El anuncio de Pfizer de que su vacuna contra el coronavirus va por buen camino (ha registrado una efectividad del 90% en los análisis preliminares) ha sido recibido como una buena noticia tanto por la ciudadanía como por los mercados. Sobre todo en la Unión Europea en donde la Comisión ya se ha asegurado hasta 300 millones de dosis para el Viejo Continente.

Noticias relacionadas

Aunque todavía no se ha cerrado el pacto con la multinacional americana (que ha desarrollado la vacuna con BioNTech), Bruselas ya tenía un acuerdo para reservar (una vez se demostrara eficacia) unos 200 millones de dosis. Una cantidad a la que se podrían sumar unos 100 millones adicionales.

Es decir, que, en cuanto haya eficacia contrastada y material suficiente fabricado, la Unión Europea recibirá unos 300 millones de vacunas. El reparto de las dosis se hará de forma proporcional y por población, como ya se anunció que ocurriría en el caso del antígeno de AstraZeneca.

Salvador Illa, ministro de Sanidad, en rueda de prensa tras el Consejo Interterritorial de Salud. Efe

Dado que España tiene un 10% de la población de la Unión Europea, es de esperar que nuestro país reciba entre 20 y 30 millones de la vacuna de Pfizer gracias a la plataforma de compras de la Comisión.

Todas ellas, según ha explicado el ministerio de Sanidad, Salvador Illa, estarán en el Sistema Nacional de Salud y serán distribuidas gratuitamente. 

Esta misma proporción es la que ya se espera de la vacuna de AstraZeneca y Oxford, que finalmente se ha retrasado por los incidentes producidos en sus ensayos clínicos. España, a través de Bruselas, había adquirido unos 30 millones de dosis, de los que se esperaba que los primeros tres millones llegaran en diciembre, y que -casi con total seguridad- se van a retrasar.

Efectividad del 90%

Lo que está claro es que, a día de hoy, en la carrera de las vacunas del coronavirus Pfizer y BioNTech se han puesto en cabeza. Este lunes han anunciado que su antígeno ha mostrado un 90% de efectividad, tal y como indica un primer análisis intermedio de su ensayo de fase III, que es el que prueba la eficacia de un producto farmacéutico y es la antesala de su comercialización.

Según Pfizer, la vacuna ha demostrado su efectividad contra el coronavirus en participantes sin evidencia previa de infección. Las pruebas han sido realizadas a un total de 43.538 participantes y el análisis ha evaluado 94 casos confirmados de Covid-19 en participantes del ensayo. Con todo, cabe recordar que estos datos todavía no se han hecho públicos o publicado en una revista científica.

En estos momentos, Pfizer asegura que está en disposición de producir a nivel mundial hasta 50 millones de dosis de vacunas en 2020 y hasta 1.300 millones de dosis en 2021. Dado que la vacuna requiere dos dosis para lograr la inmunidad, este año se podrá proteger con este antígeno a 25 millones de personas y a 650 millones en 2021.

De ahí que Bruselas mantenga el objetivo de sostener una cartera diversificada de vacunas de la Covid-19. Con un solo suministrador no habrá suficiente abastecimiento del antígeno para toda la población.

Diversificación

A pesar de que muchas compañías (como las mencionadas Pfizer o AstraZeneca) ya se han lanzado a fabricar a pesar de ser conscientes de que podrían estar produciendo una vacuna no eficaz, no será suficiente para cubrir un mercado de miles de millones de personas. Y las características de este producto farmacéutico y biológico impiden que se pueda multiplicar su fabricación.  

Así, aparte del acuerdo mencionado con AstraZeneca y el preacuerdo con Pfizer (que según Ursula von der Leyen, quedará plasmado en un contrato en próximas fechas), la Comisión Europea ha cerrado ya dos contratos más para comprar, como mínimo, 700 millones más de dosis de la vacuna de la Covid-19.

Ursula von der Leyen, durante una rueda de prensa . UE

Concretamente, se trata de las de Sanofi y GSK, a las que se les comprarán 300 millones de dosis, y Janssen, que pertenece al Grupo Johnson & Johnson, y que suministrará a la UE unos 200 millones de dosis, que podrían llegar a ser 400 millones.

Cabe recordar que Bruselas mantiene negociaciones para reforzar, todavía más, este suministro. Igual que en el caso de Pfizer, también se cerró hace unas semanas un preacuerdo con Moderna por 80 millones de dosis (que podría llegar a ser de 80 millones más) y otro con CureVac por 225 millones de dosis.

Además, Bruselas está negociando con Novavax, otra de las desarrolladoras de la vacuna de la Covid-19.

Juan López-Belmonte, consejero delegado de Rovi Jesús Umbría

Como ya ha contado , finalmente, España hará su aportación a la producción de la vacuna de la Covid-19 gracias a los diversos acuerdos a los que han llegado compañías españolas con las desarrolladoras de estos antígenos.

El gallego Grupo Zendal, a través de BioFabri, es una de ellas. Esta compañía producirá tanto dosis de la vacuna de Novavax como unos 500 millones de dosis por encargo de la Fundación Bill y Melinda Gates.

También el laboratorio madrileño Rovi ha cerrado acuerdos similares. En este caso con Moderna, compañía para que producirá el envasado y sellado de viales de su vacunas para todo el mercado internacional que no sea Estados Unidos.

Por otro lado, la compañía catalana Reig Jofre está a la espera de cerrar un acuerdo de la misma naturaleza que Rovi.