El brote de coronavirus supuso un cambio radical en las costumbres de los españoles. Debido al confinamiento y a la prohibición de realizar deporte al aire libre, fueron muchos los que optaron por hacer deporte directamente desde sus propios hogares.

Noticias relacionadas

Como consecuencia de dicha situación, las apps de deporte experimentaron un auge importante, además de los canales de YouTube centrados en mantenerse en forma, como el de Patry Jordán y otras personalidades.

En este caso, venimos a hablaros de un balón inteligente que podría resultar de gran utilidad de cara a futuros confinamientos, ya que evitaría que tanto los más pequeños de la casa como los adultos cayesen en el sedentarismo.

El balón inteligente

DribbleUp, una pequeña empresa estadounidense, es quien está detrás de este curioso invento que pretende ayudar a las familias a mantenerse saludables sin ni siquiera tener que salir de casa.

Balón de fútbol inteligente de DribbleUp. DribbleUp. Omicrono

Para ello han desarrollado una serie de balones inteligentes que se conectan con cualquier smartphone o tablet mediante una app para mostrar métricas como la velocidad de cruce, el movimiento al regatear, la resistencia, las repeticiones y otras variables empleando una tecnología de visión por computadora.

Eso en el caso del Smart Soccer Ball, el balón inteligente de fútbol, pero también cuentan con una versión dedicada a los amantes del baloncesto (Smart Basketball), así como un balón medicinal inteligente (Smart Medicine Ball).

Lógicamente, los dos primeros están enfocados a dichos deportes, mientras que el último permite ejercitar tanto el tren superior del cuerpo como el inferior, además de los abdominales y el cardio. Todos ellos están a la venta por 99,99 dólares, lo que se traduciría en aproximadamente 87 euros.

Aunque también pueden utilizarse en exteriores, el principal valor de estos balones reside en que que las actividades a realizar solo necesitan aproximadamente dos metros de espacio, lo que les convierte en ideales para hacer ejercicio dentro de prácticamente cualquier vivienda.

Entrenadores en directo

Cada entrenamiento con estos balones tiene un conjunto único de objetivos virtuales que tendrán que ir superando los usuarios y que les servirán tanto para ganar músculo como para mejorar su técnica. Incluso, podrán competir en tablas de clasificación a nivel mundial.

Sus creadores aseguran que este balón inteligente está dirigido a todo tipo de edades y públicos, desde principiantes de 5 años de edad, pasando por atletas universitarios y llegando hasta profesionales del fútbol y del baloncesto.

Del mismo modo, los usuarios podrán disfrutar de una gran variedad de clases diarias en vivo, aunque habría que pagar una cuota mensual de 9,99 dólares (8,7 euros al cambio) u optar por el mes de prueba gratis para saber si realmente nos compensa pagar la suscripción.

No cabe duda de que, según pasen los años, el deporte estará cada vez más ligado a la tecnología. En este sentido, recientemente también os hablábamos de Oliver, un gadget para que los equipos de fútbol de barrio también pudiesen disfrutar de las bondades del Big Data y la Inteligencia Artificial para mejorar, algo que hasta ahora solo era accesible para los clubes de primer nivel.