La empresa china Vivo aterrizó en España el pasado mes de octubre, pero poco a poco ha ido ampliando su catálogo de smartphones. Su gama alta es el X60, que estuvo presente en la final de la Eurocopa que conquistó Italia en penaltis ante Inglaterra. Una compañía que ahora ha lanzado el V21 5G (399,90 euros), un gama media que llega con el objetivo de convertirse en el rey de los selfis, y más en verano.

Noticias relacionadas

Un teléfono móvil que cuenta con una serie de características que lo posicionan como uno de los mejores smartphones para tomar selfis, como una cámara delantera de 44 megapíxeles con soporte de un sistema de estabilización óptica de imagen o la inclusión de un doble flash para obtener imágenes con mejor luz en situaciones nocturnas y un acabado más profesional.

En OMICRONO hemos probado durante semanas el vivo V21 5G, concretamente el modelo de 8 GB de RAM y 128 GB de almacenamiento interno; y con el color Sunset Dazzle, que está inspirado en la naturaleza. Un gama media que deslumbra por la calidad de sus selfis y que no renuncia a nada, ya que cubre perfectamente otras necesidades, como un buen rendimiento.

Importancia a los selfis

Ya en la presentación que tuvo lugar el pasado mes de junio en Madrid, Vivo resaltó que habían querido dar importancia a la cámara delantera en su nuevo gama media; que también es el primero en incorporar un doble flash en su zona frontal para obtener imágenes de calidad. Y lo cierto es que se nota que la compañía ha puesto mucho cuidado en esta faceta, a la que se le puede sacar un gran partido en las vacaciones de verano.

El vivo V21 5G tiene dos flashes para tomar mejores selfis. Nacho Castañón Omicrono

El vivo V21 5G cuenta con un notch de gota de agua en su pantalla que alberga una cámara de 44 megapíxeles con estabilización óptica de imagen (OIS) que ofrece unas fotografías más nítidas y vídeos de alta calidad. Algo que consigue también gracias a la estabilización electrónica de imagen, al modo retrato nocturno, al enfoque automático y a sus dos flashes delanteros, que dan mucho juego. 

Además de toda la tecnología que la firma ha incluido, también se ha mejorado la inteligencia artificial (IA) del modo retrato nocturno para lograr fotografías con muy poco ruido y, también gracias a la IA, el móvil es capaz de realizar un autoenfoque de ojos. La experiencia de la cámara para selfis es sobresaliente, de las mejores que hemos podido probar.

El efecto bokeh se puede regular por software, para lograr que sea más o menos agresivo, es decir, al gusto. Incluso la lente frontal puede grabar vídeo en 4K y cuenta con una buena estabilización de imagen. En general, los selfis obtenidos con este sensor ofrecen un gran resultado, son nítidos, con una buena claridad del rostro y un ruido reducido en entornos oscuros. 

Por otro lado, el gama media de la firma china tiene un total de tres cámaras traseras ubicadas en un módulo en la esquina superior izquierda: una lente principal de 64 megapíxeles, un gran angular de 8 megapíxeles y un sensor macro de 3 megapíxeles. 

El vivo V21 5G tiene tres cámaras traseras. Nacho Castañón Omicrono

Lo cierto es que sus cámaras traseras apenas muestran grandes novedades, ya que incorporan una configuración que se puede ver en otros gama media. Como resultado se obtienen imágenes de buena calidad, con colores vivos y llenas de detalles. A pesar de que no sobresalen, dejan interesantes resultados.

Además, el móvil incluye una gran variedad de modos, como un supermodo noche o la posibilidad de tomar un selfi de doble exposición, es decir, fotografías utilizando al mismo tiempo la cámara delantera y trasera. También se puede usar las dos cámaras a la vez para grabar vídeos. 

Un diseño llamativo

Hay otra característica del vivo V21 5G que cabe resaltar: su diseño minimalista y elegante. Con un acabado en mate con el que apenas se notan las huellas dactilares, la compañía ha puesto en el mercado dos colores inspirados en la naturaleza: el Sunset Dazzle y el Dusk Blue. Para las pruebas hemos contado con el primero de ellos, que es el que mejor entra por los ojos.  

Un modelo que ofrece un color degradado que, dependiendo de la incidencia de la luz, muestra unos colores u otros. Por ejemplo, si el sol impacta directamente en él, la trasera del teléfono muestra colores como el naranja o el amarillo. Con algo menos de luz, la zona posterior del smartphone tiende a lucir en tonos azules. Una combinación de colores que recuerda a las puestas del sol. 

