Análisis

OnePlus 9, análisis y opinión: el equilibrio hecho gama alta

Tras haber analizado el OnePlus 9 Pro hemos hecho lo mismo con el OnePlus 9, un terminal que nos ha gustado mucho por lo equilibrado de la propuesta.

26 marzo, 2021 16:49

Tras haber estado una semana usando el OnePlus 9 Pro, como os contamos en su análisis, optamos por dar el salto y pasar a su hermano pequeño, el OnePlus 9. Eso sí, no hay tantas diferencias como podríamos pensar.

OnePlus ha cogido la base en precio y prestaciones del OnePlus 8 y, manteniendo el primero, ha dado un salto en carga, rendimiento, cámara y pantalla.

Características OnePlus 9

  • Procesador – Qualcomm Snapdragon 888.
  • Memoria RAM: 12 GB LPDDR5.
  • Almacenamiento.
    • Interno: 256 GB con UFS 3.1.
  • Gráfica: Adreno 660.
  • Pantalla.
    • Tamaño: 6,55 pulgadas.
    • Resolución: FHD+ (2400 x 1080 px).
    • Tecnología AMOLED.
    • 120 Hz.
  • Cámara trasera.
    • Angular de 48 Mpx (mismo sensor que el OnePlus 8 Pro)
    • Gran angular de 50 Mpx Sony IMX7866 con f/2.2 y lente freeform.
    • Sensor blanco y negro de 2 Mpx.
    • Otros: LED Flash, PDAF…
  • Cámara delantera.
    • Resolución: sensor Sony IMX471 de 16 Mpx con f/2.0, EIS
  • Puertos:
    • Conector USB 3.1 Tipo C.
    • Sensor de huellas óptico en pantalla.
  • Otros: WiFi 6 de doble banda, Bluetooth 5.2, NFC, GPS de doble banda…
  • Batería: 4500 mAh con carga rápida de 65 W y carga inalámbrica de 15 W.
  • Peso: 192 gramos
  • Dimensiones: 160 x 74.2 x 8.7 mm
  • Sistema:
    • Versión de Android: Android 11.
    • Capa del fabricante: Oxygen OS.

Es pesado, pero por un buen motivo

Una de las diferencias más comunes entre los móviles de gama alta y las versiones de gama premium suele ser el peso. Esto es debido a los componentes y también a los materiales.

En el caso del OnePlus 9 y 9 Pro no tenemos muchas diferencias y el OnePlus 9 que hoy probamos no baja ni 10 gramos con respecto a su antecesor. Esto es notorio ya que usa un marco de polímero y fibra de vidrio, es decir, plástico.

Sin embargo, la parte trasera no es de plástico, sino de cristal, lo que aumenta el peso. También influye aquí el sistema de carga inalámbrica, algo que vemos por primera vez en un modelo no Pro y que por sí solo justifica los 192 gramos de este terminal.

El OnePlus 9 no transmite las mismas sensaciones que su hermano mayor, pero es cierto que en la mano es cómodo, algo que se potencia para muchos por su pantalla completamente plana, como la del OnePlus 8T.

Perimetralmente tenemos lo mismo que en el OnePlus 9 Pro. En la parte izquierda los botones de volumen, en la derecha el Alert Slider y el botón de encendido, en la superior un micrófono y en la inferior el cargador, el altavoz principal y la bandeja para la SIM.

En la parte delantera la pantalla toma un gran protagonismo y se agradece que el marco inferior sea casi igual de grueso que los otros tres. Además, en el superior tenemos un altavoz secundario, cerca de la perforación que aloja la cámara frontal.

Detrás el módulo de cámara se inspira en el visto en el 9 Pro, aunque con un sensor menor, el teleobjetivo, y pese a que está construido de la misma forma que el OnePlus 9 Pro, en este caso no tenemos certificación IP68, para controlar el precio final del terminal.

El acabado de este modelo tiene un color morado espejo que llama mucho la atención, aunque puede llegar a cansar más que el tono plateado niebla del 9 Pro.

La falta de potencia no será un problema en el OnePlus 9

Al contrario que en otras ocasiones, el modelo más sencillo de la propuesta de OnePlus no tiene nada que envidiarle al hermano mayor en cuanto a memoria RAM, almacenamiento o tecnologías de ambas.

El OnePlus 9 tendrá dos variantes, de 8+ y 128 GB y de 12 y 256 GB, las cuales usarán tecnologías LPDDR5 y UFS 3.1. Esto quiere decir que la experiencia con juegos y aplicaciones será muy similar, sino idéntica, a la de terminales mucho más caros.

