El Español
Vivir
|
Salud

Termaria crea una guía de alimentación para que los coruñeses sigan en forma en cuarentena

Mantener las proporciones de comida de acuerdo con las calorías consumidas, tomar tres piezas de fruta al día, hacer ejercicio y mantener una buena hidratación son algunos de los consejos básicos para sobrevivir saludablemente al estado de alarma
14:53 · 7/4/2020

La Casa del Agua de la ciudad herculina cerró sus instalaciones (spa, gimnasio...) debido a la crisis sanitaria del coronavirus pero durante la cuarentena sus responsables han querido ayudar a sus clientes a mantener la línea, además de con clases online de diferentes modalidades, con una guía de alimentacióny pequeños trucos para comer sano durante el confinamiento.

El manual, elaborado por Nutriciona, un servicio especializado de dietética y nutrición de la ciudad herculina, se basa en diez puntos principales que se dividen en: mantener las proporciones del plato saludable, controlar las cantidades, planificar un menú semanal, identificar los tipos de hambre, consumir fruta, mantener una buena hidratación, poner la mesa a diaria y hacer una presentación llamativa de los platos, experimentar en la cocina, mantener la tranquilidad y mantenerse activo. Los consejos más importantes para que los usuarios de Termaria puedan satisfacer su hambre comiendo sano y correctamente se basan en que por lo general la mitad de los platos deben estar compuestos por verduras y hortalizas y la planificación del menú semanal tendrá como resultado una serie de objetivos alimenticios basados en unos determinados productos que evitarán comprar otros que sean menos saludables.

En cuanto al apetito, durante la cuarentena se pueden dar casos de hambre emocional (una querencia especial por el dulce por ejemplo) que hay que aprender a distinguir del hambre real además de que es recomendable tomar al menos tres piezas de fruta al día "siempre locales y de temporada". A su vez, todas estas recomendaciones deben completarse, según el manual elaborado por Termaria, de ejercicio diario en casa y el establecimiento de horarios en las tareas de cada jornada para tener la sensación de haber aprovechado el tiempo.

Vivir