Cifuentes durante un desayuno informativo de Fórum Europa .

Cifuentes durante un desayuno informativo de Fórum Europa . EUROPA PRESS

España

Cifuentes lleva al fiscal posibles irregularidades en la Cámara de Comercio

Además ha denunciado la compra de 10 millones de euros en participaciones preferentes en Caja Madrid por parte del Consorcio Urbanístico Móstoles Sur en 2009.

Ana I. Gracia AGENCIAS

La presidenta madrileña ha puesto en conocimiento de la Fiscalía la existencia de posibles irregularidades en actividades contratadas con la Cámara de Comercio de Madrid y la compra de diez millones de euros en participaciones preferentes en Caja Madrid por parte del Consorcio Urbanístico Móstoles Sur en 2009.

Así lo ha anunciado Cristina Cifuentes durante un desayuno informativo de Fórum Europa en el que ha sido presentada por el presidente del Gobierno, Mariano Rajoy, y en el que la presidenta madrileña ha hecho balance de los dos primeros años de legislatura.

La presidenta de los populares en Madrid ha afirmado que recientemente se ha puesto en conocimiento de la Fiscalía General del Estado la existencia de "posibles irregularidades puntuales en recientes actividades formativas contratadas con la Cámara de Comercio de Madrid", así como la compra de 10 millones de euros en participaciones preferentes de Caja Madrid por parte del Consorcio Urbanístico Móstoles Sur en 2009.

Tras hacer un repaso sobre las políticas que ha puesto en marcha en los dos años que lleva en la Real Casa de Correos, Cifuentes presumió de que en su gobierno "no ha habido ni un solo caso de corrupción". La baronesa adelantó que denunciar ante la Fiscalía las irregularidades en el Canal de Isabel II que desembocó en la Operación Lezo y su antecesor en la cárcel no es un caso aislado.

La presidenta ha recordado que su Gobierno y el PP de Madrid tienen "el más estricto código ético, que se aplica a todos los diputados y altos cargos de la Comunidad de Madrid", y que les llega a dimitir si son investigados formalmente por corrupción.

"Algunos han tratado de meternos a todos en el mismo saco: a los que se corrompían, y a los que denunciamos y evitamos la corrupción. Pero es obvio que somos cosas muy distintas, y estamos también en lugares diferentes", ha añadido.

LINCHAMIENTO VERBAL

Cifuentes ha criticado también el uso que hace la oposición de las instituciones, y en concreto las "actuaciones poco edificantes, por lo que tienen de instrumentalización de las instituciones" para deteriorar al adversario político, en referencia a las mociones de censura que presentó Podemos contra ella en la Asamblea de Madrid y contra Mariano Rajoy en el Congreso de los Diputados.

Igual que ha criticado las comisiones de investigación "que no pretenden la búsqueda de la verdad, sino el linchamiento verbal del adversario, a ser posible en vivo, en directo, y en horario de máxima audiencia, llegando incluso a forzar comparecencias de quienes han sido denunciantes de casos de corrupción, tratándoles como si en realidad fueran ellos los denunciados", en referencia a su propia comparecencia.

Esta actitud, ha seguido diciendo Cifuentes, demuestra que la oposición ha puesto en marcha "la máquina de picar carne", porque "la verdad no importa, importa solo el espectáculo".

"Creo que esa actitud debe ser merecedora del rechazo político, pero también del rechazo social, porque en la vida -y la política forma parte de la vida- no vale todo, y de la misma manera que no es admisible la corrupción, tampoco lo es la instrumentalización torticera de las instituciones para conseguir objetivos de dudosa legitimidad", ha asegurado.