Pablo Laso en el último Madrid-Barça.

Pablo Laso en el último Madrid-Barça. Juan Carlos Hidalgo EFE

Real Madrid de baloncesto

El peor Real Madrid en una década: pierde el 28% de sus partidos ACB

Las siete derrotas hasta la fecha también suponen la peor marca con Pablo Laso como entrenador tras 25 jornadas de competición doméstica. El tope son las 11 de marzo de 2006 con Maljkovic.

Millán Cámara

El Real Madrid de baloncesto vive su peor momento reciente en la Liga Endesa. A punto de entrar en la recta final del curso, el club ya ha igualado su tope de derrotas al término de la liga regular de los últimos años: siete (2014-2015), provocadas por Barça (85-75), Betis (86-85), Baskonia (77-62), Unicaja (82-78), Gran Canaria (81-93), Tenerife (75-64) y Obradoiro (90-83). Es decir, pierde el 28% de sus partidos en la ACB.

Este no sólo es el registro de tropiezos más alto desde que Pablo Laso entrena al equipo tras 25 jornadas de competición. También se trata del número de encuentros ligueros perdidos a estas alturas de curso más alto desde la temporada 2005-2006. Los blancos son terceros en la clasificación (balance de 16-7), a dos victorias del liderato que ostenta el Iberostar Tenerife y habiendo perdido cuatro de los últimos cinco partidos de liga. ¿Cómo les iba a estas alturas de temporada en anteriores campañas y qué lograron a final de año? Lo repasamos.

2005-2006 (Boza Maljkovic)

Boza Maljkovic.

Boza Maljkovic. EFE

El Madrid había caído hasta 11 veces en liga a finales de marzo de 2006. Girona por partida doble (78-74 y 72-75), Baskonia (80-57), Alicante (77-73), Fuenlabrada (78-63), Gran Canaria también dos veces (74-78 y 83-68), Barça (72-73), Valencia (80-81), Granada (83-71) y Unicaja (77-86) habían tumbado a los blancos. Acabarían con 15 derrotas y clasificándose sextos para los playoffs, donde fueron eliminados en cuartos de final por el Barça (3-1).

Joan Plaza

Joan Plaza dirigiendo al Unicaja.

Joan Plaza dirigiendo al Unicaja. Jorge Zapata EFE

Con un doblete (Liga y Copa ULEB) al final del curso 2006-2007, se habían perdido seis encuentros ligueros tras 25 jornadas: Girona (91-88), Valencia (87-79), Unicaja (77-69), Valladolid (77-74), Gran Canaria (82-85) y Barça (73-68). Acabaron siendo nueve al concluir la liga regular.

Las cosas fueron mejor en la 2007-2008, ya que sólo se arrastraban cuatro derrotas (cinco finalmente) en estos momentos del curso: Baskonia por dos veces (93-70 y 80-82), Unicaja (91-69) y Barça (84-65). Los segundos eliminaron al Madrid (0-2) en cuartos de final.

En la 2008-2009, una ACB de 17 como la actual (y, por tanto, con 23 partidos disputados aun siendo la jornada 25), el casillero presentaba seis tropiezos (nueve finales) en momentos como los actuales: Unicaja (82-65), Sevilla (109-116), Baskonia (91-81), Valencia (82-66), Barça (87-67) y Bilbao (88-81). El Madrid cayó en semifinales frente al TAU (2-1).

Ettore Messina

Ettore Messina en su etapa en el Real Madrid.

Ettore Messina en su etapa en el Real Madrid. EFE

En el curso 2009-2010, el primero del técnico italiano en la capital española, su Madrid sólo había perdido cinco partidos (siete finales) a estas alturas de año: Obradoiro (78-68), Baskonia (80-62), Barça (57-79), Estudiantes (82-80) y Bilbao (80-87). Tocó volver a caer contra el Baskonia en semifinales (3-2).

