El Español
Actualidad
|
A Coruña

Los detenidos por el intento de atraco en El Corte Inglés de A Coruña son de Madrid

Los dos, así como un tercer detenido, habrían perseguido con su vehículo a una conductora durante unos 15 minutos en Oleiros

Los detenidos por el intento de atraco en El Corte Inglés de A Coruña son de Madrid. Los dos varones, y un tercero que había sido interceptado previamente tras seguir en coche a una mujer durante un cuarto de hora, fueron detenidos en una operación conjunta de la Guardia Civil y la Policía Nacional.

Este último está acusado de presunto autor de un delito de desobediencia grave a Agentes de la Autoridad, mientras que los identificados como responsables del intento de robo en el centro comercial fueron detenidos como presuntos autores de dos delitos de robo con intimidación y violencia, uno de ellos en grado de tentativa y otro de robo con intimidación de vehículo. Las detenciones las efectuaron el Destacamento de Tráfico de la Guardia Civil de A Coruña y la Guardia Civil del puesto de Becerreá (Lugo).

Seguimiento a una conductora

El primero de los hechos se produjo cuando una conductora avisó a una patrulla del Destacamento de Tráfico de la Guardia Civil de A Coruña que hacía un control del tráfico en la carretera AC-12 que el vehículo que circulaba iba sin alumbrado y llevaba 15 minutos siguiéndola, con el consiguiente temor por su parte.

Los agentes dieron el alto al turismo, pero el conductor no hizo caso y emprendió la huida a gran velocidad. Los guardias civiles iniciaron un seguimiento, llegando el vehículo que los precedía a circular en sentido contrario en una vía con gran afluencia de tráfico o por las aceras. La persecución finalizó cuando el turismo se quedó bloqueado en una zona estrecha, momento en el que los tres ocupantes lo abandonaron, aunque los agentes lograron detener a uno de ellos.

Robo de un coche en Oleiros

Los agentes descubrieron posteriormente que los dos huidos habrían robado un coche con intimidación en Oleiro. Presuntamente, este vehículo fue utilizado para el desplazamiento y huida dirección a Madrid tras un robo con fuerza en grado de tentativa en un centro comercial de A Coruña.

Esa misma noche, los agentes recibieron información sobre un intento de robo con intimidación en un establecimiento de restauración de Lugo, en el que presuntamente habría sido utilizado el mismo vehículo. Los presuntos autores huyeron del lugar a gran velocidad al verse seguidos por patrullas de Cuerpo Nacional de Policía, accediendo a la autovía A-6 sentido Madrid hasta sufrir un accidente en el kilómetro 473, en el término municipal de Baralla, y alejándose del lugar a pie.

Un vecino del municipio lucense avisó el día 18 a un guardia civil que estaba fuera de servicio de la presencia de dos varones desconocidos en un establecimiento de la calle principal. El agente, considerando que podrían ser los ocupantes del vehículo siniestrado el día anterior, comunica dicha incidencia a la Central Operativa de Servicio (COS).

Identificación

Los operadores de COS alertaron a la patrulla del Puesto de la Guardia Civil de Becerreá y a la patrulla de Seprona de Baralla para que se trasladasen a dicho punto y contrastasen la información recibida. Una vez personados en el lugar ambas patrullas, procedieron a la identificación de los dos varones, presentando uno de ellos un DNI que no correspondía con su persona y manifestando el otro que carecía de cualquier tipo de documentación.

La fisonomía de ambos, sin embargo, coincidía con la descripción de las personas fugadas. Los varones, además, presentaban problemas físicos compatibles con un accidente de tráfico y su explicación de su presencia en ese lugar no resultaba coherente, por lo que fueron trasladados al cuartel más próximo para su identificación plena.

El Equipo de Policía Judicial de la Guardia Civil de Lugo se desplazó al cuartel. Los hombres resultaron ser los presuntos responsables de los robos con violencia e intimidación en A Coruña y Lugo y del robo con intimidación de un vehículo en Oleiros, constándoles a ambos varias requisitorias judiciales.

La Guardia Civil procedió a la detención de estas personas como presuntos autores de un robo con intimidación de un vehículo, comunicando la misma a la Policía Nacional al estar relacionados con los ilícitos de A Coruña y Lugo. La Policía Nacional les imputó un delito de robo con intimidación en
grado de tentativa en A Coruña, un delito de robo con intimidación en Lugo, así como la presunta autoría de cuatro robos con violencia e intimidación y otro delito de robo de uso de vehículo a motor perpetrados en diversas localidades de la Comunidad de Madrid.

Actualidad