Salamanca

El PSOE vuelve a interesarse por la despoblación y la calidad de vida en los pueblos en el pleno de la Diputación

23 febrero, 2021 16:29

El Grupo Socialista en la Diputación llevará cinco iniciativas al próximo Pleno de la institución provincial, según han informado hoy en rueda de prensa su portavoz, Fernando Rubio, acompañado por el diputado provincial, Manuel Ambrosio Sánchez, que tienen como base y eje principal la lucha contra la despoblación y la mejora de los servicios y, por tanto, la calidad de vida de los habitantes en el medio rural de la provincia salmantina.

Los socialistas solicitan que la tarjeta de aparcamiento para personas con movilidad reducida de la capital salmantina llegue a todos los habitantes de la provincia. También acabar con la brecha financiera en el mundo rural mediante planes que faciliten las gestiones bancarias a sus moradores, además de un Plan de arbolado provincial, ayudas para fomentar la creación y mantenimiento de centros juveniles en los municipios, y establecer un servicio centralizado para la atención de emergencias de todo tipo.

En este sentido, Manuel Ambrosio Sánchez ha pedido que desde la Diputación se estudie y elabore la creación de un convenio marco con el Ayuntamiento de la ciudad de Salamanca  para que se haga extensiva la tarjeta de aparcamiento para las personas con movilidad reducida de toda la provincia, tal y como se hace ya con los municipios del Alfoz salmantino, para facilitar las gestiones que tengan que realizar en la capital y siempre y cuando sean ellas quienes conducen el vehículo.

De igual forma, el diputado provincial socialista ha explicado que, en otra de las iniciativas al Pleno provincial, se pondrá sobre la mesa la necesidad  inmediata de poner en marcha un Plan de inclusión financiera en la provincia de Salamanca, “que pueda llegar a todos y cada uno de los municipios salmantinos y sus ciudadanos, que aborde de manera completa, para resolverla a corto plazo, la brecha bancaria y financiera que existe en la actualidad entre los que viven en los pueblos y los que viven en la ciudad”

Un Plan que compense la pérdida, “casi ausencia total” de oficinas bancarias y de cajeros automáticos en los pequeños municipios  y que incluya un paquete amplio y ambicioso de disposiciones “para facilitar a los habitantes rurales los servicios financieros en igualdad de condiciones respecto a los residentes en la gran ciudad”, mediante convenios de colaboración entre la Diputación de Salamanca, una o más entidades financieras de referencia provincial, y todos aquellos ayuntamientos que deseen suscribirlo.

Este Plan, ha afirmado Manuel Ambrosio Sánchez, tendría tres puntos fundamentales, la posibilidad de acceder a dinero en efectivo mediante la instalación de cajeros y/o pequeños espacios de atención bancaria en espacios cedidos por los propios Consistorios a las entidades financieras que se encargarían de su infraestructura. En segundo lugar el fomento de la banca digital mediante la impartición de cursos que permitan la formación de la población rural, fundamentalmente mayores, en el manejo de la banca digital. 

Un programa formativo similar a los que han llevado a cabo en años pasados para extender el uso de la informática o de internet, “pero ahora expresamente enfocado a las cuestiones bancarias y financieras”.

Y por último el fomento del uso creciente de compras y pagos de forma telemática o digital mediante dos medios fundamentales, datáfonos y aplicaciones móviles del tipo de Bizum tanto entre las empresas y los establecimientos presentes en el medio rural, fijos o ambulantes, como entre los particulares.

Otra de las propuestas que presentaran desde el PSOE se concreta en la creación de un servicio de atención a emergencias municipales centralizado para toda la provincia, mediante la constitución de una línea de teléfono única y operativa, que recoja y canalice estas situaciones de emergencia.

Para concluir la comparecencia de prensa, los diputados provinciales socialistas se han referido a las dos últimas iniciativas que llevarán al Pleno del próximo jueves. En una de ellas se propone que desde la Diputación  se celebren convenios con los ayuntamientos de la provincia que permitan un mayor y mejor desarrollo de programas con los jóvenes en los Centros Juveniles de titularidad municipal, todo ello, “mediante la colaboración económica tanto para el mantenimiento de dichos Centros como para el propio desarrollo de actividades”. Y, en la otra, la puesta en marcha de un Plan provincial de arbolado, centrado en la cooperación con los municipios de la provincia para el fomento del árbol como elemento esencial para la sostenibilidad, la salud y la calidad de vida.