Cuatro de los cinco detenidos por la desaparición de Miguel Ángel López Restrepo, el joven colombiano de 32 años que desapareció en octubre de 2018, y cuyos restos han sido hallados esta misma semana, han sido puestos en libertad con cargos.

Noticias relacionadas

El quinto de los implicados, según afirma Diario de Jaén, ni tuvo que ser detenido ni ha sido excarcelado, puesto que se encontraba en prisión por hechos ajenos a este caso.

Durante la mañana de este viernes, los cinco han pasado a disposición judicial para tomar declaración, aunque finalmente han decidido negarse a prestar declaración. Tras su 'colaboración', se le ha retirado el pasaporte y deberán comparecer todas las semanas en sede judicial.

Las detenciones se efectuaron el pasado de julio, tanto en Córdoba, como en Jaén, como en Madrid, justo después de que se localizasen los restos que, a la espera de la confirmación de la prueba de ADN, pertenecerían a Miguel Ángel.

Desapareció en octubre

La principal hipótesis que manejan los investigadores es que alguno de los cinco sospechosos (o incluso todos ellos) es el responsable de la muerte de López Restrepo.

La familia de Miguel Ángel denunció su desaparición en octubre de 2018 cuando dejaron de tener noticias de él. Este martes, la Policía Nacional encontró los que parecen ser sus restos, e inmediatamente después, detuvo a estas cinco personas, presuntamente implicadas en su desaparición.