Móviles android

Cómo funciona la espectacular carga rápida del Xiaomi Mi 10 Ultra

El Xiaomi Mi 10 Ultra tiene la carga rápida más potente del mercado, pero ¿cómo la ha conseguido crear Xiaomi? Así lo han hecho.

13 agosto, 2020 11:01

Esta misma semana Xiaomi ha celebrado su décimo aniversario con el lanzamiento del mejor móvil de su historia, que además cuenta con la carga rápida más potente. El Mi 10 Ultra continua elevando el listón de un fabricante que no conforme con haber conquistado las gamas más económicas, ahora quiere demostrar que pueden hacer el mejor móvil posible, aunque este no vaya a estar disponible en España y cualquier país fuera de China.

Para este móvil Xiaomi ha elevado las características técnicas al máximo de Android, siendo el 120 un número que se repite constantemente en el Mi 10 Ultra, con un zoom de 120 aumentos, una tasa de refresco de 120 hercios y una carga rápida de 120 W.

Esta última es especial, ya que convierte al último modelo de Xiaomi en el móvil con mejor carga rápida del mercado, con mucha diferencia. ¿Pero cómo lo han conseguido?

Xiaomi consiguió la carga más rápida del mercado junto a Qualcomm

Qualcomm fue en el pasado una de las marcas pioneras en incorporar carga rápida compatible con sus procesadores, pero desde el lanzamiento de Quickcharge 3 la compañía ha estado muy parada. Si bien es cierto que tecnologías como Quickcharge 4 y 4+ prometían, no se terminaron implantando mucho. La popularidad de Quickcharge 3 fue tal que incluso llegaron a presentar en 2020 3+, movimiento que nos extrañó mucho.

Quickcharge 5 fue introducida el pasado mes de julio, un salto en calidad extraordinario que pone a los californianos de vuelta a lo más alto. Y esta carga es, en parte, responsable del gran hito del Xiaomi Mi 10 Ultra.

Esta carga rápida ha sido la utilizada por Xiaomi, siendo el Mi 10 Ultra el primero en utilizarla, pero tiene más complejidad de la que parece.

Para emitir esta velocidad de carga Xiaomi ha utilizado una batería doble de 2250 mAh (4500 mAh en total) las cuales se cargan de forma independiente. Los 120 W llegan en una corriente de 20 Voltios a 6 Amperios que es dividida en dos corrientes de 20 Voltios a 3 Amperios. Después, esas corrientes son convertidas a 10 V a 6 A, que se unen de nuevo en 10 V a 12 A, los cuales terminan cargando las baterías en 5 V a 12 A (60 W) cada una.

Entre tanta conversión, Xiaomi asegura que han conseguido una eficiencia del 98,5 %, quedando los 120 W en una carga de 118,2 W finalmente.

Otra preocupación sobre estas baterías con una carga tan rápida está en la durabilidad de las mismas. Las baterías que ha añadido Xiaomi cuentan con una capa de protección térmica capaz de reducir casi 5 grados centígrados el calentamiento producido por esta carga (un 36 % menor). Con todo ello, Xiaomi asegura que tras 800 ciclos de carga (poco más de 2 años cargando la batería del 0 al 100 % todos los días) esta batería debería conservar un 90 % de su capacidad.

Como siempre, todas estas cifras son teóricas y en la práctica puede variar, pero no deja de ser una innovación interesante.