Lorenzo Sanz, expresidente del Real Madrid, con la Copa de Europa

Lorenzo Sanz, expresidente del Real Madrid, con la Copa de Europa REUTERS

Fútbol OBITUARIO

Muere Lorenzo Sanz por coronavirus: el presidente del Real Madrid que tiñó en color la Copa de Europa

Quien fuera máximo dirigente blanco entre 1995 y 2000 ha fallecido a los 76 años. Llevaba hospitalizado desde el martes 17 por el Covid-19.

21 marzo, 2020 21:41

Lorenzo Sanz ha fallecido este sábado después de que el pasado martes ingresara grave en el hospital madrileño de la Fundación Jiménez Díaz al estar infectado por coronavirus. Su salud empeoró después debido a un fracaso renal. El Covid-19 se lleva así la vida del presidente del Real Madrid que tiñó en color la Copa de Europa.

El 20 de mayo de 1998 fue uno de los días más felices de Lorenzo Sanz (Madrid, 9 de agosto de 1943). Un gol de Pedja Mijatovic a la Juventus daba al Real Madrid su séptima Copa de Europa. Corría el minuto 66 de la final cuando el montenegrino empujó el balón a la red y desató el éxtasis en toda la afición blanca. 

El Ámsterdam Arena se convirtió así en el lugar de la reconquista del Real Madrid. Esta Champions fue la primera en color para el club merengue. 32 años después conseguía recuperar el trono europeo y Lorenzo Sanz se convertía en el primer presidente en ganar el máximo título continental tras Santiago Bernabéu.

Esta no sería su última Champions, ya que dos años después repetiría tras el triunfo del Real Madrid ante el Valencia en París por 3-0. Corría el año 2000 y Lorenzo Sanz decidió convocar elecciones convencido de su triunfo después de lograr La Séptima y La Octava.

Lorenzo Sanz en la final entre el Real Madrid y la Juventus de Champions

Lorenzo Sanz en la final entre el Real Madrid y la Juventus de Champions REUTERS

Sin embargo, tras un escrutinio interminable y con el recuento del voto por correo, Florentino Pérez arrebata la presidencia a Sanz por sorpresa y bajo la promesa de fichar a Luis Figo, el gran emblema del Barcelona

Esta derrota supuso el final de Sanz en el Real Madrid, aunque volvió a presentarse a los comicios cuatro años más tarde y fue barrido en las urnas por Florentino Pérez logrando solo el 5% de los votos.

El emotivo homenaje del Real Madrid a Lorenzo Sanz

Atrás dejó 15 años en el Real Madrid. Primero como vocal y vicepresidente de Ramón Mendoza. En 1995, tras la dimisión del entonces máximo mandatario, accedió a la presidencia y logró dos Champions, una Liga, una Copa Intercontinental, una Supercopa de España y en baloncesto una Recopa de Europa y una ACB durante el lustro que estuvo en el cargo. 

Aquella Liga ACB tuvo un sabor especial para la familia Sanz, ya que su hijo Lorenzo era el director de la sección y se venció al Barcelona en un emocionante quinto partido en el Palau. Djordjevic consumó así su venganza ante su exequipo y fue fundamental junto a Herreros o los hermanos Ángulo para celebrar el campeonato en el vestuario del eterno rival, ya que no se pudo entregar la copa sobre el parqué. 

Lorenzo Sanz, expresidente del Real Madrid

Lorenzo Sanz, expresidente del Real Madrid REUTERS

Tanto Lorenzo, en baloncesto, como Fernando, en fútbol, formaron parte de las primeras plantillas del Real Madrid. El abrazo entre Mijatovic y Fernando tras el gol de Pedja en Ámsterdam es una de las imágenes más icónicas de los años 90. El montenegrino era como un hijo para el presidente, ya que su fichaje en 1996 fue clave para ganar La Liga y el año después la Champions.

Lorenzo Sanz pasará a la historia por construir ese Real Madrid que volvió a reinar en Europa. Una acertada política de fichajes con jugadores como Mijatovic, Suker, Seedorf y Roberto Carlos, más un sargento de hierro en el banquillo como Fabio Capello, propició que el conjunto blanco dejara atrás la crisis que llevó a la salida de Mendoza de la presidencia. 

El inventor de Del Bosque

No solo fichó buenos futbolistas, sino que tuvo buen ojo con los entrenadores. Capello dio La Liga, después Heynckes la Champions y encontró en Vicente del Bosque a ese hombre tranquilo para un vestuario plagado de estrellas. 

Quizá sin Lorenzo Sanz, Del Bosque jamás hubiera sido Del Bosque. Es decir, el entrenador de éxito que ganó dos Champions (2000 y 2002) y que después hizo historia con la selección española en el Mundial de 2010 y la Eurocopa de 2012

Fue Sanz el que le dio la alternativa y le quitó la etiqueta de interino en 1999. La biografía de Del Bosque, por tanto, no se puede escribir sin nombrar al presidente que apostó por él y le hizo entrenador. 

Lorenzo fue un hombre cercano, un presidente de otra época. Célebres fueron sus enfrentamientos con Joan Gaspart, que fue como él vicepresidente primero y después presidente en el Barcelona, o sus piques con Jesús Gil. Sanz correspondía al fútbol de final de los 90, aquel que dio a los dirigentes más míticos y particulares.

El legado en una familia madridista

Sanz cogió al equipo fuera de las competiciones europeas por primera vez en su historia y lo dejó como campeón de Champions en el año 2000. Pese a ese éxito deportivo, la crisis institucional que vivía el Real Madrid le costó la presidencia. 

Lorenzo Sanz y su hijo Lorenzo

Lorenzo Sanz y su hijo Lorenzo Twitter

La historia le guardará para siempre la primera gran hoja en color del Real Madrid. Desde Santiago Bernabéu ningún presidente había conseguido volver a conquistar Europa y Lorenzo lo logró. 

Su legado quedará en una familia con el madridismo como bandera. Además de sus hijos Lorenzo y Fernando -que presidió el Málaga durante siete años-, Paco, también futbolista, llegó a jugar en el Castilla y fue máximo dirigente del Granada CF. Por su parte, Malula está casada con el exjugador blanco Míchel Salgado. Ellos, junto a su hermana Diana y su madre María Luz Durán, son los encargados de continuar con la tradición madridista familiar y transmitírselo ahora también a los más pequeños.