El vicepresidente del BCE, Luis de Guindos

El vicepresidente del BCE, Luis de Guindos Ints Kalnins/Reuters

Empresas BANCA

De Guindos dice que el BCE "vigila" los precios de la vivienda en España sin descartar medidas

El vicepresidente del BCE reconoce que hay zonas españolas en las que la vivienda no se ha recuperado y la AEB apunta a los ayuntamientos de Madrid y Barcelona para evitar una burbuja.

Santander

La subida de los precios de la vivienda en España está siendo vigilada de cerca por el Banco Central Europeo (BCE), según ha reconocido este jueves el vicepresidente de la autoridad monetaria, Luis de Guindos. Dados los antecedentes del estallido de la burbuja inmobiliaria, la evolución de este mercado preocupa a Fráncfort por su clara implicación en la estabilidad financiera.

Según ha explicado el exministro de Economía, a nivel europeo, "hemos identificado segmentos y países en los que existe una sobrevaloración, en los que los precios han ido más allá de los fundamentos económicos". Entre esos segmentos, ha apuntado a Estados europeos, como Francia o Alemania, que han adoptado medidas macroprudenciales, a petición del BCE, con la creación de un colchón anticíclico que ya se ha puesto en marcha.

En el caso español, es la Autoridad Macroprudencial recién creada es quién debe pronunciarse, pero la situación también "se está analizando" por parte del Banco de España. El papel del BCE, ha puntualizado, se limita a "identificar aquellos países en los cuales consideramos que se produce una sobrevaloración y pedir que actúen".

Tras esta intervención, De Guindos ha aclarado a los periodistas que se está teniendo en cuenta que en España hay zonas en las que ha subido mucho el precio de la vivienda y otras en las que el sector inmobiliario no se ha recuperado. En caso de adoptar medidas para que la banca no vuelva a tropezar con el ladrillo, origen de la crisis de 2008, tendrían que ser a nivel nacional.

Sobre este posible recalentamiento del mercado se ha pronunciado también el presidente de la AEB, José María Roldán. La patronal de los bancos ha explicado que la subida de precios "no es grave" y por tanto, la banca no se plantea "una restricción de crédito".

Roldán apuntado a los Ayuntamientos para resolver la subida de precios de "zonas puntuales, como Madrid y Barcelona" con un aumento de la oferta de suelo. Además, ha recordado que la baja inflación y los tipos bajos también contribuyen a que la vivienda se encarezca.

En este mismo foro, el gobernador del Banco de España, Pablo Hernández de Cos, advirtió el lunes del "impacto negativo" que tendría para la banca "un potencial ajuste a la baja de los precios de la vivienda". Sin embargo, matizó que las nuevas hipotecas se están concediendo con "prudencia".

La rentabilidad de la banca europea

El problema de rentabilidad que padece la banca europea ha sido otro de los grandes focos de la intervención del número dos del BCE en las jornadas financieras organizadas por la Apie y BBVA en la Universidad Menéndez Pelayo (UIMP) en Santander.

El vicepresidente del banco central ha recalcado que "el objetivo de la política monetaria es la estabilidad de precios, no la rentabilidad de los bancos. La política monetaria se establece en relación a la inflación y es un factor fundamental detrás de la recuperación económica".

Con las actuales reglas de juego marcadas por la política de bajos tipos de interés en Europa, ¿qué pueden hacer los bancos para ganar rentabilidad? De acuerdo con De Guindos, "la banca europea tiene que actuar desde el punto de vista de los costes. En términos de reducción de excesos de capacidad, de reducción rápida de los créditos dudosos, debe mejorar la relación entre costes e ingresos, la digitalización..."

Su opinión contrasta con la expresada por representantes del sector financiero que han participado en las mismas jornadas a lo largo de esta semana. Sin ir más lejos, el presidente de Bankia, José Ignacio Goirigolzarri, se mostró crítico ayer con la petición de fusiones paneuropeas al recordar que ni aportan unas sinergias de costes significativas -dado que hay que mantener los servicios centrales-, ni son premiadas en términos de capital por la regulación bancaria, más exigente con las entidades cuanto mayor es su tamaño.

Sin embargo, Luis de Guindos ha apuntado a que la banca americana "ha hecho un proceso mucho más rápido" que la europea en la consolidación. Y ha recordado que a la regulación de Basilea III "es global".

El caso español

Ya en España, ha sido preguntado por sus peticiones de mayor capital a entidades como BBVA y Sabadell. "Es natural que el supervisor pida más capital. Pero no es cuestión de nacionalidad. Si usted está en una situación estresada, tiene que hacer un esfuerzo", ha zanjado el debate el exministro.

También preguntado por la decisión del BCE, criticada por los bancos, de prolongar el escenario de tipos bajos en Europa, De Guindos ha asegurado que "fue por unanimidad". Y ha insistido en el discurso de los reguladores de que los tipos bajos también tienen efectos positivos sobre el negocio de las entidades al impulsar el ciclo económico y reducir la morosidad, entre otros.