Deportes

Un punto que sabe a poco

29 diciembre, 2020 23:25

Volvía Sergio González a apostar en el Ramón de Carranza por la defensa que dio el do de pecho en el Sánchez Pizjuán y tras el desastre en Zorrilla ante el F.C. Barcelona, por el resultado y las sensaciones. Hervías, El Yamiq, Bruno y Raúl Garcia Carnero arrancaban de inicio con el centro del campo más o menos esperado y con Guardiola, acompañando a Weissman, en la punta de lanza.

Fue precisamente el 9 del Pucela el que tuvo el gol en el primer minuto de juego a la salida de un córner. Su cabezazo se topó con el travesaño pero los blanquivioletas que mostraban que salían sin complejos en busca de una de las sensaciones de la Liga como es el Cádiz de Álvaro Cervera.

A partir de ahí, el cuadro local comenzó a jugar y los de Sergio a sufrir. En el 8, un pase en profundidad de Fali encontró la cabeza de Negredo que ganaba la espalda a El Yamiq y el testarazo del ex del Real Madrid se encontraba con el poste y a renglón seguido el ‘Choco’ Lozano a punto estaba también de poner el 1-0 al quedarse mano a mano con Masip.

El encuentro se encaminaba al ecuador de la primera parte con panorama incierto. El Cádiz dominaba pero el Real Valladolid, poco a poco, se estiraba en busca del gol de las sensaciones pero el choque estaba sumamente parejo en imprecisiones, ocasiones y posesión. Por ello llegaba al descanso con ese resultado gafas de 0-0.

El Pucela arrancaba el segundo periodo con mucho hambre y se hacia con el mando del juego, sobre todo entrando por bandas, con un Hervías incisivo que en el 48 obligó a Ledesma a mandar a corner un centro que se envenenaba.

El partido llegaba a los 25 minutos finales con todo por decidir. Negredo, en el 65 volvía a poner pie en el área del Pucela y Sergio movía ficha desde el banquillo dando entrada a Jota y Toni Villa saliendo Orellana y Weissman.

Sin apenas ocasiones parecía que ambos equipos se partían en la medular y fue cuando el entrenador del Pucela dio entrada a Fede San Emeterio y a Kike Pérez por Óscar Plano y Roque Mesa.

La contienda entraba en unos 10 minutos no aptos para cardiacos, con todo por decidir. Toni buscaba ser protagonista en el 80 forzando un córner, dos minutos más tarde con un disparo que se marchaba alto y en el 87 con un derechazo que detenía Ledesma tras una buena jugada. Espino tuvo la última en el 92 tras un error de Guardiola para el Cádiz.

El Pucela había sido superior, sobre todo en la segunda parte, en un partido malo no, muy malo en tierras gaditanas y se llevaba un punto del Ramón de Carranza para llegar a los 15 puntos y pensar ya en el choque del próximo sábado, desde las 18.30 horas en Zorrilla y ante el Getafe.