Guitarra elaborada con basura en Cateura, Paraguay.

Guitarra elaborada con basura en Cateura, Paraguay. Pablo Mateos

SOLIDARIDAD

De la basura al aplauso

El poderoso mensaje cultural y medioambiental de la Orquesta de Instrumentos Reciclados de Cateura llega a España para contagiar a un lutier y a docenas de niños.

Antonio Villarreal Pablo Mateos

Para construir sus primeras guitarras, el paraguayo Favio Chávez usaba unas latas metálicas de dulce de batata y chocolate. ¿Por qué? "Son las que le gustaban a mi esposa", confiesa a EL ESPAÑOL el fundador de la Orquesta de Instrumentos Reciclados de Cateura.

Del basurero de esta pequeña ciudad paraguaya, Chávez sacó docenas de guitarras o violines pero, sobre todo, sacó a cientos de niños de la ciudad y los transformó en precoces artistas y, luego, en tutores de la siguiente generación de niños. Esta historia de éxito les ha llevado a actuar para audiencias en Europa y Estados Unidos e incluso a ser teloneros de Metallica.

Favio Chávez, en su última visita a Madrid.

Favio Chávez, en su última visita a Madrid. Pablo Mateos

La organización Ecoembes, dedicada al reciclaje, se fijó en Chávez y sus chicos hace tres años. Desde entonces han entablado una relación que ha fructificado no sólo en los conciertos que desde 2013 ha dado la orquesta paraguaya en España, sino en proyectos paralelos para crear pequeñas orquestas de integración social en barrios como Vallecas, en Madrid.

Para ello, han logrado arrastrar a este espléndido proyecto a personas como el lutier Fernando Solar, autor de instrumentos que harían rabiar de envidia a los niños de Cateura si no fuera porque estos jóvenes músicos no están programados para envidiar.

La historia completa, en este vídeo-reportaje: