padfone-infinity1

padfone-infinity1

Tecnología

Asus Padfone Infinity: el mejor convertible del mercado.

Noticias relacionadas

 

 

Asus había prometido presentarnos en el Mobile World Congress un par de sorpresas. Mediante un vídeo que emulaba una nave espacial aterrizando sobre la Sagrada Familia se creó la expectación necesaria para que nos fijáramos en sus novedades, aparentemente relacionadas con su forma de dotar de materiales metálicos a sus productos.

Y así ha sido. La presentación ha comenzado con un repaso rápido del nuevo software propio de Asus para terminar presentando un nuevo dispositivo con cuerpo unibody y metálico: el Asus Padfone Infinity. Se trata de una renovación de aquel sorprendente smartphone que se podía transformar en una tablet con solo asociarlo a la pantalla o dock al que esta vez le han puesto como nombre Infinity, y todo parece indicar que se convertirá en uno de estos nombres clave que generan toda una marca.

Las especificaciones que han presentado son dignas de un terminal puntero, con el añadido de que podremos también contar con una pantalla de un tamaño mayor en caso que la necesitemos.

  • Pantalla IPS de 5 pulgadas Full HD 1920 x 180 (441 ppi)
  • Procesador Qualcomm Snapdragon 600 a 1.7 GHz
  • 2 GB de memoria RAM
  • Modelos de 32 y 64 GB de almacenamiento interno (ampliables mediante microSD)
  • 4G LTE y HSPA+
  • Bluetooth 4.0 – NFC – GPS – Wifi
  • Batería de 2400 mah y 5000 mah extras con el Dock Infinity. 
  • Cámara de 13 megapixels con flash LED y grabación a 1080 P – 30 FPS
  • Android 4.2 Jelly Bean

A primera vista, el Padfone luce algo grande y grueso respecto a otras tablets más finas, pero se observa robusto y resistente, cumpliendo claramente con su eslogan relacionado con el acero que tanto bombo le habían dado. A la hora de introducirlo en el dock uno puede pensar que no encaje bien, pero en el Padfone Infinity todo está totalmente sujeto.

En cuestión de software vemos como de momento cuenta con la última versión de Android (veremos si dura) y con una interfaz propia a la que se le han añadido comandos por voz, sincronización en la nube y todo un software de reconocimiento de escritura para sacar todo el provecho del stylus que se incluye.  Con la incorporación de uno de los últimos procesadores de Qualcomm no tendremos ninguna duda de que seguirá siendo un terminal potente y puntero cuando a mediados de primavera salga al público, y de manera añadida gracias a ese Snapdragon 600 se ofrecerá soporte LTE prácticamente mundial.

¿Tienen sentido los convertibles hoy en día? O quizás la gente prefiere tener tanto un dispositivo como otro. A nivel de batería creo que con las 19horas de 3G que Asus asegura suponemos que será suficiente, ya que a mucha gente le gusta tener esos dos dispositivos, pero unas veces debemos elegir entre uno y otro. Esto se acabó gracias a los convertibles y uno de sus características básicas que es la redimensión de la distribución de la pantalla cuando se agranda.

Si os gusta la idea y todas las características de este smartphone convertible de gama alta os satisfacen lo podréis conseguir por 999 dólares, que en su conversión a euros se quedará seguramente en los 799€, un precio elevado y que no ha recibido muchos aplausos cuando ha sido presentado, pero que es justo para todo lo que ofrece. Con la presentación de la renovación de su gama estrella Asus pretende volver a posicionarse como una marca capaz de competir en un mercado tan duro y cuyos protagonistas intentan diferenciarse en cada momento. ¿Es en este caso uno mejor que dos?