NUEVAS ELECCIONES

Iglesias exige la consulta de Cataluña que solo apoya el 11% de sus votantes

El barómetro del CIS indica que el 36,4% de quienes votaron a Podemos no quieren cambios territoriales. 

La alianza de Iglesias y Colau funcionó en las generales.

La alianza de Iglesias y Colau funcionó en las generales.

  1. CIS
  2. Pablo Iglesias
  3. Cataluña
  4. Ada Colau
  5. Elecciones
  6. 26-J

Pablo Iglesias insistía este miércoles en defender que se celebre un referéndum de autodeterminación en Cataluña. Sin embargo, los votantes de Podemos parecen alejados de esta idea. El último barómetro del Centro de Investigaciones Sociológicas (CIS) es revelador en este sentido. Solo el 11% de quienes respaldaron al partido morado el 20-D fuera de Cataluña y Valencia quieren un modelo territorial que incluya las consultas soberanistas. Y hasta el el 36,4% de los votantes de Podemos quiere mantener el modelo actual de las comunidades autónomas. 

En esta encuesta del CIS elaborada entre enero y marzo de 2016 se cuestiona a los electores por el modelo territorial. En concreto, se les presenta "algunas fórmulas alternativas de organización territorial del Estado en España" y se les pide que elijan con cuál de ellas están más de acuerdo. El grueso de los españoles, un 38,9%, no quiere cambio alguno. Y son pocos los que apuestan por cambios de calado. 

Los datos, al detalle

El modelo de Estado.

El modelo de Estado.

En el caso de los votantes de Podemos, las cifras son especialmente llamativas teniendo en cuenta el mensaje de la "España plurinacional" que defienden Iglesias y el resto de líderes de la formación morada. Los dirigentes de Podemos repitan una y otra vez que quieren que haya una consulta en Cataluña, pero para que "Cataluña se quede en España". Solo el 11% de quienes apoyaron al partido emergente apuestan por "un Estado en el que se reconociese a las comunidades autónomas la posibilidad de convertirse en estados independientes". El 36,4% apuesta por "un Estado con comunidades autónomas como en la actualidad". 

Hasta un 10,2% de quienes votaron a Podemos abogan por "un Estado en el que las comunidades autónomas tengan menor autonomía que en la actualidad". Y hasta un 13,2% quiere "un Estado con un único Gobierno central sin autonomías". Eso sí, entre los votantes del partido de los círculos también hay quienes apuestan por más competencias para las diferentes regiones españolas; un 22,5% desea "un Estado en el que las comunidades autónomas tengan mayor autonomía que en la actualidad". 

¿Y sus socios territoriales? 

Estos porcentajes cambian de forma bastante acusada entre quienes votaron a Podemos junto a sus socios territoriales en Cataluña y Valencia, En Comú y Compromís. Así, como puede verse en la tabla adjunta, el 32,2% de los votantes de En Comú Podem y el 16,3% de Compromís-Podem abogan por un estado en que las regiones puedan convertirse en independientes.

Asimismo, el 46,8% de quienes respaldaron a los socios de Podemos en Cataluña y el 30,06% de quienes lo hicieron en Valencia desean "mayor autonomía" para las comunidades. Lógicamente, en ambos casos el porcentaje de los votantes que quiere un estado articulado con el modelo territorial actual se reducen hasta el 13,6%, en Cataluña, y hasta el 23%, en Valencia.

En Galicia, donde Podemos acudió coaligado con las Mareas, los resultados apenas varían respecto a las cifras del votante de Podemos en comunidades sin reclamaciones nacionalistas. Solo el 12,8% de los votantes gallegos de Podemos-En Marea abogan por la autodeterminación de las regiones y el 25% quieren más competencias, pero no consultas separatistas. En suma, las diferencias de opinión sobre el modelo territorial son más que palpables entre los votantes de Podemos en Cataluña y Valencia, por un lado, y en el resto de España, por el otro. 

En Izquierda Unida, la misma tónica

El 26-J con casi toda seguridad Podemos concurrirá junto a otro socio, Izquierda Unida, que tiene un discurso similar en el asunto territorial. Este miércoles, sin ir más lejos, su líder, Alberto Garzón, decía que defenderá la "expresión democrática" del derecho de autodeterminación, cuya aplicación dependerá, a su juicio, de la correlación de fuerzas tras la cita con las urnas.

Los datos del último barómetro del CIS apuntan en la misma senda que en el caso de Podemos. Solo el 7,3% de quienes votaron a IU/Unidad Popular desean que haya  "un Estado en el que se reconociese a las comunidades autónomas la posibilidad de convertirse en estados independientes". Y hasta el 34,7% apuesta por "un Estado con comunidades autónomas como en la actualidad".