Valladolid

Los elevadores de Parquesol serán una realidad el próximo año

21 julio, 2021 13:47

Algo más de cinco millones de euros. Ese es el presupuesto que se destinará a los elevadores mecánicos en la ladera norte de Parquesol que contemplan un ascensor inclinado, una rampa y dos escaleras mecánicas. Una iniciativa que ha dado un paso más hoy al aprobarse en la Junta de Gobierno del Ayuntamiento de Valladolid la autorización del proyecto de obras y el expediente de contratación para la instalación de dispositivos elevadores urbanos.

El acuerdo conlleva la licitación del proyecto para que las obras puedan comenzar este año. “Es un paso más, muy importante, para dar una solución definitiva al itinerario peatonal con mayor desnivel de la ciudad, en la zona norte de ese barrio, donde se eliminarán los problemas de accesibilidad”, según ha destacado el alcalde, Óscar Puente.

Además, el regidor ha recordado que está pendiente un proyecto similar en la otra ladera de Parquesol, que favorecerá la movilidad de los vecinos hacia el centro de especialidades y otros equipamientos del barrio Arturo Eyries, como el polideportivo Pisuerga.

Puente ha destacado el impulso que el Ayuntamiento de Valladolid dará a este barrio –“un salto cualitativo”- cuando estén ejecutadas estas infraestructuras y concluya la construcción del centro de mayores y la biblioteca de Parquesol.  

La licitación, por tanto, se realizará este año y el próximo 2022 este proyecto innovador será una realidad: un ascensor inclinado, una rampa y dos escaleras mecánicas. Para hacer frente a las obligaciones del contrato, se ha aprobado un gasto total de 5.056.595,93 euros.

Los equipamientos se ubicarán entre las calles Juan de Valladolid y Julio Senador Gómez. Actualmente, la conexión entre ambas calles se realiza a través de una escalera de 138 peldaños que salva un desnivel de casi 22 metros con una pendiente del 24%. Además, la zona de terreno sin edificar es atravesada por senderos abiertos por los caminantes que la atraviesan y, en consecuencia, será precisa la urbanización del entorno

 

Elementos del proyecto

En cuanto a las características del ascensor se trata de una cabina con capacidad para 25 personas y que se desplazará a una velocidad de 1,6 metros por segundo, lo que supone que el trayecto se realizará en 1,30 minutos, tanto a la ida como al regreso, con dos minutos de parada para efectuar la descarga y la nueva carga de viajeros. Lo que significa que el ascensor podrá desplazar 400 personas a la hora.  

 

Mientras, la rampa mecánica estará situada en el primer tramo desde la parte inferior y salvará una altura de 7,14 m. Alcanzará una velocidad de subida/bajada de 0,5 m/s y podrá transportar 6.000 personas por hora. Complementado a esa rampa, dos escaleras mecánicas se dispondrán en la zona intermedia y en la superior. Al igual que la rampa, su velocidad de subida o bajada es de 0,5 m/s. La instalación dispondrá de un sistema de monitorización y de videovigilancia y seguridad.  

La implantación de estos medios mecánicos conllevará una serie de actuaciones complementarias. Será necesario ejecutar nuevas aceras, adaptar las farolas existentes en el recorrido de la escalera junto al IES Parquesol, e instalar nuevo alumbrado público en el paseo urbano y zonas anexas a las estaciones. Además, se señalizarán las calzadas y aparcamientos públicos, se ajardinará el entorno y se instalará mobiliario urbano, como bancos, jardineras, y aparcamiento de bicicletas.