Omicrono

Internet se está llenando de clones de Kickass Torrents, pero ¿cuál es el oficial?

Internet se está llenando de clones de Kickass Torrents, la web de torrents cerrada recientemente. ¿Cuál es el oficial? ¿Deberías tener cuidado?

22 julio, 2016 17:56

Noticias relacionadas

Los clones de Kickass Torrents están invadiendo la red, pero ¿hay alguno que sea oficial?

Han pasado poco más de 24 horas desde que se hizo público el arresto de Artem Vaulin, supuesto propietario y administrador de Kickass Torrents, y el cierre de la página oficial del proyecto.

En situaciones como esta, en la la comunidad pierde uno de los referentes de las descargas por torrent, esta siempre está a la altura y no tarda mucho en reaccionar, movilizarse y presentar alternativas, pero hay que decir que en el caso de KAT nos han sorprendido.

El problema de los clones de Kickass Torrents

Apenas unas horas después del cierre de KAT ya había clones casi perfectos pululando por ahí, y en el momento de escribir estas palabras la cantidad de webs que usan el nombre Kickass Torrents es demasiado alta como para nombrarlas a todas.

Lo preocupante es que estos clones están provocando una gran confusión entre los internautas, incluso entre los mejor informados. Por ejemplo, a lo largo del día de hoy hemos podido leer a varios medios especializados que han proclamado la vuelta de Kickass Torrents como si nada, y sólo cuando entras al artículo descubres que en realidad es otro clon más.

espartaco

espartaco

No culpo a los redactores detrás de estos artículos, teniendo en cuenta que Artem Vaulin parece ser el nuevo Espartaco, y todo el mundo está reclamando ser él. Como cuentan en Torrentfreak, los propietarios de páginas como Kickass.la están presentándose como “la copia de seguridad oficial de Kickass Torrents”, y sólo cuando son cuestionados admiten que en realidad no tienen nada que ver con el proyecto original.

kickass torrents clon 1

kickass torrents clon 1

El problema de estas webs es que no sólo usan el nombre de Kickass Torrents, sino que en ningún lugar de su portada aclaran que son proyectos no oficiales. El diseño y los torrents parecen ser los mismos que los de la página cerrada, y eso puede dar lugar a engaños. La imagen superior es de uno de estos clones, por si no te habías dado cuenta.

Si confiabas en los torrents de Kickass Torrents, ¿deberías confiar en estos? En absoluto; para dejarlo claro de una vez, ninguno de los clones de Kickass Torrents es oficial. Los miembros del proyecto original aún no han dado señales de vida y si vuelven a abrir la web, probablemente no lo harán tan pronto. Es muy posible que el KAT “oficial” vuelva, pero no por ahora.

Cuando la comunidad intenta revivir un proyecto de cualquier manera posible

kickass torrents clon 2

kickass torrents clon 2

Otro caso curioso es el de kickasstorrents.website, un clon casi perfecto de KAT que fue presentado ayer. En este caso sí que es fácil ver que estamos ante un clon, ya que el logotipo de KAT ha sido modificado con un “mirror” en color rojo, y la primera vez que entramos aparece una pantalla en la que se nos explica que no es un proyecto oficial de los mismos creadores de KAT.

Sin embargo, este proyecto también ha sufrido un cierto grado de confusión. Aunque inicialmente se pensó que los administradores de isoHunt estaban detrás de este proyecto (y en Omicrono así lo informamos), ahora se ha descubierto que no es así.

kickass torrents clon 1

kickass torrents clon 1

Además, también se ha descubierto que la foto de Artem Vaulin que aparecía en la pantalla de inicio para pedir su liberación resulta que no es del mismo Artem Vaulin que ha sido arrestado, sino de otra persona con su mismo nombre. La foto ya ha sido retirada, pero este intento de apelar a la comunidad ya ha causado muchas risas en la red.

El caso Kickass Torrents está dando mucho que hablar, y sólo ha pasado un día desde su cierre. Nuestra recomendación es que no te tomes ninguna de estas páginas como el “KAT oficial”, y que tengas presente que pueden aparecer clones que aprovechen la marca y el nombre de la web para distribuir malware, por ejemplo.