ELECCIONES GENERALES

Rajoy acepta un debate a cuatro pero rechaza un cara a cara con Sánchez

El presidente del Gobierno debatirá en la campaña con Sánchez, Iglesias y Rivera pero aún no está cerrada ni la fecha ni el lugar. 

Imagen del último cara a cara entre candidatos, antes del 20-D.

Imagen del último cara a cara entre candidatos, antes del 20-D.

El presidente del Gobierno en funciones y candidato del Partido Popular a la reelección, Mariano Rajoy, ha cedido y debatirá durante la próxima campaña con los líderes de los otros tres grandes partidos. El líder del PP ha aceptado un debate a cuatro con Pedro Sánchez, Pablo Iglesias y Albert Rivera, pero rechaza un 'cara a cara' electoral con el líder de los socialistas.

Fuentes populares han confirmado la decisión de Rajoy de debatir, pero todavía se desconoce el escenario en el que se desarrollará. A partir de ahora, se negociará el día y el lugar dónde se celebre la 'contienda' televisada. Pablo Casado, vicesecretario de Comunicación, ha asegurado en el Comité de campaña reunido durante la mañana de este miércoles que este debate a cuatro es "el que representa la pluralidad de las nuevas Cortes Generales y lo que los votantes están esperando".

Además del debate a cuatro, el PSOE quiere otro duelo entre Mariano Rajoy y Pedro Sánchez. Así lo ha anunciado el número dos de los socialistas y responsable de la campaña, César Luena, en la reunión del comité electoral celebrada en la mañana de este miércoles. Sin embargo, el PP rechaza de pleno esta fórmula.

En el caso de aceptarla, Casado asegura que "habría que evaluar" con quién habría que plantearse ese 'cara a cara', en una clara alusión a si Pablo Iglesias consigue dar el 'sorpasso' definitivo a Sánchez.

Los partidos han ido variando sus mensajes con el tiempo. En la anterior campaña, Sánchez aceptó debatir "de todo, con todos y sin cortapisas", según anunció su equipo entonces, y participó en un debate a tres (con Iglesias y Rivera), uno a cuatro (sumando a la vicepresidenta Soraya Sáenz de Santamaría) y uno a dos con Rajoy, el único que aceptaba Rajoy y que a Sánchez también le venía bien. Al que no acudió Sánchez fue al organizado por la asociación Demos de la Universidad Carlos III de Madrid, en el que sí estuvieron Iglesias y Rivera.

El PSOE, más duro

Ahora, la postura del PSOE se ha endurecido para no permitir a Rajoy que se salte las citas que no le convienen. Además, diversas encuestas pronostican que el PSOE podría caer a la tercera posición y ser superado por Podemos, por lo que un cara a cara puede ser la oportunidad perfecta para dar fuelle a una campaña bipartidista en la que Sánchez siga siendo la principal alternativa. 

El PP, por su parte, ha metido la negociación en el congelador y en el partido remiten a Jorge Moragas, el director de campaña, que se mantiene en silencio. "El PP no emite", lamentan en el PSOE, donde se sopesa que ahora Rajoy acepte solamente un debate a cuatro. La excusa de que Podemos y Ciudadanos son fuerzas extraparlamentarias ya no vale en esta ocasión. Fortalecer al PSOE con un nuevo cara a cara con Sánchez (el último, según diversas encuestas, no fue bien para Rajoy) podría no convenir tampoco a la estrategia popular.

Iglesias y Rivera, de nuevo con Évole

Iglesias, y Rivera se enfrentarán en un 'cara a cara' en el programa 'Salvados', de laSexta, el domingo 5 de junio, según ha informado la cadena de Atresmedia. Ambos líderes protagonizarán un debate en el programa que presenta Jordi Évole.

Según la cadena, se trata del primer primer debate confirmado de la campaña electoral para las elecciones generales.

De este modo, Jordi Évole sentará por segunda vez a los líderes de Ciudadanos y Unidos Podemos para enfrentar sus propuestas. El pasado mes de octubre, Salvados arrancó temporada con el primer cara a cara entre Rivera e Iglesias que se convirtió en la edición más seguida en toda la historia del programa, con 5,2 millones de espectadores y el 25,2 por ciento de la audiencia.

El 'debate universitario', en el aire

El presidente del Gobierno en funciones no estará en el debate que la asociación universitaria Demos quiere organizar el próximo 6 de junio entre los cuatro principales líderes políticos. Fuentes del PP han rechazado la asistencia de su candidato. Pablo Iglesias, Pedro Sánchez y Albert Rivera ya habían aceptado la invitación, pero las reticencias del líder de Ciudadanos a acudir a un debate sin Mariano Rajoy hacen peligrar la celebración del mismo.