Estas configuraciones de memoria dependen de los colores y es que si bien para el modelo de 12 y 256 podemos optar por unidades moradas, azules o negras si queremos el de 8 y 128 tendremos que conformarnos siempre con este último color.

El haber podido probar simultáneamente los OnePlus 9 y 9 Pro me ha permitido ver que no hay diferencia de velocidad o respuesta en el comportamiento de estos móviles, en lo relativo al rendimiento.

Tenemos además el mismo procesador, el Snapdragon 888, y la misma conectividad, con Wifi 6, bluetooth 5.2, NFC… pero también las mismas carencias, como el jack de auriculares, la microSD o la radio FM. Pero no es esto algo que deba cogernos por sorpresa, no?

Una buena pantalla que se aleja de la gama alta

El año pasado alabamos la pantalla del OnePlus 8T por un motivo sencillo: era equilibrada. Ofrecía tecnología OLED, sensor de huellas en pantalla, resolución FHD+ y hasta 120 Hz de tasa de refresco.

En el OnePlus 9 no tenemos una peor pantalla… ni mejor. Es la misma.

Esto per se no es un problema porque creemos que para el usuario medio es más que suficiente, pero estando disponible en Xiaomi Mi 11 con pantalla con resolución QHD y mejor tecnología, algunos pondrán el grito en el cielo.

Dejemos claro que el Xiaomi es más caro, pero la diferencia de precio no llega a 40 euros. Además, el OnePlus 9 Pro incluye cosas que no tenemos en el Mi 11, como la carga inalámbrica.

Pasando al análisis de la pantalla como tal, estamos ante un panel que ofrece un buen equilibrio entre precio y prestaciones. Un ligero tinte al verde al inclinarla seguirá estando visible, pero la realidad es que en el día a día no tenemos problemas con ella. Llega a los 1100 its máximos (y se nota) y es compatible con la tecnología HDR10+.

Lo único que criticamos es que si la ponemos a 120 Hz veremos cómo el gasto de batería es mucho más elevado que con 60 Hz, una de las desventajas de no tener un panel LTPO somo sí tiene el OnePlus 9 Pro.

No obstante, que haya modelos de menos de 300 euros con paneles similares puede hacer pensar a muchos que es una pantalla de segunda categoría, y no es el caso.

Cámaras de primera categoría

El apartado fotográfico sigue siendo uno de los más relevantes en la gama más alta de cada fabricante. Sin embargo, OnePlus ha dejado claro que su OnePlus 9 no será un patito feo en este apartado, tras haberlo descuidado un poco en el 8 y 8T.

Para empezar, contamos con un nuevo sistema de procesador, el mismo que usa el 9 Pro y que se ha diseñado en colaboración con Hasselblad. En este apartado vemos un salto con respecto a lo que teníamos hasta ahora.

También lo vemos en el hardware y es que el sensor principal, de 48 Mpx, es el que tenía el OnePlus 8 Pro. Otro salto. Y el gran angular no es el que tenía el 8 Pro, sino el nuevo sensor de 50 Mpx que tienen tanto el OnePlus 9 Pro como el OPPO Find X3 Pro. Un salto más, y de los grandes.

La única pega es que el tercer sensor no es un teleobjetivo, sino el sensor en blanco y negro que también tiene el modelo más caro. Al contrario de lo que dijimos en el análisis del OnePlus 9 Pro, aquí sí que habríamos prescindido de él para tener un telefoto, como ya vimos en el OnePlus 7T.

En cuanto a la calidad de imagen, tenemos que alabar la calidad tanto del sensor principal como del gran angular. Este último no es que esté a la altura de su hermano mayor, que lo está, sino que es tan bueno como los mejores móviles Android.

El sensor principal baja mínimamente el escalón, aunque la calidad de las imágenes es más que notable.

En ambos se nota la mano de Hasselblad, aunque no se trata de algo crítico, solo de una buena base para seguir mejorando en el futuro. Dicho eso, la cámara de este modelo esta al menos a la altura de sus rivales, si no por encima.

En cuanto al HDR, hemos visto que lo trabaja bien, pero personalmente me ha gustado a veces más el resultado sin el mismo. Más natural. No obstante, a la mayoría de usuarios le gusta cómo funciona en el OnePlus 9 el alto rango dinámico, como han dejado claro en una encuesta que publiqué en Twitter.

De noche la calidad baja, como es normal, pero en los dos sensores principales se mantiene bastante alta. Eso sí, tanto en el macro como en la cámara frontal vemos bajar la nitidez.

Además, en el gran angular el detalle no se queda a la altura del sensor principal, aunque este usa un HDR algo mas irreal.

