Un patinete de Bird.

Un patinete de Bird.

Empresas MOVILIDAD URBANA

Bird consigue la autorización para que sus patinetes lleguen a Madrid

La compañía de origen estadounidense ha logrado 797 autorizaciones.

Noticias relacionadas

A todos los competidores de Bird les extrañó que la compañía de origen estadounidense no estuviese entre las empresas autorizadas para operar patinetes eléctricos en Madrid. Y aunque ha sido en la tercera 'ronda' del concurso, el Ayuntamiento de Madrid ha abierto las puertas a Bird.

Según las cifras del Consistorio, la compañía tiene autorizados 797 patinetes eléctricos, en todos los barrios de la capital española. Bird ha confirmado a este periódico la luz verde recibida por el Ayuntamiento aunque no ha dado detalles sobre los plazos en que sus patinetes estarán disponibles.

EL ESPAÑOL adelantó que la compañía estaba trabajando junto a la administración para cumplir todos los requisitos y desembarcar en Madrid. Se trata de la segunda ciudad española donde opera Bird, que llegó a Málaga a finales de marzo.

Pese a haber 22 compañías autorizadas, el Ayuntamiento todavía tiene cupo para 141 patinetes. Las previsiones del Consistorio eran para 10.000 patinetes que todavía no se han adjudicado pese a las 100.000 solicitudes recibidas.

Proceso opaco 

La autorización de Bird llega a menos de 10 días del despliegue obligatorio para las primeras compañías autorizadas el pasado 12 de febrero. Un despliegue que todavía no se ha completado y que muchas empresas siguen intentando a marchas forzadas.

Varias fuentes del sector han criticado la gestión del Ayuntamiento por la opacidad del proceso y el cambio de criterios. De hecho, el Consistorio indicó a EL ESPAÑOL que no iba a 'readmitir' a empresas que en un principio se quedaron fuera, algo que ya se produjo con la entrada de Mygo y Movo y que se repite con Bird.