Fútbol

Mané pone el empate en la final de Champions: no había fuera de juego

El Liverpool puso el empate en el marcador, tres minutos después del gol inicial de Karim Benzema, gracias a la rapidez de Mané. El jugador senegalés estaba en posición legal y, por tanto, el tanto fue correctamente concedido por parte del colegiado serbio.

26 mayo, 2018 22:05

Noticias relacionadas

Poco después de que la afición del Real Madrid celebrase el gol de Karim Benzema en el minuto 51, el Liverpool puso el empate en el marcador en el 53. El saque de esquina para los reds se convirtió en un testarazo de Lovren, que dejó el balón ante Keylor Navas para que Mané se adelantara e hiciera el primero del conjunto inglés. El jugador senegalés estaba en posición legal y por tanto, fue correctamente concedido por parte del árbitro y el quinto futbolista del continente africano que anota en una final de la Champions después de Madjer, Finidi, Eto'o y Drogba.

Mané empata la final

Mané empata la final

Después de este gol, Sadio Mané se convierte en el primer jugador de Senegal en toda la historia de la Champions League que marca en una final. Con este tanto, el tridente del Liverpool llega a las 30 dianas en la presente edición de la máxima competición europea y es el trío atacante más goleador en la máxima competición continental de clubes.

Mané empata la final

Mané empata la final

La emoción de los jugadores de Klopp duró unos minutos porque poco después, Zinedine Zidane hizo el segundo cambio de partido y entró Isco por Gareth Bale. El galés salió totalmente enchufado y nada más tocar por primera vez el balón, volvió a adelantar al Real Madrid en el minuto 64 con el 2-1 tras rematar con un golazo de chilena que pasará a la historia de la Champions y volver a repetir la hazaña en el minuto 83 tras un zapatazo del '11' blanco que entraba en la portería de Karius pese al intento de frenarla.