El Español
Actualidad
|
Ferrolterra

Así de sucio y contaminado se encuentra el río Eume, en Pontedeume (A Coruña)

El Concello ha prohibido el consumo de agua y la Xunta incoará un expediente sancionador a la empresa responsable de este vertido
Vertido en el río Eume, a su paso por las Fragas, en Pontedeume.
Cedida
Vertido en el río Eume, a su paso por las Fragas, en Pontedeume.
Ofrecido por:

La Xunta, a través de Augas de Galicia, realizó el martes la declaración de emergencia sobre la situación de turbidez en la que se encuentra el río Eume y sus consecuencias en el abastecimiento de agua en el concello de Pontedeume (A Coruña).

De ello ha informado la Consellería de Infraestruturas e Mobilidade en un comunicado, en el que explica que a través de esta emergencia se adoptarán las medidas necesarias para reducir los niveles de turbidez. También permitirá acometer actuaciones de emergencia en la estación de tratamiento de agua potable para conseguir, a la mayor brevedad, que el agua vuelva a ser apta para su consumo y que se pueda restablecer el servicio a la población.

Además, para seguir la evolución de la situación, se creará una comisión en la que estarán representados los técnicos de calidad de las aguas de la Administración autonómica, la empresa responsable de la gestión del embalse, el Ayuntamiento de Pontedeume y la concesionaria del sistema de abastecimiento municipal.

Medidas

Este mismo miércoles han recorrido el río Eume especialistas en emergencias ambientales acompañados de técnicos de calidad de aguas de la Xunta con el objetivo de analizar en detalle la situación a valorar las medidas que se pueden adoptar para mejorarla.

La Xunta ha informado de las nuevas medidas adoptadas al Ayuntamiento de Pontedeume, con el que destaca que colabora y trabaja, junto con la concesionaria del servicio municipal, para conseguir la recuperación de los parámetros que permitan la reposición del abastecimiento del agua a la población. Continúa prohibido el consumo de agua en todo el municipio.

En la jornada del martes, la conselleira de Infraestruturas e Mobilidade se desplazó hasta Pontedeume para supervisar, in situ, los trabajo se realizaban en la zona de captación de abastecimiento de agua.

Ethel Vázquez explicó que, desde un primer momento, la Xunta dio instrucciones a la empresa explotadora para que adoptase las medidas pertinentes para acabar lo antes posible con la situación de turbidez generada e informó de que la Xunta abrió una investigación con el objetivo de aclarar las causas e incoará un expediente sancionador a la empresa.

¡Síguenos en Facebook!
Actualidad