Día: 26 de junio de 2019. Hora: doce de la mañana en las afueras de Madrid. Lugar: Palacio Real de El Pardo. Allí se da inicio a una selecta reunión anual presidida por el rey Felipe VI y la reina Letizia. En este meeting  se dan cita cada doce meses los miembro del Patronato de la Fundación Princesa de Asturias. Mezclado con empresarios y otros miembros de la esfera política asturiana, el alcalde de Oviedo, Alfredo Canteli, y su mujer, Marta Suárez, posan para las fotos y saludan al monarca. 

Noticias relacionadas

Era uno de sus primeros actos como alcalde tras alzarse con el bastón de mando en las municipales del 26 de mayo. No se supo entonces, pero como se descubre ahora, tras aquel viaje a Madrid invitado por la Casa Real también estaba una de sus primeras polémicas. Canteli realizó aquel viaje de un día junto a su mujer y cargó tanto sus gastos como los de ella a las arcas municipales. 

En apenas 24 horas se gastaron un total de 537,06 euros, entre los gastos de la habitación de hotel en el que ambos se alojaron, los peajes, el kilometraje y las comidas. Un nuevo capítulo más de un regidor al que ha acompañado la polémica desde su llegada al consistorio.

Invitación de Felipe VI y la reina Letizia a Canteli y su esposa. EL ESPAÑOL

EL ESPAÑOL ha accedido a nuevas facturas de los viajes con su mujer cargadas a cuenta del erario público. Estos nuevos documentos se conocen después de que este diario publicase el pasado jueves otras facturas que Canteli cargó al consistorio. 992 euros en gastos de otro viaje realizado a mediados del pasado mes de octubre al que también asistió su mujer.

Mismo hotel y dos comidas

Delicados caldos reserva, Denominación de Origen La Rioja, a 30 euros la botella, tres noches en un lujoso hotel del centro de Madrid (de las cuales solo se quedó una a dormir), dos surtidos de dulces durante el trayecto en coche, la comida en un restaurante de la zona de Ópera, etc. Todo a cuenta de la presentación de las jornadas del Desarme, una popular fiesta que se celebra cada año en Oviedo. 

Esto demostraría que no se trataría de un caso aislado. No son "dos pinchos", o dos cafés, como aseguran a EL ESPAÑOL desde el equipo más próximo al regidor, sino que sería la prueba de una práctica instaurada por el señor Canteli en sus primeros meses al timón del ayuntamiento. 

Prácticamente se repite el mismo guion de meses después. El primer edil y su mujer reservan esta vez una sola noche el Hotel Liabeny, un lujoso hospedaje de cuatro estrellas situado en el número 3 de la calle de la Salud, junto a la calle Preciados, milla de oro del comercio y el turismo en la capital, y la calle del Carmen. A los inseparables cónyuges la noche les salió por 247,70 euros. A su regreso al norte, pasaron convenientemente la factura como gastos al consistorio.

Una de las facturas del primer edil de la ciudad. EL ESPAÑOL

Aparte del alojamiento el alcalde y su mujer pasaron 170,81 euros del kilometraje del coche, así como los peajes. También el pago realizado en dos establecimientos: uno de 28,05 en la calle Serrano y otro en el Restaurante El Raso, situado en el kilómetro 231 de la carretera de A Coruña. Esta comida, que tuvo lugar en el viaje de camino a Madrid, asciende a 38,40 euros.

Canteli recula y pagará 

El rey utilizó aquella reunión a la que asistió el primer espada local de Oviedo como miembro del Patronato de la Princesa de Asturias para invitar a todos cuantos acudieron a la llamada a la próxima edición de los prestigiosos galardones Princesa de Asturias, que se celebraron el pasado 18 de octubre en el Teatro Campoamor, en la capital asturiana. Aquel día se incidió en un aspecto crucial para la familia este año, un hecho que llenó a todo de orgullo y satisfacción en la Casa Real: Leonor, primogénita y heredera al trono, pronunciaría allí su primer discurso, poco antes de cumplir los 14 años. 

Allí estaba el señor Canteli. Y acompañándole, su mujer, quien va con él a toda clase de actos porque, según remarcó Canteli, "su obligación es mantener la representatividad que le corresponde como esposa del alcalde". 

Por lo pronto, el otrora banquero del desaparecido Banesto, y discípulo del caído Mario Conde, ya ha reculado ante las publicaciones de los gastos realizados con su mujer. Dice tener la conciencia tranquila. Dice que, para él, nada de lo que hizo merece reproche alguno. Dice también que la presencia de su mujer "no supuso la imputación de ningún gasto a las arcas municipales". Unas declaraciones en la línea de sus palabras en el pleno municipal, en el que se revolvió contra sus críticos para dotar a la que es su esposa desde hace 49 años de los honores de una duquesa o de una jefa de estado. "Si mi mujer viaja y viene conmigo lo pagará el Ayuntamiento".

Factura del hotel de Canteli y su mujer en Madrid. EL ESPAÑOL

El alcalde realizó dos declaraciones diferentes a lo largo del día. Empezó por la mañana en sus trece, como el día anterior: "Parece que a la oposición no le gustan las familias ni los matrimonios que funcionan bien". Por la tarde emitió ya un comunicado: "Los gastos realizados durante ese viaje fueron, exclusivamente, los menores posibles para representar a Oviedo en el evento organizado en Madrid con motivo del Desarme. Y como prueba de transparencia en mi gestión, lo primero que hice fue aportar las facturas de dichos gastos".

La intención de ambos es que la mujer del regidor siga acompañándole a todos estos eventos, pero ha habido ya un frenazo en el discurso de Canteli, reculando para decir que a partir de ahora esas nuevas facturas no supondrán "gastos al ayuntamiento". Asegura que todas las facturas las pagará de su bolsillo. Desde su equipo dicen que ya no repercutirá nunca más en las arcas públicas.

Las reacciones de los distintos partidos no se han hecho esperar. Desde Somos Oviedo piden la dimisión y más explicaciones: "Sobre todo, que aclare a qué se corresponde la cena de 180 euros del viaje a Madrid con tres personas cuya identidad se desconoce".

Ana Rivas, del PSOE, aseguró también que Canteli está protagonizando un "espectáculo lamentable". Piden a Ciudadanos, el socio de gobierno que aupó a los populares al sillón municipal, que tomen cartas en el asunto. Han exigido los originales de las facturas y los informes. también saber exactamente quiénes fueron los participantes de esas diversas comidas. Por si hubiera otros familiares de por medio.