La cámara frontal ahora soporta HDR en imágenes y se nota, ganando más rango dinámico. No obstante en el vídeo se sigue quemando la parte trasera, sobre todo en situaciones más comprometidas.

Eso sí, la calidad de la estabilización sigue siendo bastante buena. Puede parecer obvio, pero es algo que no siempre vemos en móviles de 1000 euros, imaginad en uno de 700.

Una autonomia mejorable, pero con carga inalámbrica

El que el OnePlus 9 no tenga la pantalla de su hermano mayor se nota en la autonomía cuando usamos la tasa de refresco al máximo. No obstante, la velocidad de carga por cable puede llegar a compensarlo. Se llena en 29 minutos gracias a la tecnología WarpCharge 65T.

Cuando saqué el móvil de la caja por primera vez y fui a quitarle el plástico que lo envolvía me fijé en que en la zona trasera del mismo había un diseño que indicaba que este terminal era compatible con carga inalámbrica. Y así es. Y si bien es compatible con una velocidad aceptable si miramos a la competencia, 15 W, está lejos de los 50W que logra su hermano mayor.

En la primera prueba de batería hemos puesto la pantalla a 120 Hz, pero hemos usado el móvil solo en interiores bajo Wifi. Hemos jugado bastante y hablado mucho por teléfono, ademas de usar apps como Instagram o Twitter. E incluso hemos visto algún vídeo. Hemos llegado a las 3 horas y 20 minutos de pantalla con 24 horas de autonomía.

En la segunda prueba de batería hemos bajado la tasa de refresco a 60 Hz. hemos hecho un uso similar al de la prueba anterior, pero con resultados diferentes. Hemos llegado a las 5 horas y media de pantalla con 27 horas de autonomía.

En la tercera prueba de batería hemos puesto de nuevo la pantalla a 120 Hz, pero en esta ocasión hemos usado el móvil también en exteriores, hecho fotos, usando el GPS y hablando mucho por teléfono. No hemos jugado tanto y se ha notado. Hemos llegado a las 4 horas y media de pantalla con 22 horas de autonomía.

Android 11 y Oxygen OS 11

Poco antes de la presentación de este modelo, cuando estábamos terminando el análisis del OnePlus 9 Pro, surgió el rumor de que la compañía abandonaba Hydrogen OS, la versión de sus sistema operativo para China. Iba a apostar por el Color OS de OPPO.

Días después se confirmó este movimiento, pero también se dejó claro que los modelos internacionales de OnePlus, como el que nos ocupa, seguirían apostando por Oxygen OS.

Esto hace que el sistema sea ya un viejo conocido para nosotros, al haberlo probado en el 9 Pro y en el 8T. De hecho grabamos un vídeo contando todos los detalles importantes de esta actualización.

Como ya dijimos, lo más relevante es que Android 11 mantiene sus piezas esenciales, como el control domótico en el botón de encendido, los elementos apilables multimedia en la zona de notificaciones, las burbujas de notificación…

Además, a eso se le suman elementos menores de Oxygen OS como el nuevo modo Zen, pero también otros muy importantes como el sistema de personalización avanzado. Y sí, aquí también tenemos de serie Discover, parece que Google lo ha puesto como una obligación para los móviles con Android 11 de serie.

El OnePlus 9 es un gran avance con respecto al OnePlus 8

Al contrario de lo que pasa con los modelos Pro de OnePlus, los gama alta normales tienen dos variantes al año, la que tiene el número y la misma con el sufijo T. Así, el OnePlus 9 tiene que ser comparado con sus rivales de otras marcas, pero también puesto frente a frente con respecto a sus dos modelos previos.

Si miramos el OnePlus 8, vemos un salto considerable en cámara, en sistemas de carga o en pantalla, además de en diseño. Y eso sin subir el precio.

Si miramos el OnePlus 8T ahí vemos menos cambios, y el precio sí que era inferior en esa variante, aunque para los estándares de OnePlus incluso puede que fuera demasiado bajo. Los 100 euros de diferencia se van en un mejor procesador, la presencia de carga inalámbrica, una carga por cable aún más rápida y una mejor cámara (y el salto es notable).

Al contrario que el OnePlus 9 Pro, que se pondrá a la venta el 30 marzo, el OnePlus 9 lo hará casi un mes después, el 26 abril. Los precios serán de 709 euros para la versión de 8+128 GB, y de 809 euros para la de 12+256 GB.

Comprar OnePlus 9

Nota: Algunos de los enlaces a tiendas de este artículo contienen código de afiliación. Con ellos apoyas nuestro trabajo a la vez que confirmamos que son tiendas fiables y con garantías. Tu no pagarás más y tampoco comprometemos nuestra neutralidad en las elecciones de enlaces.