Soria

Mañueco insta al Gobierno a despejar la "maraña administrativa" para digitalizar toda Castilla y León

28 mayo, 2021 12:02

EL presidente de la Junta, Alfonso Fernández Mañueco, ha puesto sobre la mesa de necesidad de abordar el problema de la despoblación con una "estrategia global" sin que haya "fronteras territoriales ni colores políticos" al tiempo que se ha mostrado convencido de que con la implicación del Gobierno central, las comunidades, las administraciones y la iniciativa privada se podrá conseguir un futuro "mejor" para el medio rural.

Así lo ha puesto de manifiesto al participar hoy en la inauguración de la IV Feria Nacional PRESURA, que se celebra en Soria, donde ha vuelto a reclamar que el nuevo modelo de financiación autonómica atienda al coste real de los servicios, en base a criterios demográficos. Fernández Mañueco ha destacado que la despoblación es un problema global que requiere una estrategia global.

En este sentido, ha asegurado que las comunidades autónomas están cumpliendo su parte, con unos servicios públicos de calidad, con una fiscalidad favorable y con políticas para aprovechar los recursos del mundo rural, pero que sigue siendo necesario un nuevo modelo de financiación autonómica, que atienda al coste real de los servicios, en base a criterios demográficos. También ha recordado que en el reciente encuentro celebrado en Albarracín entre Castilla y León, Castilla-La Mancha y Aragón se solicitó una reunión de las comunidades más afectadas por la despoblación, con los ministerios de Hacienda y de Transición Ecológica y Reto Demográfico

Además, ha insistido en que los fondos europeos de nueva generación deben llegar realmente a la España de interior, ya que son una oportunidad para cambiar tendencias y fijar población.

Respecto a las comunidades autónomas, el presidente de la Junta ha recordado que Castilla y León está cumpliendo, con unos servicios de calidad en el mundo rural y en áreas urbanas, algo que se pone de manifiesto, entre otras cuestiones, a través de los miles de consultorios locales existentes, las escuelas abiertas con tres o cuatro alumnos, así como en unos servicios sociales y de dependencia que son merecedores de la máxima calificación.

Asimismo, ha destacado la puesta en marcha del nuevo bono rural gratuito de transporte a la demanda en más de 5.000 localidades; las ayudas para el acceso a la vivienda o la apuesta por políticas de conciliación, como el nuevo Bono Concilia de 750 euros por hijo para ayudas de guardería o cuidadores.

La Junta de Castilla y León también está favoreciendo la actividad económica y la creación de empleo porque “sólo donde hay empleo y oportunidades se fija población. Y sólo donde hay inversión, se avanza en la modernización y en oportunidades de futuro”, ha afirmado el presidente.

Fernández Mañueco también ha destacado la apuesta de la Junta por el Plan Soria y ha explicado que ya se está trabajando en el nuevo Plan, denominado “Soria Conectada y Saludable”, sobre el que en los próximos días se celebrará una reunión para avanzar en sus ejes de actuación.

En cuanto a la apuesta por la digitalización, el presidente de la Junta ha destacado la vital importancia de que Internet llegue a todas las personas y a todo el territorio, y ha recordado que la cobertura de banda ancha en Castilla y León cubre en este momento al 73,8% de la población, por debajo de la media nacional.  Si bien con las inversiones iniciadas se rozará el 90%, Fernández Mañueco ha subrayado que el ritmo inversor es lento e insuficiente y que una vez más, los desfavorecidos son los pequeños municipios. Por ello, ha instado al Gobierno a llevar a cabo un fuerte impulso que “despeje la maraña administrativa que paraliza la inversión”. “Las diputaciones y la Junta estamos ejecutando las cantidades presupuestadas, necesitamos un marco eficaz y ágil de colaboración público-privada”, ha afirmado.

Exigencia al Gobierno



Fernández Mañueco ha aprovechado la presencia del presidente del Gobierno central, Pedro Sánchez, en este foro para instarle a que se pronuncie a favor de que las provincias de Soria, Cuenca y Teruel puedan beneficiarse del ahorro de un 20% en los costes laborales de las empresas que en ellas se instalen, medida que ha obtenido el visto bueno de la UE tras un trabajo conjunto y coordinado de las comunidades autónomas de  Aragón, Castilla-La Mancha y Castilla y León.

Por último, el presidente de la Junta ha subrayado que este evento supone “un impulso fuerte a la lucha contra la despoblación. Un impulso al potencial de Castilla y León. De toda la España de interior”, ha concluido el presidente.