Banco de España.

Banco de España.

La tribuna

¿Apocalipsis 'zombi'? Demos una vuelta al análisis

19 julio, 2021 02:45

Los años posteriores a la gran crisis financiera de 2008 popularizaron un término que la pandemia ha vuelto a poner de actualidad, la empresa 'zombi'. La OCDE define a esta empresa como aquella que teniendo más de diez años de antigüedad presenta una ratio de cobertura de intereses menor que 1 durante al menos dos años consecutivos.

Son empresas con rentabilidades recurrentes muy bajas o negativas y cuya deuda las hace insostenibles, pero consiguen sobrevivir refinanciando y/o ampliando su deuda "cuantas veces sea necesario y hasta que el sistema lo permita".

La crisis de la Covid-19 ha provocado una drástica reducción de los ingresos y de la rentabilidad empresarial rompiendo su tendencia ascendente desde 2015 y reflejando un retroceso medio del 68% respecto a 2019, según datos del Banco de España. Este descenso ha sido especialmente intenso en el segmento pymes y, sobre todo, en los sectores de hostelería, restauración, ocio, turismo, comercio minorista y transporte.

En este contexto, la mayoría de las empresas no solo han moderado sus inversiones en capital fijo, sino que han tenido que recurrir a un mayor endeudamiento para atender sus necesidades de liquidez a corto y/o para garantizar el funcionamiento normal de sus respectivos negocios de manera precautoria ante la gran incertidumbre existente.

Ha aumentado por tanto la proporción de empresas que sufren una presión financiera elevada y que se encuentran en una situación de mayor vulnerabilidad para hacer frente al pago de intereses y amortización de su deuda.

Según datos del Banco de España, antes de la Covid-19 un 6,2% de las empresas españolas se encontraba en esta situación siendo las empresas vinculadas a la construcción y a las actividades inmobiliarias unas de las más vulnerables, junto con aquellas relacionadas con la informática.

Tras la pandemia, este porcentaje habría aumentado más de ocho puntos porcentuales ampliando su impacto al sector turístico y a algunas ramas de servicios como la hostelería, el comercio y el transporte.

Pero, ¿son todas ellas empresas 'zombis' o en riesgo de 'zombificación'? ¿Es algo coyuntural? ¿Cómo podemos acertar en el diagnóstico para ser selectivos en el apoyo y seguir impulsando empresas viables sin 'distraer' recursos de la verdadera economía sostenible y productiva?

Muchos factores en el evolutivo reciente de estas empresas nos pueden dar pistas. Desde nuestra posición como aseguradores del crédito comercial y a la vista de las cuentas anuales 2020 que vamos recibiendo, nos gustaría poner en valor el evolutivo de dos indicadores de endeudamiento empresarial complementarios a la ratio de cobertura de intereses que define a 'la empresa zombi' y que nos deberían ayudar en la reflexión:

Ratio que mide el peso de la deuda en el balance de una compañía (Deuda neta/(Deuda neta + Patrimonio neto)). ¿Cuál es su evolución en los últimos tres años? ¿Se ha mantenido estable en el año de pandemia?

Ratio que mide la capacidad de las compañías para hacer frente a su deuda con los beneficios generados de su actividad (Deuda Neta / Resultados ordinarios). ¿Cuál es su evolución en los últimos tres años? ¿Cuál es la perspectiva de recuperación de la actividad y la vuelta a resultados ordinarios de años anteriores?

Si atendemos al boletín económico del Banco de España sobre los resultados de las empresas no financieras, en 2020 tenemos algún motivo para la esperanza, pues la mayor presión financiera experimentada por las empresas se debe, en mayor medida, a la caída de los beneficios que al aumento del volumen de deuda, factor más estructural, que habría sido moderado en términos netos.

La mayor presión financiera experimentada por las empresas se debe más a la caída de los beneficios que al aumento del volumen de deuda

Según la encuesta del Banco de España sobre la actividad económica en nuestro país, ya se confirma la recuperación de la producción y del empleo en el segundo trimestre del año y las empresas anticipan un repunte adicional en los meses de verano.