En la campaña 2010-2011, sería Bilbao Basket el equipo que eliminó en esa ronda de los playoffs al Madrid (1-3). Fue precisamente en marzo cuando Messina dimitió y le sustituyó su ayudante, 'Lele' Molin, que condujo al equipo a su primera Final Four de la Euroliga desde 1996. El equipo blanco llevaba las mismas cinco derrotas que el curso anterior (ocho finales) en idéntico tramo: Alicante (78-67), Gran Canaria (70-59), Barça (95-75), Valencia (59-52) y Valladolid (74-65), todas sufridas antes del adiós de Messina.

Pablo Laso

Pablo Laso en el partido frente al Estrella Roja.

Pablo Laso en el partido frente al Estrella Roja. Juanjo Martín EFE

Por tercer año consecutivo (primero del técnico vitoriano en el club), el Madrid perdió cinco partidos (ocho finales) en 25 jornadas ligueras de la campaña 2011-2012: Bilbao tanto en la ida como en la vuelta (86-82 y 90-93), Estudiantes (90-85), Joventut (78-75) y Valencia (83-66). Los blancos cayeron en la final de la ACB contra el Barça (3-2), pero volvieron a ganar la Copa del Rey 19 años después.

En la temporada 2012-2013, el Madrid sólo había perdido dos encuentros ligueros (cuatro al término de la fase regular) tras 25 fechas de competición: Barça (96-89) y Tenerife (83-96). Se conquistó la liga frente a los azulgranas (3-2) y se alcanzó el subcampeonato europeo frente al Olympiacos, además de la Supercopa al inicio del curso.

Al marzo siguiente, en la 2013-2014, un registro impresionante en liga a nueve jornadas de la conclusión: ni una sola derrota (acabaron siendo dos). Esta vez, al nuevo subcampeonato europeo (ahora con el Maccabi como verdugo) se le unió el de liga (1-3 contra el Barça) y los nuevos triunfos en Supercopa y Copa.

Como en el curso 2014-2015, en el que el Madrid añadió a estos dos títulos la liga (3-0 al Barça) y la Euroliga. Tras 25 jornadas ligueras, el equipo acumulaba cinco derrotas (siete finales): Estudiantes (89-84), Bilbao (89-79), Barça (76-68), Unicaja (99-92) y UCAM Murcia (86-79). En la 2015-2016, con Intercontinental, Copa y Liga bajo el brazo, también eran cinco los tropiezos (y así quedó la cosa al término de la liga regular) después de 25 jornadas: Valencia (82-88), Barça (84-91), Baskonia (86-80), Fuenlabrada (91-85) y Tenerife (93-84).

Evolución de las derrotas en ACB del Madrid tras 25 jornadas en las últimas 11 temporadas.

Evolución de las derrotas en ACB del Madrid tras 25 jornadas en las últimas 11 temporadas.

El contraste con la Euroliga

El Madrid también ha perdido siete encuentros en lo que va de competición europea: Baskonia (87-91), CSKA (91-90), Fenerbahçe (78-77), Darussafaka (81-68), Estrella Roja (82-70), Galatasaray (87-84) y Panathinaikos (88-82). No obstante, y habiéndose disputado una jornada más que en la ACB, los blancos son líderes de la competición.

Con un balance de 19-7 y el basket-average ganado al CSKA (de ahí el liderato), el Madrid concretó su clasificación para los playoffs continentales el pasado 10 de marzo. Los de Laso han llegado a acumular hasta nueve victorias consecutivas en Europa, que superan su mejor racha ganadora a nivel doméstico: seis triunfos.

En cuanto a rachas negativas, también ha sido peor la sufrida en ACB: tres derrotas consecutivas. Básicamente porque, hasta la fecha, el Madrid siempre ha ganado el partido siguiente a una de sus siete derrotas europeas. Queda claro que las urgencias, remontadas y problemas están más a la orden del día en la ACB. Aunque de forma relativa: los blancos ya ganaron la Copa y sería toda una sorpresa que no estuviesen en la pelea venidera por el título liguero.