Zamora

"El asunto de la ermita del Cristo estará zanjado este mandato"

20 mayo, 2018 19:58
Tomás del Bien, alcalde de Toro, ha replicado las críticas del concejal del PP, José Luis Prieto Calderón sobre la propiedad de la ermita del Cristo de las Batallas.
Del Bien recuerda que el Partido Popular toresano, con Prieto Calderón a la cabeza, ha criticado públicamente que el alcalde de Toro no ha resuelto el recurso que presentó el PSOE para que Toro no perdiera la propiedad de la Ermita del Cristo de las Batallas.
Ante esto, el alcalde toresano señala que "resulta insólito que los concejales populares en la oposición hayan vagueado de forma vergonzosa durante tres años, sin hacer propuestas positivas para los toresanos y sin colaborar ni siquiera mínimamente para atraer recursos económicos de otras administraciones gobernadas por el Partido Popular, como es la Diputación Provincial y la Junta de Castilla y León. Es decir, no solamente “no traen”, sino que además pretenden “quitar o regalar”.
Ahora, a un año vista de la próxima campaña electoral, despiertan de su letargo opositor y han decidido iniciar su particular precampaña".
Dice el alcalde de Toro que los socialistas no han olvidado su oposición frontal al deseo de Prieto Calderón y sus compañeros concejales de “regalar” la Ermita del Cristo de las Batallas al Obispado de Zamora, en claro perjuicio para los toresanos. Les recuerda que, afortunadamente, en este asunto nada ha cambiado con repercusión legal porque la Ermita sigue estando inscrita en el Registro de la Propiedad a nombre del Ayuntamiento.
Asimismo, del Bien destaca que el acuerdo de pleno por el que el que Prieto Calderón y el anterior alcalde pretendían “regalar” la ermita solo pudo implicar la “baja” de ese inmueble en el inventario municipal, pero ese inventario, como dice el informe de la Secretaria General de 18/03/2015 “es un mero registro administrativo y como tal y por sí solo ni prueba, ni crea, ni constituye derecho alguno a favor del Ayuntamiento. Aún así, la Ermita sigue estando en el inventario municipal".
Aseguran los socialistas que antes de que termine este mandato el asunto estará zanjado definitivamente y anulado el acuerdo de los populares, promovido por Prieto Calderón, que pretendía ceder la propiedad de forma gratuita la Ermita del Cristo al Obispado.
El alcalde incide en que los toresanos no olvidarán nunca que los populares renunciaron unilateralmente a la Ermita del Cristo con el agravante de que lo hicieron de forma caprichosa atendiendo solo a los deseos de la institución eclesiástica y en perjuicio de los toresanos. "Lo que hicieron fue una clara dejación de funciones porque su deber era defender los intereses de Toro y no los del Obispado".
Además, hace hincapié en que la decisión de “regalar” la  Ermita del Cristo  no esgrimía razones legales sino simples “creencias o convicciones personales”, tal como consta en el escrito firmado por el anterior alcalde, quienes impidieron que se iniciase el expediente de investigación tal como recomendaban los técnicos municipales. "Parecía que había prisa por desprenderse de la propiedad de Ermita del Cristo y entregársela al Obispado y sigue pareciendo que realmente tienen prisa. Pero las prisas nunca son buenas consejeras".
Como aquel acuerdo de pleno "era, y sigue siendo, ilegal a todas luces y gravemente lesivo para los intereses del municipio", los socialistas seguirán defendiendo la propiedad de la Ermita del Cristo y para ello, en fechas próximas y en base a los informes jurídicos existentes y otros  que se puedan aportar, se proseguirán las actuaciones oportunas para anular un acuerdo de pleno ilegal que perjudicaría gravemente a los toresanos y beneficiaría sin fundamento legal suficiente al Obispado.
Los socialistas piden al PP prudencia en sus manifestaciones. También paciencia. Pero, sobre todo, le piden colaboración para reparar "tanto daño como hicieron a la ciudad de Toro, con una gestión administrativa nefasta y una deuda descomunal que ata de pies y manos al actual equipo de gobierno municipal, porque impide llevar a cabo obras y reparaciones muy necesarias, porque impide arreglar rápidamente tanto desperfecto en la ciudad. Lo que ellos dañaron durante dieciséis largos años no puede repararse en tan solo tres y mucho menos con una deuda heredada tan descomunal".
El alcalde de Toro pide encarecidamente a Prieto Calderón que, dada su condición de vicepresidente de la Diputación de Zamora, “arrime el hombro y la ascua provincial a la ciudad de Toro” y deseche su actitud personal e institucional del “A Toro ni agua”. Si Prieto ya ha iniciado su precampaña "debiera tener presente que los toresanos no olvidarán su desprecio a la Ciudad que le posibilita su modus vivendi”.
Finalmente también le ruegan que en la Fiesta del Cristo que se celebrará en los próximos días "mire a los ojos de los toresanos y les pida perdón por querer quitarles algo tan querido para ellos como es la Ermita del Cristo, que les pertenece desde tiempo inmemorial".
El alcalde de Toro convocará próximamente a los toresanos, en asamblea abierta, para darles a conocer el expediente en su integridad y para informarles de todo lo acontecido y las actuaciones legales encaminadas. En esa reunión ciudadana los asistentes podrán formular al alcalde cuantas preguntas deseen sobre la propiedad de la Ermita del Cristo de las Batallas y antecedentes históricos que "prueban lo que los populares quieren olvidar".