Archivo

Mercados

Los gestores descartan un "apocalipsis" bursátil pero dan las mismas posibilidades que en 2009 a una recesión

Los grandes inversores consideran que la elevada inflación sigue siendo el principal riesgo para los mercados.

17 agosto, 2022 02:27

Las bolsas suben y el sentimiento de los grandes gestores de fondos mejora. Los grandes inversores siguen barajando un escenario negativo para los mercados, pero este "ya no es apocalípticamente bajista", según se desprende de la última encuesta realizada por Bank of America, correspondiente al mes de agosto.

Los gestores encuestados -que en total gestionan unos 836.000 millones de dólares (algo más de 822.000 millones de euros)- esperan que pronto termine el shock sufrido por la elevada inflación y las subidas de los tipos de interés por parte de los bancos centrales.

La mejora del escenario bursátil contrasta con el empeoramiento de sus previsiones económicas. El 58% de los gestores de fondos piensa que la economía mundial experimentará una recesión en los próximos doce meses, cinco puntos por encima del dato de julio.

[Las grandes tecnológicas cortan las caídas en bolsa por sus resultados y la expectativa de una Fed menos dura]

Se trata del porcentaje más elevado desde mayo de 2020 y es similar al registrado en marzo de 2009 y abril de 2020.

Los gestores europeos son aún más pesimistas con el futuro de la economía del Viejo Continente. Según la encuesta, el 75% de ellos espera que se produzca una recesión en Europa en los próximos doce meses y un 46% cree que la crisis los precios de la energía provocará una fuerte reducción en el ritmo de crecimiento.

Recuperación de las bolsas

La mejora del sentimiento de los inversores se ha traducido en que algunos grandes gestores han dejado de 'infraponderar' bolsa en un contexto en el que "regresa la tecnología". Los gigantes de Internet han encabezado la recuperación que los mercados bursátiles han registrando en los últimos dos meses.

Desde los mínimos que registró en junio, el Nasdaq -el índice en el que cotizan las principales tecnológicas de Wall Street- ha rebotado más de un 24%. En el caso del S&P 500, el avance es del 10%.

[El pánico se apodera de los mercados y arrastra a las bolsas mundiales, el euro y las criptomonedas]

A pesar de ello, la mayoría de los principales índices acumulan caídas por encima del 10% en lo que va de ejercicio. De esta tendencia se ha desmarcado el selectivo de la Bolsa de Londres, el FTSE 100, cuya subida desde el 1 de enero roza el 2%.

Aunque en negativo, el comportamiento del Ibex 35 es mejor que el de la mayoría de sus pares. El índice nacional ha llegado a este punto del ejercicio con un descenso inferior al 3% gracias a enlazar once jornadas consecutivas al alza. Se trata de su mejor racha desde 2009.

"Aterrizaje suave"

Detrás de la positiva evolución que las bolsas registran desde que comenzó la segunda parte del año se encuentran los resultados empresariales del segundo trimestre. En líneas generales, las cuentas presentadas por las compañías "han sido sólidas a pesar del actual entorno macroeconómico", explican en la plataforma de inversión eToro.

A ello se suman las expectativas de que la Reserva Federal de EEUU (Fed) sea menos agresiva. Se espera que el incremento de tipos que el banco central estadounidense lleve a cabo en la reunión que celebrará en septiembre sea de 50 puntos básicos. De cumplirse, será inferior a las últimas alzas acometidas en sus dos últimas citas, en ambos casos de 75 puntos básicos.

[El dato de inflación de Estados Unidos alivia a los mercados aunque sigue obligando a la Reserva Federal a actuar]

"Los inversores llevan días apostando por un escenario de "aterrizaje suave" de la economía estadounidense, contexto que se sustentaría en la fortaleza mostrada por el mercado laboral y en el descenso de la inflación" explican los analistas de Link Securities. "Ello permitiría a la Fed ser menos agresiva en su proceso de subidas de tipos", añaden.

Este supuesto sustituiría al de una recesión más profunda. Pero, en opinión de los mismos expertos, es aún demasiado pronto para determinar cuál de ambos escenarios es el más probable. Por ello, siguen recomendando actuar con prudencia en los mercados y no dejarse llevar por la "euforia" reciente.

Principales riesgos

"Los movimientos futuros de tipos de interés parecen no preocupar a los inversores en el mismo grado que lo hacían hace unos meses", explica Javier Molina, portavoz de eToro en España. Destaca también que se "ha asumido que el pico de inflación en EEUU se ha visto ya".

Una señal de ello es que el índice de precios al consumo estadounidense (IPC) se moderó al 8,5% en julio en tasa anual gracias a la rebaja del precio de la gasolina y el gas natural.

Sin embargo, la mayoría de los encuestados, un 39%, considera que el principal riesgo para los mercados es que la inflación se mantenga elevada. La recesión mundial, con un 24% de las respuestas, y el endurecimiento de las políticas monetarias por parte de los bancos centrales, con un 16%, son otros posibles "vientos de cola" para las bolsas.

En menor medida, también señalan los eventos crediticios sistémicos (8%), el resurgir del coronavirus (4%) y el conflicto entre Rusia y Ucrania (3%).

En este escenario, el nivel de efectivo ha bajado al 5,7%, cuatro décimas menos que en el mes anterior. A pesar de la reducción, la liquidez sigue estando en niveles relativamente elevados, ya que a largo plazo la media se sitúa en el 4,8%.