correo electronico

correo electronico

Omicrono

"Responder a todos", el botón que ha hecho que miles de empleados de Microsoft pierdan la tarde

El famoso botón de responder a todos ha provocado que miles de empleados de Microsoft pierdan la tarde con correos electrónicos.

Noticias relacionadas

A quien más y a quien menos le ha ocurrido alguna vez. Respondes a un correo que te ha llegado, y te das cuenta de que en vez de pulsar en “Responder”, has pulsado en “Responder a todos”. Como resultado, tu correo ha llegado a absolutamente todas las direcciones del correo original; algo catastrófico si, por ejemplo, el correo original estaba dirigido a todos los empleados de una empresa.

Es algo que ocurre más a menudo de lo que piensas, y es tan molesto como puedes imaginarte. En algunos casos extremos, incluso puede provocar todo un caos, de servidores bloqueados por la cantidad de correos y jornadas de trabajo perdidas borrando mensajes. Ocurre en todos lados, incluso en Microsoft.

Para más de 10.000 empleados de Microsoft, la pasada tarde del jueves no fue nada productiva, ya que tuvieron que pelearse con su gestor de correo electrónico y los miles de mensajes recibidos. Y lo más gracioso, es que todo empezó en un intento de que estos empleados recibiesen menos notificaciones.

Los correos de responder a todos provocan el caos en Microsoft

Todo empezó con un mensaje enviado a 11.543 empleados de Microsoft; en concreto, a todos los registrados en la cuenta de GitHub de la compañía. GitHub es un sitio para alojar software, especialmente pensado para proyectos de software libre; Microsoft es una de las compañías que más aporta a estos proyectos, y de hecho, el pasado 2018 compró GitHub y hasta ahora la ha mantenido igual.

El objetivo del correo masivo enviado ayer era informar a los empleados de la compañía que podían configurar su cuenta para que no recibiesen tantas notificaciones; pero irónicamente, consiguió el efecto contrario. A algunos empleados no les sentó bien recibir este correo, y respondieron con preguntas y peticiones para que les quitasen de la cadena. Pero al pulsar en “responder a todos”, a su vez su mensaje llegó a todos los empleados.

outlook 1

outlook 1

De ahí, al caos. Los mensajes de respuesta a su vez generaron más mensajes, de gente que quería que la sacasen de esta cadena. Imagináos recibir miles de mensajes en vuestra bandeja de entrada al mismo tiempo, todos de gente pidiendo lo mismo. La situación evolucionó y se convirtió en un “meme” interno, con gente haciendo bromas que, por supuesto, llegaban a todos los empleados. Pronto, las redes sociales se llenaron de quejas públicas, e incluso los pocos que consiguieron salir de la cadena eran metidos de nuevo. Incluso se han publicado vídeos explicando cómo filtrar los mensajes de la lista.

El incidente de Bedlam, historia oscura de Microsoft

Lo más gracioso es que esta no es la primera vez que ocurre algo parecido en Microsoft. El “incidente de Bedlam” ya es famoso en la historia de Microsoft. Ocurrió en 1997, cuando ingenieros de Microsoft que estaban probando Exchange enviaron un correo a 25.000 empleados; esto a su vez provocó el envío de miles de correos de empleados confusos. Unos 15 millones y medio de correos fueron enviados en sólo una hora.

 

Los servidores no pudieron con semejante carga y se colgaron; esto dejó fuera de juego a la sección de servicio técnico, lo que empeoró las cosas. Aún hoy en día la lista de correo, llamada Bedlam DL3, forma parte de la historia oscura de la compañía.