Hace dos años, cuando Ahora Madrid arrebató al Partido Popular la Alcaldía, desde el Palacio de Cibeles -sede del Consistorio madrileño- se colgó por primera vez durante el Orgullo Gay la bandera arcoiris, que representa la lucha del colectivo LGTBI. El pasado verano, la misma bandera volvió a ondear de espaldas a la diosa Cibeles. Pues bien, esa bandera se ha roto. Y para reponer el destrozo, la alcaldesa Manuel Carmena ha hecho un llamamiento a los madrileños para confeccionar otra nueva que estará lista si los ciudadanos colocan 100.000 lazos de colores antes del Madrid World Pride.

Noticias relacionadas

“Queremos una nueva bandera para nuestra fiesta, el Orgullo Gay, y queremos que participen en la confección más de 100.000 madrileños”, ha explicado la alcaldesa de la capital española durante la presentación de la iniciativa. Carmena ha dado ejemplo y ha sido la primera en colocar sobre un lienzo de 12 metros de largo y 6 de ancho un lazo verde.

Bandera del Orgullo desplegada en el Ayuntamiento de Madrid en 2016 MADO

Esta bandera deberá estar lista para el inicio del Madrid World Pride que se celebrará en la ciudad desde el 23 de junio hasta el 2 de julio y al que acudirán entre dos y tres millones de turistas, según las estimaciones. Para la confección se emplearán 3,5 kilómetros de cinta por cada uno de los seis colores que la componen. En total, 21 kilómetros de tela de los que saldrá los más de 100.000 lazos de colores de 20 centímetros para completar los 72 metros cuadrados de bandera.

Así, Carmena ha animado a madrileños y turistas a que “pongan su lazo en la bandera y, de esta forma, haga suyo simbólicamente este evento del que nos sentimos tan orgullosos en nuestra ciudad”.

600 voluntarios para 2 millones de personas

En el mismo acto, el equipo municipal ha dado a conocer el plan de voluntariado que se va a poner en marcha en el marco del Orgullo Gay Mundial y que permitirá, según han informado, con el apoyo y adhesión de más de 600 voluntarios procedentes de distintas organizaciones y colectivos.

Los voluntarios irán identificados con los seis colores que componen la bandera arcoiris y cada color realizarán una misión diferente durante los diez días que durará el evento. El naranja para los voluntarios del Ayuntamiento de Madrid, el verde para aquellos encargados de promover la correcta gestión del reciclaje, el azul para aquellos responsables del buen funcionamiento de la Conferencia Internacional de Derechos Humanos , el amarillo para los protagonistas de la manifestación estatal y el rojo y morado para los espectáculos.