DOCUMENTO PDF

DOCUMENTO PDF

Omicrono

Cómo convertir un PDF normal en un documento que parezca escaneado

Noticias relacionadas

El avance de la tecnología y de Internet ha supuesto una mayor comodidad en numerosos ámbitos de nuestra vida. Los correos electrónicos son el ejemplo perfecto de lo que hablamos. 

Hasta hace un par de décadas era necesario ir a comprar una carta, escribirla, ponerle el sello y enviarla a Correos o echarla a un buzón. Aún así, luego la compañía tenía que proceder a enviar la carta en un proceso lento y costoso. El correo electrónico rompió esas barreras y lo hizo todo más fácil.

Pese a ello, hay algunas entidades que no terminan de adaptarse a la tecnología y aún siguen trabajando de una manera que podríamos calificar como arcaica. Por esa razón venimos a contaros cómo convertir un PDF normal y corriente en un documento que parezca escaneado.

¿Por qué hacerlo?

Muchos estaréis pensando en lo absurdo que puede sonar hacer algo así en pleno siglo XXI. Nosotros también lo pensamos, pero, desgraciadamente algunos órganos estatales exigen ficheros de imagen para realizar determinados trámites burocráticos.

Básicamente nos piden que sea un documento escaneado o, si vamos más para atrás en el tiempo todavía, como si se tratase de un fax. También hay trámites en los que necesitamos firmar un documento y ocurre algo similar, no nos admiten la firma pegando una imagen al PDF, quieren que hagamos lo mismo que en el caso anterior.

De PDF a documento escaneado

El usuario de Twitter @eduo se vio en una tesitura similar y dio con una web que hace exactamente eso que os acabamos de explicar tan demandado por algunas entidades del estado.

La página web, llamada "lookslikescaned" es intuitiva y muy fácil de utilizar. Basta con seleccionar el PDF que queramos convertir y pinchar en escanear (escogiendo entre la opción en blanco y negro o la de color).

Una vez convertido el documento deberemos pinchar en el botón de descarga, aunque debemos tener cuidado porque solo podremos descargarlo durante los siguientes dos minutos. Después el documento se eliminará, algo lógico teniendo en cuenta que se puede tratar de documentos personales y de gran relevancia.

Pxhere

Eso sí, hemos de tener en cuenta un par de cosas. En primer lugar, esta web solo procesará archivos con la extensión ".pdf". Como segundo punto relevante, la conversión solo será efectiva en las tres primeras páginas del documento. Si necesitamos hacerlo con un documento más grande, en la página nos recomiendan que recurramos a otros sitios web como "splitpdf".

La lentitud del sistema

Resulta tremendamente curioso que entidades públicas de países del primer mundo como el nuestro no sepan aprovechar y adaptarse a las nuevas tecnologías. Es cierto que ya contamos con algunas plataformas en Internet para, por ejemplo, poder pedir citas, no obstante, la mayoría de trámites siguen exigiendo nuestra presencia en sus sedes.

Es cierto que digitalizar los miles de millones de documentos que estas entidades tendrán en físico será un trabajo largo y tedioso, pero cada segundo que pasa la cantidad de papeleo aumenta. Llegará un momento en el que el sistema se desbordará y estaremos obligados a hacerlo, por lo que no estaría de más que los políticos se centrasen en tareas tan importantes como ésta.

Lo mismo decimos de las plataformas online. La red nos ofrece la oportunidad de poder hacerlo todo sin la necesidad de poner un pie fuera de casa y con los beneficios que ello conlleva. Deberíamos tomar ejemplo de Estonia, el país más digitalizado del mundo. Allí es posible renovar el pasaporte, crear una empresa o acceder al historial médico con solo un ordenador y conexión Internet. ¿A qué estamos esperando para hacer lo mismo?