El Español
Actualidad
|
Galicia

Feijóo constata la bajada de casos y espera poder disminuir las restricciones este martes

El presidente avanza que el protocolo para Carnaval será "más laxo" y permitirá una mayor interacción, sobre todo en el exterior"
Terraza de un local de hostelería de A Coruña, en una imagen de archivo.
M . Dylan
Terraza de un local de hostelería de A Coruña, en una imagen de archivo.

VIGO, 23 Ene. (EUROPA PRESS) -

El presidente de la Xunta, Alberto Núñez Feijóo, ha dicho este domingo que "todo parece indicar" que Galicia está viviendo una bajada en el número de casos de Covid-19 y de la positividad, por lo que espera "poder disminuir" las restricciones que todavía están en vigor en la próxima reunión del comité clínico, prevista en principio para el martes.

En declaraciones a los medios ofrecidas desde Vigo, donde ha asistido al IV Certame de Rondallas, el mandatario gallego ha realizado un resumen de la actual situación epidemiológica de la Comunidad.

Así, ha destacado que los datos del sábado, dados a conocer este domingo, indican una bajada de los 5.500 nuevos contagios en un día, una cifra alejada "de los 8.000" de jornadas pasadas. "Por tanto, hay indicios para la esperanza", ha agregado.

Además, Feijóo ha puesto el foco en que "el 99,2% de los contagiados está en su casa sin presentar problemas sanitarios importantes", mientras que "solamente el 0,1% está en la UCI y el 0,7% está en planta".

Eso sí, sobre la presión hospitalaria ha reconocido que en la jornada del sábado se produjeron unos 90 ingresos. Y es que, a pesar que las cifras ofrecidas este domingo por la Consellería de Sanidade muestran un incremento de 41 en la cifra total de hospitalizados --a 544--, hay que tener en cuenta que hubo unas 50 altas.

Posible relajación

Con todos estos datos encima de la mesa, el presidente de la Xunta espera el martes "tener una fotografía completa" del panorama sanitario gallego y así estudiar si se pueden "disminuir las escasas, pero algunas, restricciones" que todavía rigen la hostelería y el ocio nocturno.

En concreto, desde la entrada en vigor de las últimas medidas el 31 de diciembre, bares y restaurantes deben cerrar a medianoche excepto viernes y sábados, que lo hacen a la 1,00 de la mañana; mientras que pubs y discotecas tienen de límite las 3,00 horas. Junto a esto, las reuniones de no convivientes siguen prohibidas de 3,00 a 6,00 de la madrugada.

Sobre la posibilidad de relajar estas restricciones también se ha pronunciado este domingo el vicepresidente primero de la Xunta, Alfonso Rueda. En una entrevista concedida a la Radio Galega, recogida por Europa Press, ha deslizado que "parece" que Galicia llegó "al esperado pico" de la ola, a falta de que pasen "unos días más para decirlo con contundencia", por lo que el Gobierno autonómico "empezaría a contemplar" el alivio de las medidas si esto se confirma.

"Yo espero que sea así, sobre todo con algunas (medidas) que se tomaron pensando que venían las fiestas de Navidad con todos los peligros que suponían", ha reiterado Rueda.

Galicia, comunidad con más vacunación

Así a todo, Feijóo apuesta por "mantener la prudencia" y hacer "las cosas con el rigor que requiere la gestión de una ola" en la que, no obstante, "Galicia acredita ser la comunidad con menor ocupación (hospitalaria) y con más vacunación".

Dicho esto, el titular de la Xunta ha sacado pecho de que la semana que comienza este lunes se iniciará la inoculación de la tercera dosis a la franja de 18 a 29 años, toda vez que ya están inmunizados con el refuerzo "todos los gallegos de 40 o más años".

"Mantengo un cierto optimismo de que las cosas en próximas semanas irán mejorando y podamos ir recobrando la normalidad e ir disminuyendo las restricciones, pero el ritmo de esa disminución lo va a marcar el comité clínico y, a partir de ahí, seguir vacunando y haciendo test", ha recalcado Feijóo.

Protocolo para carnaval

La próxima reunión del comité clínico, prevista para el martes, evaluará también el protocolo para la celebración del Carnaval en Galicia, tal y como avanzó el viernes el conselleiro de Sanidade, Julio García Comesaña.

Al respecto, Feijóo ha recordado este domingo que, a diferencia de lo que ocurrió en Navidad, estas fiestas se celebrarán entre finales de febrero y primeros de marzo --aunque en la provincia de Ourense ya arrancarán en próximas semanas--, cuando "la temperatura será mejor" y "se podrá hacer actividades en exteriores" y "menos en interiores".

Por eso mismo, a la espera de que se pronuncie el comité, ha avanzado que será un "protocolo más laxo y que va a permitir una mayor interacción, sobre todo en el exterior".

Sobre este asunto también se ha pronunciado el vicepresidente primero de la Xunta en su entrevista en la Radio Galega, en la que ha adelantado que será un protocolo "sencillo" que "no pone medidas diferentes" a las ya conocidas, puesto que incidirá en el uso de la mascarilla y la distancia social.

Se trata de ser "lo menos restrictivos posibles entendiendo que son unas fiestas muy importantes", tal y como ha apuntado Rueda. "Vamos a intentar que se puedan celebrar si no con total normalidad, que se vaya acercando", ha dicho el 'número dos' del Gobierno autonómico.

Actualidad