Valladolid El delegado territorial de la Junta, Augusto Cobos, ha expresado su agradecimiento público a todos los miembros de las fuerzas de seguridad del Estado, Policía y Guardia Civil, y a las policías locales de la provincia por la colaboración y la labor que vienen realizando todos ellos en el control y seguimiento de las medidas puestas en marcha por la Junta de Castilla y León en relación con la covid-19.

Un esfuerzo impagable

22 febrero, 2021 17:45

El delegado territorial de la Junta, Augusto Cobos, ha expresado su agradecimiento público a todos los miembros de las fuerzas de seguridad del Estado, Policía y Guardia Civil, y a las policías locales de la provincia por la colaboración y la labor que vienen realizando todos ellos en el control y seguimiento de las medidas puestas en marcha por la Junta de Castilla y León en relación con la covid-19.

Augusto Cobos ha realizado este reconocimiento durante la reunión que ha mantenido esta mañana de forma telemática con los miembros del Área de Seguridad del Centro de Coordinación Operativa Integrada (CECOPI) de Valladolid para analizar la aplicación de las medidas preventivas y de control en relación con la situación epidemiológica y sanitaria de la covid en la provincia de Valladolid.

En este sentido, la Delegación Territorial de la Junta sigue tramitando todas las denuncias que llegan desde los diferentes cuerpos policiales por incumplimientos de las medidas sanitarias establecidas para el control de la pandemia. La Delegación Territorial de la Junta ha  recibido un total de 1.656 denuncias y los diferentes órganos provinciales de la administración autonómica han iniciado el procedimiento sancionador de 1.249, lo que supone el 75,42%.

A pesar de la mejora de muchos de los niveles epidemiológicos en la provincia respecto a los de hace unas semanas, la situación sigue siendo preocupante por lo que Augusto Cobos ha hecho nuevamente un llamamiento, en nombre de todas las instituciones, a la responsabilidad ciudadana para el cumplimiento de todas las medidas sanitarias para combatir la pandemia. “Son medidas duras, pero apelamos a la responsabilidad individual para reducir al máximo los contagios y conseguir aminorar la presión sobre las UCI y el sistema sanitario”.

Para ello, se pide a los ciudadanos de la provincia que mantengan la necesaria responsabilidad en el cumplimiento de las medidas preventivas de carácter general: uso obligatorio de la mascarilla, distancia interpersonal, necesidad de limitar los encuentros sociales fuera del entorno de convivencia estable e higiene frecuente de manos, así como aquellas otras de ámbito sectorial definidas en la normativa vigente.

Durante la reunión se informó también del inicio de la administración de las vacunas a los miembros de las fuerzas y seguridad y policías locales que se realizará lo antes posible, dentro del programa previsto en la estrategia nacional de vacunación.