Premier League

Víctor Orta: “Karanka acabará entrenando a un grande”

El Middlesbrough busca asentarse en la élite y para ello ha firmado a jugadores como Negredo y Víctor Valdés. Su director deportivo habla en exclusiva con EL ESPAÑOL y explica las claves del proyecto y cómo trabajan los ‘head of recruitment’.

Víctor Orta durante su etapa en el Elche.

Víctor Orta durante su etapa en el Elche. Elche News

  1. Victor Orta
  2. Aitor Karanka
  3. Sevilla FC
  4. Zenit de San Petersburgo
  5. Entrevistas

Pese a un tramo inicial de temporada algo irregular, en el Middlesbrough tienen las cosas claras. Un meritorio empate en el Emirates y una clara victoria frente al Bournemouth les llena de confianza de cara a su próximo choque: la visita al feudo de Pep Guardiola. Hablamos con Víctor Orta, el director deportivo de un proyecto con vistas a largo plazo que busca asentarse en la Premier. Sin duda, uno de los nombres propios más prometedores de los despachos que fue clave en el éxito del modelo del Sevilla.

Víctor Orta: El objetivo de este año no ha cambiado, debemos mantenernos. La Premier es la liga con el mayor porcentaje de descensos de los recién ascendidos con casi un 65%. Será difícil y todo ello siendo el 18º en cuanto a dinero gastado. Nuestra inversión en verano fueron unos 20 millones.

¿Cómo de difícil es competir con los grandes derrochadores del último verano?

V.O.: Para competir con otros modelos, no queda otra que usar nuestras bazas, no todo se mide por inversión. Tenemos un gran cuerpo técnico que ha sacado el máximo de muchos de nuestros jugadores y ha revalorizado varias carreras. No me cabe duda de que Aitor [Karanka] será entrenador de un equipo grande a medio plazo, eso seguro.

Víctor Orta es una de las cabezas pensantes del proyecto que dirige Karanka desde el banquillo. El ‘head of recruitment’ fue discípulo de Monchi durante los años más fructíferos del club sevillista. Posteriormente, se marchó al Zenit ruso para volver y obrar un milagro con un Elche sin dinero que en lo deportivo funcionó. Desde el curso pasado, está en Middlesbrough. Un cambio de escenario importante si hablamos de presupuestos. Él mismo reconocía hace años que “España ha perdido poder de captación incluso con recién ascendidos en Inglaterra”.

¿Es fácil acertar cuando se tiene dinero? ¿Cuál es la mayor diferencia?

V.O.: Fichar siempre es difícil. Si no tienes dinero estás limitado, pero si tienes inversiones de 40 millones necesitas rendimientos inmediatos. Cada decisión es difícil y las exigencias distintas. Tienes que hacer una evaluación inversión-riesgo con cada fichaje, también los grandes. Hay diferentes tomas de decisiones, lo que hicimos aquel grupo en Elche fue muy distinto, no podías fallar. En otros equipos, el que un jugador sea barato es un valor añadido, pero en el Elche era clave.

V.O.: La mayor diferencia es el mercado interno, aquí los clubes no tienen necesidad de vender y trabajar. Eso es muy complicado. Es que es horroroso, hemos visto casos este verano de clubes que no cuentan con un jugador al que le queda un año de contrato y piden 10 millones, casi prefieren retenerlo antes que ingresar cinco millones, porque eso no les supone nada.

Ingresos menos gastos en fichajes en la carrera de Víctor Orta.

Ingresos menos gastos en fichajes en la carrera de Víctor Orta.

Un ecosistema difícil en una Premier League que parece dispuesta a seguir batiendo sus récords de fichajes. Este verano, el balance ingresos/gastos en la Premier fue claro: una inversión de 819 millones de euros (cinco veces mayor que el total si juntamos Serie A, Bundesliga y nuestra liga). De hecho, hemos visto cómo el Empoli rechazaba 14 millones del Liverpool por Zielinski, quien finalmente fichó por el Nápoles por esa cantidad.