Todas las ramas de actividad muestran recuperación de su facturación en el segundo trimestre del año, aunque aún por debajo del nivel prepandemia. La media de actividad sectorial en el segundo trimestre es aún un 12% inferior al último trimestre de 2019, pero se ha reducido la brecha en casi cinco puntos respecto al primer trimestre de 2021.

Esta mejoría es muy acusada en las ramas de servicios, tan afectadas por las restricciones a su actividad en los trimestres pasados. No obstante, en estas ramas de servicios, la brecha del nivel de actividad actual con respecto al previo a la pandemia sigue siendo muy elevada, aproximadamente un 35%-40% inferior al último trimestre de 2019.

En cuanto al empleo, también la recuperación tiene un carácter generalizado y esta mejora de la perspectiva a corto plazo nos hace pensar en un adelantamiento significativo del momento en que las empresas españolas recuperarían los niveles de actividad precrisis.

Así pues, aunque atendiendo a su definición pura el número de empresas 'zombi' de la economía española ha aumentado, es posible que parte de estas "nuevas incorporaciones" superen la situación una vez que la recuperación y la "gran reapertura" de las economías contribuyan a aliviar su presión financiera con el regreso a ingresos y rentabilidades normales y teniendo en cuenta que su endeudamiento estructural se habría mantenido estable durante la crisis de la Covid-19.

De hecho, sin efectos permanentes sobre el volumen de ingresos y resultados, es esperable que más de la mitad de las nuevas incorporaciones superen la situación y salgan de la zona vulnerable, especialmente aquellas empresas que prevén normalizar su volumen de ingresos ya en 2021 o en la primera mitad de 2022. No obstante, hostelería, restauración, ocio, turismo, comercio minorista y transporte serán los sectores donde el aumento de empresas vulnerables sea superior a la media.

***Marta Martínez es directora de Riesgos de Solunion EH World Agency.

Ahora en portada

El equipo humano de Agerpix está compuesto por 18 personas y pronto tendrá que crecer para dar respuesta a los nuevos retos que afronta.

La 'agritech' que predice la cosecha con un acierto del 95% da el salto al exterior

Anterior
Aros olímpicos en la Villa Olímpica de Tokio.

Los Juegos Olímpicos de Tokio: el evento deportivo mundial más tecnológico hasta la fecha

Siguiente

EL ESPAÑOL

Operar con instrumentos financieros o criptomonedas conlleva altos riesgos, incluyendo la pérdida de parte o la totalidad de la inversión, y puede ser una actividad no recomendada para todos los inversores. Los precios de las criptomonedas son extremadamente volátiles y pueden verse afectadas por factores externos como el financiero, el legal o el político. Operar con apalancamiento aumenta significativamente los riesgos de la inversión. Antes de realizar cualquier inversión en instrumentos financieros o criptomonedas debes estar informado de los riesgos asociados de operar en los mercados financieros, considerando tus objetivos de inversión, nivel de experiencia, riesgo y solicitar asesoramiento profesional en el caso de necesitarlo.

Recuerda que los datos publicados en Invertia no son necesariamente precisos ni emitidos en tiempo real. Los datos y precios contenidos en Invertia no se proveen necesariamente por ningún mercado o bolsa de valores, y pueden diferir del precio real de los mercados, por lo que no son apropiados para tomar decisión de inversión basados en ellos. Invertia no se responsabilizará en ningún caso de las pérdidas o daños provocadas por la actividad inversora que relices basándote en datos de este portal. Queda prohibido usar, guardar, reproducir, mostrar, modificar, transmitir o distribuir los datos mostrados en Invertia sin permiso explícito por parte de Invertia o del proveedor de datos. Todos los derechos de propiedad intelectual están reservados a los proveedores de datos contenidos en Invertia.

© 2021 El León de El Español Publicaciones S.A.