En marzo de 2018 Esquire contactó con Francisco Roncero, jefe de cocina de la Terraza del Casino para que este les preparase el "bocadillo perfecto". Querían, "reivindicar una tradición muy nuestra, muy antigua y muy tradicional" y que el artífice de la reivindicación fuese el famoso cocinero madrileño con dos estrellas Michelin y Premio Nacional de Gastronomía en 2006; pero nada ocurrió como planearon. 

Noticias relacionadas

Roncero diseñó toda una bomba aceitosa que hoy, tres años después, ha vuelto a hacerse viral. Las cámaras entraron en su taller y, en dos minutos, el vídeo se ha convertido en historia de la dieta mediterránea. El cocinero comienza presentando el pan, que ya destaca que es de aceite de oliva. Confiesa que él lo prefiere con la corteza crujiente y poca miga. Al tiempo, frota un tomate en el interior de las rebanadas y le pone parte de la pulpa y las pepitas repartidas en la superficie.

En este punto rocía el bocadillo con el primero de sus "chorritos" de aceite de oliva. Coloca después las lonchas de papada ibérica por encima, echa el pimentón y vuelve con otro "chorrito" más. Introduce el bocata en el horno y, cuando lo retira, vuelve a abrirlo para echar más aceite por dentro y por fuera hasta dejarlo totalmente lustrado:

Las imágenes del bocadillo más lubricado del mundo ya se habían hecho virales en su momento, acarreando no pocas críticas y burlas, y ahora ha vuelto a la palestra gracias a un hilo de Twitter que recoge algunas de las mejores. Fina ironía española para comentar el vídeo en el canal de YouTube de la publicación:

Por supuesto, también ha habido que añadir algunas mofas nuevas al asunto:

En todo caso, si deciden seguir la receta al pie de la letra en casa, tengan a mano un buen digestivo y unos guantes antideslizantes.

También te puede interesar...