, el vallisoletano que está participando en la octava edición de MasterChef Junior. El afincado en Zaratán aseguraba que su sueño pasa por tener un restaurante con estrellas Michelin y nos confirmaba la ilusión que le hacía participar en el concurso de La 1.

Desde el primer programa, Javier ha sido protagonista. Ese 15 de diciembre el vallisoletano ya comenzaba a encandilar al jurado con un pisto de quilates. “Está bastante rico”, aseguraba Jordi. “Es un gran salteado de verduras”, apuntaba Pepe.

El pucelano conseguía ser capitán en la prueba por equipos y subir a la galería, para no tener que participar en la prueba de eliminación, junto a Henar, para pasar así al segundo programa.

En el mismo, el 22 de diciembre, Javier elaboraba un ‘cupcake’ y se volvía a salvar de la eliminación tras completar unos sabrosos chupachups de diversos sabores, con las frutas más refrescantes.

Ya en el tercer programa, a Javier le tocaba cocinar con Antony, con el que no hacía muchas migas que digamos, pero consiguieron elaborar  un sabroso postre para triunfar en la primera prueba. En la prueba de exteriores por equipos, el vallisoletano se llevó un buen tirón de orejas por parte de Pepe. “Nunca en mis ocho años de programa ningún junior me ha faltado al respeto”, aseguraba uno de los miembros del jurado. El vallisoletano se salvaba también para pasar al cuarto programa del concurso.

Este cuatro programa no empezó bien para el pucelano que elaborando con Celia plátanos con diferentes toppings iba a conseguir solo un punto. Javier jugaba en casa porque la prueba de exteriores se desarrolló en el Castillo de la Mota de Medina pero perdió también la prueba grupal para plantarse en la prueba final con solo cuatro puntos. Ahí Javier sacó su buena mano a la hora de cocinar para elaborar una ensalada de sesos que encandiló al jurado. 

El pequeño, de solo 8 años, confirmaba su pase a la final el pasado martes, 12 de enero, tras cocinar con su abuelo Ambrosio unas sopas de ajo que quitaban el sentido y tras triunfar también en la prueba grupal, en un marco incomparable como el Museo de Altamira, junto a Nicolás y Manel. Con 10 puntos su participación en la final no corría peligro pero en la prueba final, el vallisoletano, siguiendo las indicaciones de Jaime, su amigo, consiguió sacar el “brillante” del mismísimo Martín Berasategui.

Javier se planta en una final muy igualada con Aurora, Nicolás y Henar como contrincantes. Gane o no, seguro que es protagonista del último programa como lo ha sido durante todo el concurso.