El dispositivo de cobro con tarjeta y móvil de la EMT.

El dispositivo de cobro con tarjeta y móvil de la EMT.

Empresas

La EMT comienza a extender por toda su red el pago con tarjeta y móvil

El objetivo del plan es que los 2.050 vehículos de la empresa y sus 212 rutas tengan en marcha este servicio a finales de 2019.

Noticias relacionadas

La Empresa Municipal de Transportes de Madrid (EMT) ha puesto en marcha la segunda fase de su plan para que sus usuarios puedan pagar los servicios de la compañía (autobuses, teleférico, BiciMAD, aparcamientos y grúa) con su tarjeta o su móvil sin necesidad de usar efectivo. Un proyecto denominado Plataforma Integral de Pagos "EMTPay" que persigue facilitar ampliar las opciones de pago de los usuarios y reducir el uso de efectivo.

Tras el lanzamiento el pasado mes de febrero de los pilotos en la línea Exprés Aeropuerto (que une Atocha con Cibeles y el Aeropuerto) y su posterior puesta en marcha en las líneas M1 (entre Sol y Sevilla) y M2 (entre Sevilla y Argüelles), la compañía ha comenzado a extender los pagos contactless al conjunto de su red.

El objetivo del plan es que los 2.050 vehículos de la EMT y la totalidad de las 212 rutas en las que presta servicio tengan en marcha este servicio a finales de 2019. Un proceso que comenzó el pasado 1 de septiembre con las líneas 27 (que una Embajadores con Plaza Castilla) y 70 (entre Plaza Castilla y Alsacia).

La primera fase de este proyecto consistió en hacer plenamente operativo este tipo de pago en la línea Exprés Aeropuerto. El motivo de la elección de esta línea fue que solo vende billetes sencillos de tarifa especial por no ser válido ningún tipo de abono ni Tarjeta Transporte Público. Una singularidad que favoreció la realización de las primeras pruebas en este trayecto.

Según comunicó la EMT, los más beneficiados por este servicio son "los usuarios menos habituales de autobús ya que evita el uso de dinero efectivo y de estar pendiente del cambio de moneda, la necesidad de adquirir el título de transporte anticipadamente o de disponer de una tarjeta de transporte específica. En el aeropuerto, elimina el engorro de cambiar divisas o de tener que buscar efectivo y moneda fraccionaria".

Del mismo modo, este proyecto también aporta numerosas ventajas para la EMT: evita que los conductores tengan que preocuparse de una tarea, expender billetes y dar cambio, que les resta tiempo y atención a la hora de conducir. Del mismo modo, reduce los tiempos de viaje de los autobuses al ser más rápido tanto el acceso de los usuarios como el proceso de pago del billete correspondiente. Además, elimina los costes, la logística y la operativa relacionados con el manejo de efectivo y con la emisión de tarjetas específicas para recargar dinero o títulos de transporte.

Pago combinado en 2020

Una vez terminado el despliegue actual, la tercera fase de esta implantación buscará tener un impacto aún mayor. Para comienzos del 2020 se habilitará el pago combinado con tarjeta en todos los servicios de EMT. Y conseguido esto, se podrá aplicar lo que se conoce como "Pago por uso", una modalidad que posibilita el cálculo de la tarifa a posteriori.

Esto permitirá obtener tarifas bonificadas y de post-pago si en el mismo día se combina el uso de varios servicios de EMT (por ejemplo: bus y BiciMAD; bus y Teleférico, o bus y aparcamiento).

El usuario podrá utilizar los diferentes servicios de EMT, combinándolos según sus necesidades, identificándose y pagando con su tarjeta bancaria contactless o su dispositivo móvil y, al final del día, el sistema calculará y aplicará la tarifa más ventajosa en función de dicho uso. Un proceso que será revisable por parte del usuario a través de la plataforma EMTPay.