Día del Trabajo

La marcha del 1 de mayo llama a votar "por el cambio" el 26-J

Multitudinarias marchas en las ciudades españoles. Pedro Sánchez estuvo en la de Madrid y Pablo Iglesias, en Puertollano.

  1. 1º de mayo
  2. Trabajo
  3. PSOE

Las celebraciones del Primero de Mayo, Día Internacional del Trabajo, han llenado las calles de las principales ciudades españolas con marchas reivindicativas de un nuevo espacio que venza la "pobreza salarial y social", según la intención de los organizadores de la de Madrid. Además, y aprovechando la proximidad de las nuevas elecciones, se ha pedido vivir este día como "un punto de inflexión" para conseguir, el 26-J, un "cambio".

Así lo han señalado los líderes sindicales Ignacio Fernández Toxo, y de UGT, Pepe Álvarez, si bien buena parte del plantel político les acompañaron en Madrid, la marcha más multitudinaria del país, pero también en otros puntos de la geografía española.

Sánchez y Villacís al frente

En la capital fue Pedro Sánchez la figura más relevante entre los asistentes de los grandes partidos. El líder socialista insistió en que su partido "ha intentado por todos los medios que hubiera un gobierno de cambio" y se ha mostrado convencido de que "los españoles premiarán a aquellos partidos que han hecho todo lo posible para lograrlo".

El objetivo de ello, según Sánchez, es el de "recuperar los derechos laborales perdidos por una injusta reforma laboral perpetrada por el PP, aprobar una ley para la igualdad salarial entre hombres y mujeres, y pensiones dignas para los mayores".

Sobre la misma, aunque con distinta óptica, la portavoz de Ciudadanos (C's) en el Ayuntamiento de Madrid, Begoña Villacís,  ha invitado a los que "hacen apología de derogación sistemática" de la reforma laboral del PP "a que se la lean bien" como ha hecho su formación: "Estoy segura de que una vez que lo estudien y una vez que decidan actuar con rigurosidad y dejen de lanzar panfletos programáticos electoralistas, entonces podremos sentarnos a hablar y encontrar coincidencias", ha señalado.

Además, en Madrid también se dejaron ver otros dirigentes políticos, como el secretario general del PSOE, Pedro Sánchez; el coordinador federal de IU, Cayo Lara o el portavoz de IU en el Congreso, Alberto Garzón.

"Contra la pobreza salarial"

Las reivindicaciones sindicales pasan por derogar las reformas laborales de 2010 y 2012 y la ley 'mordaza'; combatir la desigualdad salarial y social incrementando los sueldos y subiendo el salario mínimo interprofesional (SMI) a 800 euros mensuales en una primera fase; impulsar el empleo de calidad y con derechos, y garantizar la cobertura frente al desempleo y una renta mínima a aquellos hogares sin ingresos y que viven por debajo del umbral de la pobreza.

La marcha finalizará en la Puerta del Sol, en la que intervendrán los secretarios generales a nivel nacional y madrileño de ambas organizaciones, para reivindicar la necesidad de un cambio urgente en la política económica, y pondrán fin al acto central del Día Internacional del Trabajo, el primero de Pepe Álvarez como secretario general de UGT tras su elección el pasado mes de marzo para sustituir a Cándido Méndez.