Zoología

Cinco especies extintas que pronto podrían volver a la vida

Desde el clásico mamut hasta el mitológico uro: nuestra fauna puede aumentar.

Un mamut lanudo.

Un mamut lanudo. Wikimedia Commons

  1. Zoológicos
  2. Fauna
  3. Biología
  4. Ingeniería genética

Mamut lanudo

El genetista de la Universidad de Harvard (EEUU) George Church, uno de los ideólogos del Proyecto Genoma Humano y una eminencia en su campo, mantiene un proyecto destinado a introducir genes del mamut en el ADN del elefante asiático. Ya lo ha conseguido para algunos genes relacionados con la tolerancia al frío y con ciertos rasgos como las orejas y el pelo. Aunque la implicación de Church es una garantía, el suyo no es el único proyecto que persigue la resurrección de los mamuts.

Paloma migratoria

El Gran Regreso de la Paloma Migratoria (The Great Passenger Pigeon Comeback) es el proyecto estrella de Revive & Restore, una iniciativa de la organización sin ánimo de lucro The Long Now Foundation. El objetivo es utilizar como especie de partida la paloma de collar, su pariente más próximo, y obtener el ADN de la migratoria a partir de los especímenes conservados en los museos. La Fundación confía en obtener los primeros ejemplares en 2022.

Paloma migratoria, extinta desde 1914.

Paloma migratoria, extinta desde 1914. Flickr

Tilacino

El tilacino o lobo marsupial, también llamado tigre de Tasmania por las franjas de su espalda, lleva años siendo protagonista a partes iguales de discusiones científicas y proclamas seudocientíficas: aunque el último ejemplar conocido murió en 1936, periódicamente surgen noticias de avistamientos, siempre sin confirmar. El proyecto de clonación iniciado en 1999 por el Museo Australiano de Sidney fue recibido con escepticismo y ha sufrido serios bandazos, pero en 2009 se logró secuenciar el genoma mitocondrial del animal utilizando especímenes de museos. Sin embargo, los propios autores dudan de la viabilidad de su desextinción.

Benjamín, el último tilacino.

Benjamín, el último tilacino.

Quagga

El método clásico de la cría selectiva ha servido para tratar de revivir el quagga, una subespecie de cebra surafricana extinguida en 1883 y que se distinguía por presentar franjas sólo en la parte anterior de su cuerpo. La idea fue propuesta en 1955 por el alemán Lutz Heck, y comenzó a ponerse en práctica en 1987. El Proyecto Quagga ha conseguido obtener seis cebras muy similares a las originales, llamadas quaggas de Rau. La idea es aumentar la población hasta un mínimo de una cincuentena y comenzar a reintroducirlas en espacios protegidos de Suráfrica.

Ilustración de un quagga en 1793.

Ilustración de un quagga en 1793.

Uro

El antepasado salvaje de todo el ganado vacuno doméstico actual, extinguido en 1627, fue la primera especie en tratar de recuperarse mediante cruces selectivos. La nueva raza obtenida por los hermanos alemanes Heck en los años 20 del siglo pasado fue el primer intento, pero no el único. Actualmente los proyectos Tauros y Uruz aspiran a obtener líneas más similares al uro original para repoblar con ellos las reservas naturales europeas.

Reconstrucción de un uro en Braunschweig, Alemania.

Reconstrucción de un uro en Braunschweig, Alemania.