Región

Izquierdo pronostica que no habrá adelanto electoral en Castilla y León porque “estaría orientado a una visión partidista de la gestión política actual”

7 mayo, 2021 13:41

El delegado del Gobierno, Javier Izquierdo, pronostica que no habrá adelanto electoral en Castilla y León, a pesar de los resultados registrados el martes en la Comunidad de Madrid, porque “estaría orientado a una visión partidista de la gestión política actual, tanto de la pandemia como de la propia Junta”.

Señala que es un tema que no le “quita el sueño”, si bien recuerda que en 2019 la formación que ganó las elecciones fue el PSOE y hubo una opción política, Ciudadanos, que “ofreció cambio y que traicionó a sus votantes”. En todo caso, insiste en que si el adelanto electoral en Madrid era “inadecuado por estar combatiendo la pandemia”, igualmente lo es en Castilla y León.

También, responde que su partido no se plantea en la Comunidad unas primarias preventivas, a modo de las andaluzas, porque éstas se programan “cuando hay perspectiva o certeza de elecciones, y en Castilla y León no estamos en esto, ni mucho menos”. “Tenemos un liderazgo en la figura de Tudanca. Ni intuyo ni deseo que haya adelanto electoral. No es el momento de hablar de estas cuestiones”, sentencia.

Por otro lado, en la entrevista, Izquierdo confirma que una vez que decaiga el toque de queda y el cierre perimetral por el fin del estado de alarma, ya no habrá limitaciones de derechos fundamentales, y las mismas “se circunscriben estrictamente a las que imponga la Junta”. Al respecto, anuncia que su departamento apoyará algunas de esas cuestiones que sean “claras y concretas” y, a la vez, recuerda que las policías administrativas y el poder de los inspectores en cada una de las áreas administrativas de la Junta “también tienen que actuar”. Para empezar, mañana sábado, entre las 22 horas y la medianoche la sociedad deberá mantenerse en sus domicilios, pero podrá salir a dar un paseo a partir de las cero horas.

Sobre la crítica de las autonomías al Gobierno, que lo acusan de dejarlas desamparadas con el fin del estado de alarma, el delegado señala que “a veces se ha hablado de falta de liderazgo y de respuestas distintas y es falso”. “La respuesta es homogénea en todo el país; lo diferente es el nivel de alerta. Esto es muy importante tenerlo claro”.

Por otro lado, Izquierdo ratifica la apuesta del Ejecutivo por que Ávila sea la sede de la Escuela Universitaria de Policía y acusa al PP de “generar ruido, dudas e incertidumbres” al respecto, y recuerda que el peaje en las autovías “no es un debate nuevo ni en España ni fuera de España”, motivo por el que defiende que “hay muchos países que cobran por el uso de las infraestructuras, con fórmulas muy diversas”. “En estos momentos, los territorios reclaman carreteras y autovías por valor de 30.000 millones de euros, cuando el Ministerio de Fomento tiene apenas hueco para mil millones de euros en sus Presupuestos. Hace 40 años, apenas disponíamos de vías de alta capacidad y hoy tenemos cerca de 15.000 kilómetros. Hay que mantenerlas y es una reflexión necesaria”, argumenta.

Recorrido "muy amplio" para adoptar medidas de control de la pandemia 



El delegado del Gobierno en Castilla y León, Javier Izquierdo, aseguró hoy en Peñafiel (Valladolid) que la Junta tiene un margen de recorrido "muy amplio" para adoptar medidas de control de la pandemia, entre ellas algunas que requieran de refrendo de los tribunales, siempre y cuando estén "muy justificadas". No en vano, recordó que, en la actualidad, existe un acuerdo del Consejo Interterritorial del Sistema Nacional de Salud que marca las pautas de actuación, con indicadores que definen los niveles de alerta y, en función de ellos, las medidas de respuesta.

Javier Izquierdo reiteró que, sin estado de alarma, hay medidas que no se pueden adoptar con la "misma contundencia" que se ha venido haciendo, por que solo es posible llevarlas a cabo en algunos lugares de manera "quirúrgica", con el respaldo de las autoridades judiciales.

Preguntado por la situación que se vivirá mañana sábado, con el mantenimiento aún del toque de queda entre las 10 horas y las 24 horas, reconoció que será un "poco extraño" ya que a partir de la medianoche ya no habrá limitaciones para estar en la calle, con el fin del estado de alarma a partir del domingo. Pese a ello, declaró que habrá un dispositivo "normal" y solo se podría ver algo reforzado con el control de los horarios de los negocios de la hostelería, fijados por la Junta.

En todo caso, apostó por que la sociedad se mentalice del comiendo de una "nueva etapa", con gente que tiene otras "expectativas", "ilusión" y "ganas de vivir". A su juicio, el levantamiento del estado de alarma es una "magnífica" noticia al ser la consecuencia del gran esfuerzo de la ciencia, que ha permitido descubrir cuatro vacunas en menos de un año y las que están pendientes de llegar en los próximos meses. "Quiero trasladar optimismo pero también prudencia por que seguimos en pandemia", sentenció.

Posición del PP



Durante una visita a las obras de mejora del Castillo de Peñafiel (Valladolid), que están financiadas en parte por el 1,5 por ciento Cultural, Izquierdo pidió al Partido Popular hacer una "reflexión" y valore cuál es la posición de la formación en el conjunto del Estado, por que algunas comunidades autónomas gobernadas por el PP piden prórrogas del estado de alarma para hacer frente a la pandemia del COVID mientras que la dirección nacional es votar en contra de esta situación. "Como no se puede soplar y sorber, que se aclare el PP con lo que quiera y que le diga a los ciudadanos lo que desea para toda España", aseveró.

Por el contrario, aseguró que el Gobierno siempre ha tenido una postura clara al defender el estado de alarma cuando ha sido necesario y su supresión una vez que las cifras han mejorado y se ha generalizado la vacunación.