El Banco de España en una imagen de archivo.

El Banco de España en una imagen de archivo.

Empresas

El BdE anima a los bancos a replantear su modelo de negocio ante el avance de Google y Facebook

El regulador reclama también procesos de fusión y avisa de que no valen las mismas soluciones para todos los bancos. 

Noticias relacionadas

Al Banco de España le preocupa el avance que pueden tener dentro del sector financiero las grandes corporaciones tecnológicas como Google o Facebook. Aunque todavía no está claro qué papel jugarán, ni el que adoptarán las grandes fintech, el regulador sí cree que es el momento de empezar a poner las barbas a remojar para evitar problemas en el futuro. 

La encargada de mandar el mensaje ha sido la subgobernadora del Banco de España, Margarita Delgado, quien ha alertado a las entidades financieras de que es necesario “adecuar su estrategia y su modelo de negocio” para conseguir que a medio y largo plazo se puedan “generar resultados recurrentes”. 

Todo un aviso a navegantes en un momento en el que los bajos tipos de interés y la escasa rentabilidad que da el negocio financiero, hacen que muchas entidades se planteen cuál debe ser su futuro. Ahí tenemos el caso del BBVA, que se considera ya un banco digital; o del Santander, que este miércoles presentará su plan estratégico fundamentado en la apuesta por ser una plataforma abierta de servicios financieros. 

Fusiones

Un rediseño de la arquitectura financiera tal y como la conocemos hoy en día que debe permitir aprovechar lo que Delgado considera “nuevas oportunidades en términos de eficiencia, nuevos negocios y vías más dinámicas de acceso a clientes”. Y es que para la subgobernadora los bancos tienen una fuente inagotable de recursos en los datos que tienen de sus clientes. 

“Es capital que optimice el uso de la información” que poseen para que les resulte útil en la gestión y toma de decisiones, dice la subgobernadora. Eso sí, recuerda que no hay una única solución y que “en su diseño” se debe aplicar una “adecuada” política de precios que le permita cubrir costes y riesgos asociados, así como “estructuras de gobierno y procesos de gestión” que garanticen una gestión efectiva de los riesgos. Entre ellos, por cierto, “el de la ciberseguridad, que tiene un impacto casi inmediato”. 

Ante este panorama, la subgobernadora reclama también a los bancos españoles poner encima de la mesa un análisis riguroso sobre su rentabilidad y su posibilidad de afrontar el futuro en solitario. “Son una alternativa clara para mejorar la rentabilidad y ganar en eficiencia”, ha dicho. Por tanto, ve probable que en los próximos años veamos nuevos procesos de concentración en España e, incluso, a nivel transfronterizo a medida que se avance en la “Unión Bancaria”. 

La reputación

Pero las bigtech y la rentabilidad no son las únicas amenazas que tienen los bancos. La reputación es otro de sus puntos débiles. Tanto es así que la patronal bancaria, AEB, ha contratado a Thinking Heads, Eurocofin y Alto Analytics, así como a Román y Asociados para lanzar distintas iniciativas que les ayuden a mejorar la imagen del sector. 

Es por ello que la subgobernadora reclama un “cambio cultural” en la manera en la que las entidades se relacionan con sus clientes. Para que tenga éxito cree que es necesario el “compromiso” de los órganos de gobierno y su “implicación” en el diseño y la gobernanza de los productos que comercializa la entidad o los mecanismos de incentivos al personal de ventas.