Televisión

Kiko Rivera destroza a Isabel Pantoja: "Me ha engañado y me ha robado"

Kiko Rivera dejó un sinfín de titulares en 'Cantora: La herencia envenenada', poniendo punto y final a la buena relación con su madre

14 noviembre, 2020 10:18

Hace unas semanas la relación entre Isabel Pantoja y Kiko Rivera saltaba por los aires, tras asegurar el segundo que “yo no cedí Cantora a mi madre a sabiendas, firmé lo que ella me pidió”. La herencia de Paquirri se convertía así en una de las nuevas tramas más interesantes del mundo del corazón y por ello, Telecinco programaba anoche Cantora: La herencia envenenada, un especial que desgranó todos los detalles de la herencia del torero y que contó con la presencia de Kiko en plató. 

El programa, que arrasó con más de 3,7 millones de espectadores, dejó un sinfín de titulares sobre la tonadillera que a buen seguro no le habrán sentado nada bien. Kiko ponía punto y final por completo a la buena relación con su madre con unas declaraciones en las que asegura que, después de lo que ha descubierto en la documentación que sus abogados han conseguido, no existe posibilidad alguna de reconciliación. 

"Me parece lamentable que tenga que venir a un programa de televisión para enterarme de cosas que mi madre no se ha atrevido a contarme, me han engañado y me han robado a sabiendas de que lo estaban haciendo", aseguró. Por ello, anunció que no va a poder perdonar a su madre y era muy duro diciendo que "mi padre desde donde esté, tampoco"

Kiko amenaza con emprender acciones legales contra Isabel Pantoja

Para demostrar todos esto, Kiko llevaba al programa una carpeta llena de documentos que se firmaron en 1986, tras la muerte del torero. En esos documentos queda reflejado que Isabel Pantoja creó una entidad, 'Cantora S.A.', con la que se pidió una hipoteca de 50 millones de la época pese a que en ese momento la finca Cantora "no era de nadie" porque, aunque Paquirri dejó la finca a su hijo Kiko, la repartición de la herencia aún no se había hecho efectiva:

"Mi madre en ese momento estaba pidiendo dinero poniendo como aval un bien que no era suyo, algo que moralmente es muy reprobable hacérselo a un hijo (...) Mi madre me ha tenido hipotecado desde que tengo dos años", contó.

Sin embargo, esta disputa familiar no quedará tan solo en los platós de televisión, sino que el hijo menor de Paquirri se plantea tomar acciones legales contra su madre, asegurando que, aunque no quiere llegar a ello, sentará a su madre ante un juez si no le queda más remedio. 

"Mi madre está cegada por el dinero"

Además, Kiko confesó que su madre no le acompañó en uno de los momentos más duros de su vida, su problema con las adicciones. El cantante explotaba tras escuchar en boca de los colaboradores que su madre les había transmitido que "ella era la persona que le había acompañado 9 días en la casa del Rocío", estando ella ocupándose personalmente de él, algo que negó con rotundidad: "Mentira. Mi madre esos putos 9 días solo se encargó de cambiar las cortinas (...) Mamá, deja de vivir en tu puto mundo de mierda".

Sobre la posibilidad de reconciliación con su madre, explicó que lo único que puede hacer para que esto se pare públicamente es "si me llama y se sienta delante de mí con mis abogados, pero internamente esto no se puede parar". Me da igual que mi madre me perdone o no, en quien pienso es en mi padre, que su voluntad no se ha cumplido. "Mi madre ha antepuesto el dinero a sus hijos y no me he dado cuenta hasta que he leído estos papeles que sigo sin asimilar".

"Echo de menos a mi madre, me gustaría volver a verla, pero a día de hoy no tengo fuerzas (...) No hay explicación a lo que ha hecho, no existe razón lógica, lo que yo he descubierto es de una persona que tiene un problema, una persona que está cegada por el dinero, en la escala de valores de mi madre está antes el dinero que sus hijos", confesó el dj.

Otro de los momentos más comentados de la noche llegaba con una confesión sobre su tío, Agustín Pantoja: "Lo que tiene que hacer es aceptarse como es", en alusión a su orientación sexual. "Una vez que aprendes a aceptar como eres empiezas a ser feliz", dijo, asegurando que su tío "está amargado"