V.O.: Claro, es que esto es la Premier League y ya sólo por ser parte de ella te ponen un precio especial, yo lo llamo ‘Premier League tax’. El Middlesbrough se ve obligado a pagar más que si fuera el Sevilla. Esto es un error muy claro. Entiendo que te pidan más dinero cuando todo el rato se está publicitando que ingresas mucho, pero no interesa contar que eso lleva un incremento de gastos relacionados. Por ejemplo, el nivel salarial medio es superior al del Sevilla. Y ese ‘Premier League tax’ aparece en todos los rangos, también en los agentes de los futbolistas.

Aunque si analizamos el verano del Middlesbrough, han destacado los fichajes a coste cero de Negredo, Valdés, Barragán, Adama Traoré… ¿Su director deportivo les ve capacitados para recuperar su mejor nivel?

V.O.: Ellos tienen que demostrar y devolver confianza. Es demasiado pronto para analizar rendimientos específicos y no me gusta hablar de manera individual durante la temporada, pero sí te diré que están ayudando mucho al equipo, trabajan, son responsables y estamos contentos de haber decidido apostar por ellos.

Aunque en otros fichajes sí se ha gastado, destaca la fuerte inversión en De Roon.

V.O.: De Roon es un ejemplo del trabajo que hacemos. Cuando estábamos en segunda hace un año, hicimos dos líneas de trabajo, una en caso de ascender y otra si no lo conseguíamos. Él estaba brillando en Italia y le seguíamos de cerca, ya le tenía controlado desde su época en Países Bajos. Desde febrero vimos el 80% de sus partidos en directo y otros equipos como el Nápoles estaban tras él. Ahí no puedes negociar mucho, competíamos con proyectos de Champions y tuvimos que pagar el precio de mercado [en este caso 10 millones más dos en variables] porque no había otra opción.

Cómo trabaja un director deportivo

¿Qué aporta el director deportivo español a los clubes Premier para que el Leicester y el propio Boro apuesten por ello?

V.O.: Mejor conocimiento del aspecto internacional y contactos. El modelo inglés (el entrenador dirige todo) está dejando paso al europeo y tiene sentido si ves lo globalizada que está la liga. Everton, Tottenham, Leicester,… Se está europeizando.Muchas veces un fichaje es algo de años y años de trabajo, como con Gary Medel.

V.O.: Nosotros aceptamos que no podemos seguir a todos y en vez de conocer a 500 jugadores a medias preferimos seguir a 200 a fondo. Elaboramos una lista de 7 u 8 por puesto en función de sus limitaciones y exigencias y trabajamos sobre esos 180 nombres, yendo a ver los partidos en los que aparezcan mayor número de estos ‘selected players’.

En ese rango te toca adaptarte. Recuerdo que en Sevilla nos gustaba mucho Lucas Moura, le seguimos y apareció el PSG con 50 millones. No puedes pararte y tienes que mirar otro de la lista o incluir nuevos. Con Gary Medel le seguimos un Suramericano sub 20 muy bueno (2007). Lo intentamos y no pudimos, al siguiente año lo mismo, al siguiente lo mismo hasta que el mercado te da una oportunidad y la aprovechas. Un entrenador le quería poner de lateral derecho y él no estaba convencido así que lo aprovechamos (2011).

Pero tiene que ser un trabajo largo. En el caso de Rakitic, que ahora está haciéndolo muy bien en Barcelona, le seguimos durante tres años. Si repasas sus últimos meses antes de llegar a Sevilla no le fichas, pero al tener un seguimiento prolongado hicimos una oferta y él nos escogió. Llegó por apenas 1,2 millones y se marchó por 23. Son algunos ejemplos por los que el modelo del Sevilla siempre es seguido.

Víctor Orta junto a Monchi en su etapa en el Sevilla.

