El Español
Economía
|
Empresas

La obra completa del poliducto de Repsol en A Coruña estará finalizada en diciembre

La construcción del trazado del poliducto ya está finalizada, pero la demora en la entrega de suministros y equipos para la instalación del sistema de bombeo y regulación para el envío de crudo desde el Puerto Exterior a la refinería ha retrasado el final del proyecto
Inicio de los trabajos para construir el poliducto en A Coruña.
Repsol
Inicio de los trabajos para construir el poliducto en A Coruña.
Ofrecido por:

La obra completa del poliducto que conecta la refinería de Repsol con el Puerto Exterior de Langosteira, en A Coruña, estará finalizada en diciembre. La empresa ha confirmado que el final del proyecto se ha retrasado debido a la demora en la entrega de suministros y equipos, pero indica que la construcción del trazado del poliducto ya está terminada.

"El final del Proyecto de traslado de los tráficos de crudo de la refinería de Repsol al Puerto Exterior de Langosteira se retrasa al mes de diciembre debido a la demora en la entrega de suministros y equipos destinados a la instalación del sistema de bombeo y regulación para el envío del crudo desde el Puerto Exterior a la refinería", indican fuentes de la empresa. Esta área pertenece a las instalaciones auxiliares que están en tierra dentro del Puerto Exterior.

Las obras comenzaron en marzo

La construcción del poliducto comenzó a finales de marzo, tal y como la propia empresa había anunciado tan solo un mes antes, y forma parte de un proyecto al que la firma destinará más de 126 millones de euros. El trazado del conducto ya está finalizado tras la colocación de las 11 tuberías y el tendido del cableado de fibra óptica y eléctrico, ya soterrados. Repsol indica que esta actuación incluye las conexiones soterradas y las aéreas del poliducto, tanto en el entronque con la refinería como en la entrada del puerto exterior, y que también se ha realizado la restauración del manto vegetal del terreno.

Así, la construcción del poliducto en sí misma está finalizada. El retraso en la entrega de suministros y equipos destinados a la instalación del sistema de bombeo y regulación para el envío del crudo afecta solamente al timming final del resto de bloques del proyecto, dado que es un sistema necesario para el funcionamiento. "Es decir, a la planificación en los ajustes temporales de finalización de proyecto y en la concentración de actividades en periodo final de montajes", concretan fuentes de la empresa.

Las obras continúan

Las obras del poliducto no se han parado. Las instalaciones auxiliares ubicadas en Langosteira incluyen la instalación de tres kilómetros de tuberías que se extienden a lo largo del perímetro interno del Puerto exterior, desde su ubicación en tierra hasta el pantalán, y que ya está prácticamente acabada. La firma indica que también están finalizadas las construcciones de los edificios.

Los trabajos continúan con el acondicionamiento de la explanada, el montaje de equipos, así como la telemática, montaje eléctrico, sistemas de seguridad y equipamiento auxiliar. Repsol, además, indica que el El final del Proyecto de traslado de los tráficos de crudo de la refinería de Repsol al Puerto Exterior de Langosteira contempla cuatro bloques principales:

  • La obra marina del pantalán, finalizada en 2021. Estos trabajos englobaban el diseño, suministro, construcción y puesta a disposición de la obra civil de un nuevo pantalán con una longitud total de 520 metros y que permitirá la operación de buques de hasta 200.000 TPM. La dotación del pantalán está prácticamente terminada y ya se han instalado los brazos de descarga de crudo, los sistemas de atraque, las pasarelas de acceso, así como las tuberías de producto y las contraincendios. Cuenta con tres edificaciones para seguridad, subestación eléctrica y sala de control.
  • El poliducto tiene una longitud de 3,8 kilómetros y discurre por los municipios de Arteixo y, en menor medida, A Coruña. La estructura cuenta con 11 tuberías soterradas: dos de ellas se destinarán al transporte de crudo entre la refinería y la nueva terminal marítima de Repsol en el Puerto Exterior, una tercera llevará trasiego de aguas y las ocho tuberías restantes serán para el transporte futuro de otros productos. La traza del poliducto tiene una anchura útil de 10 metros en la que están instaladas las 11 líneas y cuenta con dos metros adicionales a ambos lados, que permitirán el acceso para vigilancia y mantenimiento. 
  •  Las instalaciones auxiliares ubicadas en Langosteira y que continúan su desarrollo con el acondicionamiento de la explanada, el montaje de equipos, así como la telemática, montaje eléctrico, sistemas de seguridad y equipamiento auxiliar.
  • Las modificaciones en la refinería, que permiten conectar las instalaciones existentes en el complejo industrial con el nuevo poliducto. En este bloque están los plazos ajustados a la planificación y cumplidos en un 98%. Están finalizados tanto la obra civil como los montajes mecánicos y en marcha el resto de trabajos de montaje de telemática, electricidad y seguridad.
Economía