Un diseño que cambia de color dependiendo de la luz del sol. Nacho Castañón Omicrono

Una zona trasera que cuenta con un módulo de cámaras rectangular que sobresale ligeramente del chasis, por lo que si se coloca en una mesa el móvil baila un poco hacia los lados. El costado izquierdo y superior del teléfono se mantienen limpios; mientras que en el lateral derecho se encuentran los controles de volumen y el botón para encender el smartphone; que cuentan con una textura diferente para diferenciarlos fácilmente. 

En su zona inferior se ubica el puerto USB Tipo-C, la bandeja para la tarjeta SIM y el altavoz. Sin embargo, se echa en falta una salida para conectar auriculares con cable. Otro de los aspectos que más llama la atención del vivo V21 5G es que se trata de un teléfono 5G bastante fino, ya que tiene un grosor de 7,39 milímetros, y ligero, pesa 177 gramos. Por lo tanto, es un smartphone que se siente cómodo en mano, pese a ser grande.

Una buena pantalla

El vivo V21 5G es un móvil grande, y parte de culpa la tiene su pantalla AMOLED de 6,44 pulgadas. Un panel que cuenta con una frecuencia de refresco de hasta 90 Hz, un cristal que lo protege de pequeños arañazos y un brillo máximo que permite ver cualquier tipo de contenido más o menos en situaciones de luz brillante; aunque un poco más de brillo hubiese estado mejor. Además, incorpora un lector de huellas dactilares que funciona bastante rápido.

El vivo V21 5G tiene una pantalla AMOLED de 6,44 pulgadas. Nacho Castañón Omicrono

Una característica que quizá se eche de menos es la tasa de refresco de 120 Hz, ya que la gran mayoría de fabricantes de móviles de gama media está apostando por ello. Sin embargo, cabe señalar que los 90 Hz son suficientes y ofrecen una experiencia fluida tanto a la hora de navegar por internet, utilizar una aplicación o moverse por los ajustes.

En general, la pantalla del vivo V21 5G ofrece unos colores vivos y un buen contraste. Además de hacer muy buenos selfis, también es un móvil interesante para ver contenido multimedia, como una película, una serie o cualquier streaming de Twitch; a pesar de que se echa en falta un segundo altavoz.

Rendimiento y autonomía

Además de contar con 5G, en su interior el teléfono viste un procesador MediaTek Dimensity 800U, al que acompañan 8 GB de RAM + 3 GB de RAM extendida y un almacenamiento interno de 128 GB, ampliables mediante tarjetas microSD de hasta 1 TB. Una combinación que ofrece un buen rendimiento. A pesar de que se caliente un poco si se pasan horas jugando y de sufrir algunas caídas de frames, este gama media es capaz de abrir cualquier juego, incluidos los más exigentes.

Su capa de personalización es sencilla. Nacho Castañón Omicrono

En cuanto a Funtouch OS, su capa de personalización basada en Android 11, está bien optimizada y ofrece un aspecto limpio. Además, tiene una interfaz bastante intuitiva y sencilla de utilizar, con varias aplicaciones de Google preinstaladas. Eso sí, cabe resaltar que dicha capa actualizará a Android 12 próximamente.

En lo que autonomía respecta, el vivo V21 5G tiene una batería de 4.000 mAh. Con un uso moderado, es decir, consultando de vez en cuando las redes sociales y WhatsApp, el móvil llega al día de vida. Como siempre, la salud de la batería dependerá del uso que se le dé. Eso sí, el gama media del fabricante chino es compatible con carga rápida de 33W, por lo que se puede obtener el 60% de pila en apenas 30 minutos.

¿Me lo compro?

El vivo V21 5G (399,90 euros) es un interesante móvil de gama media, que nos ha dejado un gran sabor de boca. Se trata de un teléfono bien construido, bonito a la vista, cómodo de utilizar en el día a día y con un color realmente llamativo. Aunque es cierto que donde destaca es en su cámara para selfis de 44 megapíxeles, que ofrece unas imágenes de alta calidad.

Sin embargo, y a pesar de que el fabricante ha dado más importancia a dicho sensor, el vivo V21 5G también cubre perfectamente otras necesidades, como una buena pantalla para ver contenido o un procesador que, a pesar de no ser el mejor, ofrece un gran rendimiento. Eso sí, se echa en falta un jack para auriculares de 3,5 milímetros y el móvil sólo cuenta con un altavoz, por lo que el audio deja algo que desear.

Te puede interesar...