Víctor Orta junto a Monchi en su etapa en el Sevilla.

V.O.: Hay que aceptar la política de cada club. Aquí, el Burnley ha decidido retener a Michael Keane rechazando ofertas del Chelsea, y el Newcastle ha mantenido a Gouffran pese a descender. En Sevilla sabes que hay que vender, es la política. En España tienes que vender, pero aquí puedes estabilizarte, mantener al jugador y adecuar con una subida salarial.

Y cuando una inversión tan fuerte sale mal, ¿qué se hace? Un caso llamativo fue el de Arouna Koné en Sevilla (12 millones) en un modelo de pocos fichajes tan elevados.

V.O.: Siempre digo que no hay malos futbolistas: hay malos rendimientos. Tú intentas conocer al jugador, hacer un análisis personal previo, incluso entrevistarte con él, pero todo tiene riesgo. Arouna no supo adaptarse al rol secundario en el Sevilla de Kanouté, pero luego se vio como referencia titular en el Levante y el Wigan y funcionó muy bien, y en el Everton también rindió. Hay factores que no puedes dominar. ¿De quién es la culpa si la mujer de un futbolista no quiere mudarse y no le deja ver a su hijo y el futbolista se descentra? De nadie, es la vida.

Pero también hay que aprovechar las oportunidades para cuadrar balances, como el Everton vendiendo a Stones como el defensa más caro de la historia.

V.O.: En España estás obligado y aquí puedes analizar a quién vendes y puedes fijar un precio superior al de mercado. Pero volvemos a lo de antes. Ojo, que fichar un sustituto que iguale o mejore es difícil. Puedes tener dinero en el banco, pero si no lo rentabilizas no sirve, y en ese caso ponte a buscar centrales jóvenes de nivel. Es muy difícil, porque nos centramos en los ataques, pero defensores de nivel… Se está volviendo una crisis galopante. La mayoría de canteras grandes ganan muy fácil hasta los 15 o 16 años y sus defensas no se han visto exigidos.

Los problemas ingleses

El Middlesbrough ha conseguido la cesión del central o lateral Callum Chambers, que llegó como fichaje estrella al Arsenal. ¿Qué falla en el sistema inglés para la adaptación de los jóvenes?

V.O.: Aquí no quieren incluir a los filiales en el sistema, y yo creo que eso es un paso atrás. El Sevilla Atlético tiene un nivel de exigencia diario que permite subir al delantero y que te marque el gol de la victoria contra Las Palmas porque el jugador está acostumbrado a competir. Una solución interesante sería incluir a los filiales en Conference (quinta división) en varios grupos y meter ascensos, descensos y buscar soluciones. Lo que no se puede permitir el fútbol inglés es perder talentos. ¿Por qué la sub 17 inglesa consigue buenos resultados pero cuando llegan a la sub 21 ya no destacan? Dele Alli estaba en Tercera hasta hace año y medio, Joe Hart fue futbolista del Sherwsbury hasta los 19.

Calum Chambers en acción durante un partido.

Calum Chambers en acción durante un partido. Reuters

¿Qué modelo sirve de guía en la Premier?

V.O.: Se necesitan muchos años para implantar un sistema. Creo que los clubes ingleses deben enfocarse a la producción de talento para así cumplir con los cupos de canteranos y no tener que depender del mercado interno tan difícil. El Southampton es el mejor caso. Crea, vende, vuelve a crear… Es un caso digno de estudio. Los mayores talentos del fútbol inglés de este siglo salen de allí y yo no creo en la generación espontánea.

¿Tiene miedo a que los resultados no les permitan desarrollar ese plan en el Middlesbrough?

V.O: Si tuviera miedo no saldría a la calle por si me pilla un coche. No puedes dejar que el miedo merme tu capacidad. Estamos en un juego y tiene lo mejor y lo peor de los juegos. Con valentía y decisión, así hay que actuar en la vida y en el fútbol.