El modo incógnito de Chrome se ha quedado como una de las funciones más usadas del navegador de Google en España. Tanto, que se ha convertido en casi un meme. Sin embargo, tal y como recoge 9to5GoogleGoogle estaría modificando dicho modo para esquivar las consecuencias de una demanda millonaria respecto a la protección de los usuarios.

Noticias relacionadas

Y es que este mismo año se aceptó una demanda colectiva que se lanzó en el año 2020 que reclama que el modo incógnito de Chrome no evita que Google y otras compañías nos rastreen. La cifra que amenaza a la compañía de Mountain View es de 5.000 millones de dólares, ya que se estarían vulnerando las leyes del estado de California, en Estados Unidos.

Para paliar esto, Google estaría planeando nuevas advertencias para el modo incógnito de su navegador, con advertencias para los usuarios y así explicarles de manera clara y concisa qué puede y qué no puede hacer el modo incógnito. 

Google, amenazada

El modo incognito de Chrome avisa que nuestra actividad se puede registrar Omicrono

Lo cierto es que estas advertencias ya estaban en el navegador, pero al parecer no han sido suficiente para paliar los efectos de esta demanda. Y es que la clave de la demanda de San Jose en California es que el modo incógnito no evita que Google y otras empresas rastreen a los usuarios.

Además de rastrear nuestra actividad, las webs pueden seguir registrando nuestra actividad. En concreto, Google Ad Manager y Google Analytics son solo algunos servicios dentro de la compañía de Mountain View que registra nuestra actividad, incluso si no visitamos el buscador de Google.

Chrome geralt @ Pixabay Omicrono

¿Por qué ocurre esto? Pasa por dos factores. El primero es que un buen número de páginas web que visitamos contienen código de Google que activan el análisis del tráfico en la web o la inclusión de publicidad, también gestionada por la compañía. Además, el modo incógnito está concebido para evitar que otra persona que acceda físicamente a nuestro ordenador pueda ver qué hacemos en él.

Y es que el modo incógnito se refiere únicamente a nuestro historial o a lo que hemos hecho de forma activa en el navegador de un ordenador en específico. Sí, estos datos no quedan registrados, pero aunque esto es ciertamente eficaz con las personas que viven con nosotros, no lo es en absoluto con los otros agentes que operan en Internet. 

chrome-google

Esto además es doblemente problemático, ya que el propio modo prometía que los usuarios podíamos navegar "de forma privada", lo cual a efectos prácticos no es del todo cierto. La demanda considera que este es el punto en el que Google ha engañado a sus usuarios para darles una falsa sensación de privacidad y poder seguir recabando sus datos.

¿Qué hará Google?

Esto es serio, debido a que hay varios sistemas en activo que rastrean nuestra actividad. Sin ir más lejos, el uso de nuestros datos se suele aprovechar para mostrarnos publicidad personalizada. Un bien muy valioso entre las empresas hoy en día.

Advertencias del modo incógnito 9to5Google Omicrono

Lo que va a hacer Google es ampliar las advertencias que aparecen cuando activamos el modo incógnito, siendo mucho más claro. Nos dirá qué hace el modo incógnito y qué no hace, admitiendo de forma abierta que nuestra actividad se seguirá registrando por las webs que visitemos y que nuestros proveedores podrán seguir rastreando lo que hacemos.

Un cambio que podría ser insuficiente, debido a que este cambio no es más que una 'aclaración' de lo que ya estaba presente antes. Además, en las explicaciones Google no admite que ellos recopilan ningún tipo de información. No se sabe si esto salvará a Google de tener que pagar la multa de 5.000 millones de dólares o si por el contrario Google será forzada a modificar íntegramente el modo incógnito para adaptarlo a nuestros tiempos.

También te puede interesar...