Mercados

OHL, Duro Felguera, Prisa... los auditores pusieron en duda la continuidad de 11 cotizadas

Todo el Ibex 35 obtuvo informes favorables para sus cuentas, pero los párrafos de énfasis se dispararon un 67% en la bolsa española.

8 febrero, 2021 14:13

Noticias relacionadas

Los auditores de las cuentas anuales de hasta 11 compañías con valores admitidos a negociación en el mercado español presentaron sus dudas sobre “la continuidad de los negocios” de las mismas al cierre de 2019. OHL, Prisa y Duro Felguera fueron algunas en este grupo, según recoge el último Informe sobre supervisión de cuentas anuales publicado este lunes por la Comisión Nacional del Mercado de Valores (CNMV).

Las compañías cuya supervivencia quedó en tela de juicio por sus auditores, al menos en la forma en la que ahora componen su negocio, fueron: Airtificial, Coemac, Duro Felguera, Mobiliaria Monesa, Nextil, Nyesa, OHL, Prisa, Urbar Ingenieros, Urbas Grupo Financiero y Pescanova. Esta última solo para su informe individual. En total, una menos que un año antes en un elenco del que forman parte muchos de los tradicionales y más recientes 'chicharros' de la bolsa española.

El estudio de la CNMV también recoge que un total de 30 emisores incluyeron algún tipo de párrafo de énfasis en sus cuentas anuales. Esta herramienta la usan los auditores cuando quieren resaltar un aspecto bien presentado en el balance pero de vital importancia para entenderlo de forma correcta, lo que suele tener relación con previsiones de futuro.

Impacto de la Covid

En este caso, a los 11 señalados sobre dudas de continuidad, se le sumaron otros 17 por la epidemia de la Covid-19. Un azote que empezaba a mostrarse cuando muchas cotizadas españolas consiguieron el visto bueno de los auditores para sus cuentas anuales del ejercicio 2019 a las que se refiere el estudio.

A consecuencia de la cautela desplegada por estas cotizadas, el número de párrafos de énfasis se disparó un 67% frente a los 18 señalados por los auditores en las cuentas de 2018, según datos consultados en el informe de la CNMV. En el caso de Duro Felguera, OHL y Urbar Ingenieros también se produjeron advertencias vinculadas a otros tipos de aviso sobre su situación financiera.

En el caso de OHL, este aviso estuvo relacionado con la recuperabilidad de ciertos activos de su balance, una situación que ya se produjo en las cuentas auditadas del ejercicio 2018. Mientras tanto, el número de limitaciones al alcance planteadas por los auditores se mantuvo en tres un año más.

Como consecuencia de las solicitudes presentadas por la CNMV en estos casos, Urbas "reformuló sus cuentas anuales al no haber podido llevar a cabo las comprobaciones necesarias relativas a un pasivo financiero reconocido por la sociedad" y corrigió el valor de esta partida. Por su parte, Vértice 360º hizo lo propio para "corregir el tratamiento contable de una combinación de negocios" que distorsionaba cifras de facturación intragrupo.

El Ibex aprueba en bloque

El supervisor señala que a lo largo de 2019 recibió 277 informes financieros anuales auditados individuales y consolidados correspondientes a 144 emisores de valores. De todos ellos, un 97,9% se saldó con opinión favorable de su auditor. Además, todas las sociedades del Ibex 35 consiguieron este resultado por decimosegundo año consecutivo.

En el informe se recoge que el supervisor solicitó "información adicional" a varias compañías sobre el marco de preparación de sus estados financieros, la metodología utilizada para el cálculo de la brecha salarial, los riesgos y oportunidades relacionados con el cambio climático en el modelo de negocio y los indicadores clave del rendimiento utilizados. Además, se enviaron recomendaciones a 23 compañías para su consideración en la elaboración de futuros balances.

Lupa a la sostenibilidad

Además, la CNMV ha adelantado que en la revisión de las cuentas de 2020 prestará especial atención a la aplicación del principio de empresa en funcionamiento y a los criterios para la presentación en los estados financieros de los impactos de la Covid-19 que ya se anticipaban en algunos casos en los balances de 2019. Del mismo modo, en línea con el acento en las finanzas sostenibles, se ha advertido de más atención a la información no financiera sobre el impacto social de la pandemia y los riesgos climáticos.

Estas prioridades para la revisión de las cuentas del ejercicio 2020, cuyo plazo de presentación aún sigue abierto, se han acordado de forma conjunta con el resto de supervisores europeos en el seno del organismo comunitario ESMA. En este sentido, conviene señalar que la vicepresidenta de la CNMV, Montserrat Martínez Parera, ha sido nombrada recientemente presidenta del Comité de coordinación de sostenibilidad de la Autoridad Europea de Valores y Mercados.