Samsung

Hardware

El nuevo televisor de Samsung es el primero "sin bordes": es 99% pantalla

El nuevo televisor QLED 8K de Samsung es el primero de su tipo: prácticamente sin bordes, será como ver una imagen flotando en nuestro salón.

Noticias relacionadas

Mientras las 4K aún no han conseguido conquistar la mayoría de los hogares, los fabricantes ya han dado el salto a las 8K; de hecho, se prevé que el CES 2020 que se celebra estos días en Las Vegas se llenen de modelos 8K, pese a que realmente no hay mucha demanda ni contenido adaptado a esta resolución.

Por eso, la clave para motivar a los usuarios a pasarse a las 8K puede estar en mejorar otros aspectos, aparte de la resolución. Los nuevos televisores no solo muestran una imagen más nítida: también es más fiel a la visión del director, y cumple unos ciertos estándares de calidad.

Ahora Samsung ha dado otro motivo más para pasarse a las 8K, con el Q950TS: el que probablemente es el televisor de producción más interesante de los últimos años. Se trata del primer televisor "sin bordes".

El televisor sin bordes de Samsung

Sí, "sin bordes" es un concepto que ya hemos visto en dispositivos móviles como smartphones, pero esta es la primera vez que realmente lo vemos aplicado a una pantalla tan grande como la de un televisor.

Es cierto que ya existen muchos modelos de televisor con bordes muy finos, prácticamente inapreciables, pero lo que Samsung ha conseguido con el Q950TS va mucho más allá. Por comparar, en un televisor moderno el 95% del frontal está compuesto de pantalla; el resto son bordes y elementos necesarios para que la pantalla funcione.

Samsung

En cambio, con el Q950TS el 99% del frontal es pantalla; sólo un mísero 1% se reserva a los verdaderos bordes. Puede parecer una diferencia mínima, pero a la hora de la verdad es notable.

En realidad, esta pantalla sí tiene bordes, pero son mínimos, con un grosor de apenas 2,3 milímetros. Samsung afrima que lo ha conseguido eliminando la matriz negra que normalmente rodea la pantalla para evitar los escapes de luz. En vez de eso, los píxeles terminan justo en el borde metálico que encapsula la pantalla, y por lo tanto ese borde estructural es el único que tiene.

Samsung

A juzgar por las fotografías que Samsung ha publicado (antes de lo previsto, todo hay que decirlo), el efecto es como si la imagen flotase sobre la nada; el único indicador de que es una pantalla es la base, que tampoco ocupa demasiado. También ayuda mucho el hecho de que el grosor se haya reducido hasta los 15 mm.

En cuanto a la calidad de imagen, Samsung es consciente de que no hay mucho contenido a resolución nativa 8K, y también que cada vez usamos más servicios de streaming en vez de comprar películas en Blu-Ray. Por eso, sus nuevos televisores usan una nueva versión de AI ScaleNet, para ampliar la resolución de los vídeos procedentes de servicios de streaming; gracias a una colaboración con Amazon, las películas de Amazon Prime Video serán compatibles. Además, el televisor podrá reproducir vídeos de Youtube en 8K nativos gracias al códec implementado.

Samsung

El Q950TS no solo destacará por la imagen, sino también por el sonido; gracias a la tecnología OTS+, es capaz de reconocer elementos que se mueven en el vídeo y mover el sonido de manera acorde, creando un efecto "surround".

Por el momento, no hay fecha de lanzamiento ni precios para la nueva gama de televisores.